El PSOE, de mal en peor con la Comisión Gestora

03 Nov 2016
Compartir: facebook twitter meneame
Etiquetas: , , , , , , , ,
Comentarios

En la comparecencia pública posterior a la entrega del acta de diputado, Pedro Sánchez le puso fecha de caducidad a la Comisión Gestora. A su juicio, una vez que había logrado facilitar con la abstención de 68 diputados socialistas la investidura de Mariano Rajoy –y, a la vez, evitar unas terceras elecciones–, el mandato de este órgano extraordinario expiraba.

En realidad, la dimisión en bloque de todos los miembros de la Comisión Gestora debería servir principalmente para restablecer el orden estatutario, que recoge claramente que tras la renuncia de la mitad de los miembros de la Ejecutiva Federal sólo cabe la convocatoria de un congreso extraordinario en un plazo no superior a los 40 días.

Pero todo hace indicar que la Comisión Gestora tiene otra hoja de ruta. De entrada, ahora anuncia que quiere empezar un proceso de reconstrucción del PSOE a partir de diciembre. Es decir, sigue empeñada en alargar todo lo que pueda y más su mandato. Así las cosas, el congreso podría ser en abril o mayo o incluso en el próximo otoño.

El objetivo no es la reconstrucción del PSOE. Más bien este alargamiento del proceso transitorio tiene como principal finalidad ganar  tiempo para que la militancia en particular y la ciudadanía en general olviden el vodevil protagonizado y para eliminar a los críticos que encabeza Pedro Sánchez.

En modo ajuste de cuentas, la primera piedra de esta supuesta reconstrucción será echar al PSC a propósito del no de sus siete diputados en la investidura de Rajoy. Empezarán por darle puerta a sus representantes en las direcciones de los grupos en el Congreso y el Senado, los despedirán del Comité Federal y, por último, impedirán a los 18.000 afiliados del PSC que puedan votar en las primarias la elección de secretario general y candidato a la presidencia del Gobierno. Lo acabarán perdiendo en los tribunales, porque la ruptura solo se puede producir en un congreso. Pero les da lo mismo: mientras que estén fuera en las primarias para allanarle el terreno a la lideresa andaluza.

Porque de eso va esta supuesta reconstrucción del PSOE, de despejarle el camino a Susana Díaz para que se convierta en la nueva secretaria general del PSOE sin oposición alguna.

Sin embargo, en la actual coyuntura, esa prolongación artificial del mandato de la Comisión Gestora sólo servirá para agravar la crisis del PSOE, que ha perdido diez puntos desde el inicio de la crisis: ha pasado del 24 al 14%. Cuanto más tiempo esté en Ferraz, peor irán las cosas.

Este órgano representa más que nada y nadie el bochornoso espectáculo ofrecido, sobre todo por los barones críticos, en el acoso y derribo de Pedro Sánchez, y la entrega del PSOE al PP.

Mario Jiménez, hombre fuerte de la Comisión Gestora, recuerda en cada comparecencia pública que protagoniza el chusquero papel del socialismo andaluz en aquellos días, con Verónica Pérez y Manuel Pradas a las puertas de Ferraz.

Además, la hoja de ruta diseñada para entregar el PSOE a Susana Díaz ha sido superada por los acontecimientos y ha caducado. La lideresa andaluza, que reapareció públicamente cosechando una nueva avalancha de comentarios despectivos en las redes sociales, ha visto cómo su participación principal en el golpe político contra Pedro Sánchez la ha sumido en un gran desprestigio, haciendo que su liderazgo en el PSOE-A empiece a ser cuestionado –las próximas encuestas pueden descubrir un panorama demoledor e irreversible-.

Mientras tanto, Pedro Sánchez, con su renuncia al acta de diputado para no abstenerse en la investidura de Rajoy y no tener que votar en contra del mandato del Comité Federal, se ha convertido en todo un símbolo del socialismo democrático en particular y de la izquierda española en general.

De entrada, muchos militantes no han abandonado el partido a la espera de ver cómo evoluciona la campaña anunciada por toda España por el ex secretario general.

La enésima cacería emprendida contra Pedro Sánchez tras su entrevista en Salvados, de Jordi Ébole, más que debilitarlo va a acabar por reforzarlo.

