¿Te roban gracias a tu tarjeta contactless?

Luis M. García

Acercan tu tarjeta al datáfono, te cobran en un segundo sin que marques el pin y te quedas tú ahí mirando mosqueado y pensando: “qué fácil tiene que ser que me roben gracias a esto”.

Las tarjetas contactless o NFC (Near Field Communication) permiten realizar un pago con solo aproximarlas a un datáfono, o TPV, y si el importe es menor de 20 euros, no te pedirán el pin. Llevan ya tiempo entre nosotros y en Internet podemos encontrar testimonios de personas que dicen haber sufrido algún robo por culpa de esta tecnología. Aunque abundan más los que dicen que le ha pasado a un amigo. O al amigo de un amigo.

Han surgido con fuerza ahora en redes sociales letreros que advierten de que te pueden robar así, en español y en inglés. Algunos acompañados de una foto, que lo cierto es que habita en la Red desde hace dos años, en la que una persona con un datáfono se supone que intenta hacer caja en el metro a costa de los que hay por allí con una tarjeta de estas. Pero tanto la Policía como los bancos aseguran que es todo falso, que ese tipo de robos no se dan en España ni en el resto de Europa y que no les consta denuncia alguna de ese tipo.

La Policía Nacional califica esta práctica directamente de bulo y los bancos mantienen que pagar con estas tarjetas contactless es seguro, porque todos los datáfonos TPV están vinculados a una cuenta bancaria y todas las operaciones quedan registradas, por lo que sería muy fácil rastrearlas e identificar al autor del robo gracias al propio aparato. Apuntan también los bancos que es imposible que te puedan cobrar llevando la tarjeta en una cartera en el bolsillo, porque la propia cartera y la ropa lo impedirían.

Se puede quitar

Estas supuestas alertas de robos valiéndose de tarjetas, robos que la Policía califica de inviables, han vuelto ahora porque, dos años después de que irrumpiera la primera, ha aumentado considerablemente el número de usuarios de esta forma de pago. Un asunto que se inició en 2016 en Forocoches recorre ahora Facebook, Instagram y WhatsApp, y siempre hay un amigo de un amigo al que le ha pasado.

En cualquier caso, esa opción de la tarjeta puede desactivarse y también puede exigirse tener que marcar el pin aunque el pago con contactless sea inferior de 20 euros. Además, las condiciones de la tarjeta se pueden modificar con el móvil si se dispone de la aplicación del banco. Otra buena opción es activar en el móvil las notificaciones de los pagos efectuados con tarjeta, y así siempre quedarán registrados de manera inmediata.