El yerno emprendedor y el tesorero prodigioso

05 mar 2013
Compartir: facebook twitter meneame

La actualidad judicial del caso Nóos nos está deparando temerarias ecuaciones y esclarecedores paralelismos que arrojan sobre el caso mucha más luz que los innumerables análisis y conjeturas que vienen haciéndose desde que estallara el real escándalo. He aquí algunas de esas ecuaciones:

Ecuación 1. El exsocio de Iñaki Urdangarín, Diego Torres, es al duque de Palma lo que el extesorero del PP Luis Bárcenas es al presidente del Gobierno Mariano Rajoy. Es Torres quien marca la agenda informativa y los tiempos políticos en este turbio proceso en el cual lo único que puede hacer Urdangarín, al igual que el pobre Rajoy, es rezar cada noche para que al día siguiente no aparezcan en los periódicos nuevas revelaciones que lo arrinconen un poco más contra las cuerdas de la justicia y la opinión pública.

Ecuación 2. El Jaguar del imputado en la Gürtel Luis Sepúlveda es a su exmujer y ministra Ana Mato lo que el palacete de Pedralbes es a la Casa Real. Se reprocha con razón a Mato que, como mínimo, no sintiera curiosidad sobre las fuentes de ingresos de Sepúlveda, que permitieron a este de un día para otro aparcar a la puerta de su casa un coche que debía ser la envidia de no pocos de sus vecinos; hoy sabemos que los ingresos de Sepúlveda provenían casi con toda seguridad de la trama Gürtel de corrupción política. Paralelamente, es inevitable reprochar a la Casa Real (que es el eufemismo que utilizamos para no nombrar explícitamente al rey) que no sintiera curiosidad alguna sobre las fuentes de ingresos de los duques de Palma, que les permitieron a ambos de un día para otro adquirir un palacete en el exclusivo barrio de Pedralbes por casi seis millones de euros.

Ecuación 3 (aunque con interrogación, por si acaso). ¿Es Ana Mato al caso Gürtel lo que la Casa Real al caso Nóos? Todo parece indicar, en ambos casos, que o bien no supieron lo que estaban obligados a saber ni miraron lo que estaban obligados a mirar, lo cual es malo, o bien lo supieron, lo miraron y lo consintieron, lo cual es peor.

Ecuación 4. Urdangarín es a la Casa Real lo que Bárcenas es al PP. La Zarzuela dijo que había apartado en 2006 al duque de Palma de sus prósperos negocios pero no lo hizo y el Partido Popular dijo que en 2010 había apartado del partido al tesorero prodigioso pero tampoco lo hizo.

Ecuación 5. ¿Es Rajoy al caso Bárrcenas lo que el rey al caso Nóos? Es probable. El primero está en manos de su tesorero prodigioso y el segundo en manos de su yerno emprendedor, que a su vez está en manos de su exsocio, lo que significa que las dos magistraturas más altas del Estado estarían en estos momentos en manos de dos tipos de quienes toda España está convencida que son unos sinvergüenzas.