Tanta unanimidad y saña entre los tertulianos extraña tanto como que El Mundo salga en auxilio de El País un día después de denunciar el ex secretario general del PSOE las presiones que sufrió por parte de directivos del rotativo de la calle Miguel Yuste y el papel principal de César Alierta, ex presidente de Telefónica y ahora al frente de la Fundación, en su descabalgamiento.

Por cierto, cabe recordar que Telefónica, con Alierta  al mando, se convirtió en la casa común del PP y el PSOE en materia de colocaciones. Desde Trinidad Jiménez y Eduardo Zaplana, la gran familia socialpopular –esposas, esposos, hijos, sobrinos, cuñados, etc.- ha demostrado una fibra especial –casi óptica- para entrar en nómina de esta importante compañía española de telefonía y política.

En definitiva, cuanto antes baje la persiana la Comisión Gestora y cuanto antes se celebren primarias y congreso, antes saldrá el PSOE del profundo agujero de desprestigio y falta de identidad en el que lo han sumido los salvapatrias de los barones, futuros dirigentes del PASOK español si la militancia no lo remedia antes mandándolos por tabaco en legítima defensa.

PD: (1) El presidente aragonés, Javier Lambán, es el principal artillero de la Comisión Gestora del PSOE contra Pedro Sánchez. En sus últimas declaraciones, pidió al ex secretario general que “se retire con dignidad y no estorbe”. A él, que gobierna hasta con un independentista de la Chunta Aragonesista –independentista con la puntita- y depende de Podemos hasta para respirar, sí que lo van a retirar por jeta y por higiene democrática. Por cierto, por indicación del tal Lambán, la Comisión Gestora ha descabalgado a Susana Sumelzo como coordinadora de los diputados aragoneses. Es el precio de haber votado no, el precio de la dignidad.

(2) Elena Valenciano, la portavoz adjunta del Grupo Socialista en el Parlamento Europeo, también se sumó a la campaña contra Pedro Sánchez. Después de la entrevista con Ébole, donde el ex secretario general se acercó a Podemos y admitió que Euskadi y Cataluña son naciones, la ex número dos con Pérez Rubalcaba comentó que eso no era el PSOE. En verdad tiene toda la razón, el PSOE es como el PP. Tanto es así que Luis de Grandes, portavoz del Grupo Popular en el Parlamento Europeo, y el representante permanente de España ante la UE, Alfonso María Dastis Quecedo, están encantados con poder contar con los eurodiputados socialistas para ampliar el Grupo Popular.

(3) La consigna de la Comisión Gestora a su jauría mediática, compuesta por paniaguados y meritorios en vías de ser paniaguados, es vincular a Pedro Sánchez con Podemos y Rufián y buscarle las cosquillas con sus comentarios contra España, una grande y libre. El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha llegado a insinuar que Pedro Sánchez trabaja para Podemos. Ya no se acuerda que hace unos años se reunió junto con ZP y Bono con Íñigo Errejón y Pablo Iglesias. Por supuesto, a espaldas de Pedro Sánchez. Otro artista del alambre.

(4) ¿Saben por qué Lambán, García-Page y demás presidentes socialistas dependientes de Podemos hablan últimamente tan abiertamente contra la formación morada? Pues muy sencillo, lo tienen casi hecho con el PP; sí, con el PP.

(5) La alcaldesa de París, Anne Hidalgo, elogió el pasado domingo en un tuit la entrevista de Pedro Sánchez con Jordi Ébole: “@sanchezcastejon que buena entrevista, Pedro habré (abre) camino. Gracias a ti y a La Sexta”. Su padre, Antonio Hidalgo, veterano militante socialista, también apoyó las tesis de Pedro Sánchez en la asamblea del PSOE de Chiclana, que aprobó una resolución reclamando la pronta celebración de un congreso extraordinario. Cada día que pasa, más y más asambleas de militantes quieren votar. Hasta en Andalucía anda buscando firmas para moverle el sillón a Susana Díaz.

(6) La página web sanchezcastejón.es fue visitada en un día y medio por más de un millón de personas y se registraron unos 60.000 militantes y simpatizantes.

 


comments powered by Disqus