Multas más caras

Hace mucho que a los buzones de las casas solo llegan malas noticias. Internet los ha condenado. Antes podía mandarte una carta algún amigo o familiar que estuviera lejos, o te enviaban una felicitación o un christmas. Pero eso hace tiempo que va vía WhatsApp, redes sociales o email. Así que el correo físico ya solo trae recibos. Del banco, de la luz, del agua, del gas… El buzón de casa es un habitáculo predestinado a la desgracia en nuestros días.

Y una de las cartas que uno tiene claro de antemano que va a salir cara es ese sobre blanco con un recuadro de plástico negro. La duda es cuánto. Porque lo que es seguro es que ahí hay una multa, y además con foto, para que no se te olvide.

Estas fotos las cobran muy caras, entre 100 y 600 euros. Y cuando un radar hace una foto de estas por exceso de velocidad, la DGT no perdona y no parará hasta localizar y notificar la denuncia al infractor.

Pero nunca lo hará por email.

Este correo suplanta al Centro de Tratamiento de Denuncias Automatizadas y puede ser peligroso, porque adjunta un archivo que se supone que es la foto del vehículo denunciado, pero al abrirlo no hay foto y se ejecuta automáticamente un código malicioso que infecta el equipo.

Hay una variante de este bulo que en principio no daña el ordenador, la tablet o el móvil. Pero roba los datos y claves personales si se abre el enlace adjunto.

La DGT no manda emails

La DGT solo notifica sanciones por correo ordinario, a no ser que el infractor se haya dado de alta en la Dirección Electrónica Vial con su DNI electrónico.

En caso de recibir uno de estos correos masivos, no abras el enlace adjunto y no pasará nada, pero borra el email. Estas falsas multas pueden salir más caras que las de verdad.

Pese a que esta suplantación (phising) que incluye un software malicioso (malware) está bastante conseguida y puede suscitar dudas, hay un detalle que a simple vista desacredita cualquier atisbo de veracidad: “Asunto: Multa”.

La DGT no hablaría de multa. Prefieren llamarlo sanción y añadirle un número de expediente muy largo.