¿Está Apple o no construyendo su coche sin conductor?

Las especulaciones sobre Apple y sus planes de construir un iCar (coche sin conductor) van in crescendo, a pesar de que el fabricante de la manzana no ha hecho más que tirar balones fuera. Por tener, incluso tiene un nombre en clave, Proyecto Titan, aunque Apple lo niega tajantemente.

Sea como fuere las teorías y los hechos se suceden y los rumores crecen. Así, esta misma semana se conocieron las conversaciones que mantienen el fabricante británico McLaren y la start-up de motos eléctricas Lit Motors. De nuevo, una negativa tanto de Apple como de las otras dos empresas, aunque se hicieron eco de estos encuentros Financial Times y The New York Times después de un chivatazo anónimo.

Pero lo cierto es que cuanto más niega Apple, más creíble parece todo. Más negativas sobre contactos: el fabricante de iPhone habría hablado con unas instalaciones privadas al este de San Francisco para poder realizar pruebas; con el innovador proveedor de componentes de automoción austriaco Magna Steyr o con diversas compañías de estaciones de carga de coches eléctricos.

¿Existen más elementos que podrían apuntar hacia que, efectivamente, Apple está desarrollando su propia iCar? Y la respuesta es sí, porque tal y como desvelaban analistas de Above Avalon, la multinacional prevé gastar este año 10.000 millones en I+D, que viene a ser el triple de lo que gastó en 2012. Eso es mucho dinero, incluso, para lanzar un nuevo iPhone en un mercado cada vez más saturado.

A ello se suma, además, el fichaje de Dan Dodge, el fundador de QNX, la división e software para vehículos de BlackBerry que suministra programas de información y entretenimiento a los fabricantes de coches.

pososanarquia_uber

Por otro lado, también surgen los rumores en sentido contrario, esto es, que si bien en un principio Apple aspiraba a desarrollar su propio iCar, finalmente habría descartado estos planes. Parte de este cambio vendría motivado por los cuerpos de ventaja que le sacan algunos de sus competidores: Google ya ha realizado pruebas en cinco estados, Ford se ha comprometido a vender un coche sin conductor para 2021 y Uber comenzó la semana pasada a llevar clientes sin conductor en Pittsburgh (foto superior).

No sorprende tan actividad de I+D en este campo, puesto que incluso desde la Administración Obama se ha publicado un informe de más de 100 páginas en el que detalla su intención de trabajar mano a mano con los fabricantes de coches sin conductor. ¿El objetivo? Atajar las cerca de 35.000 muertes en accidentes de tráfico que se producen cada año en EEUU. En la actualidad, únicamente nueve estados y Washington DC cuentan con leyes para vehículos autónomos.

Los rumores que sustentan, además, esta cancelación del Proyecto Titán son los del despido de docenas de trabajadores hace un par de meses…trabajadores que una vez cancelado el iCar, sencillamente, sobraban. Y hablo de docenas porque en esa dirección van los rumores, pero lo cierto es que cuando Bloomberg anunció el fichaje de Dodge habló de cientos de ingenieros trabajando en Titán para tenerlo listo como tarde para 2020.

Así las cosas, ¿qué queda? ¿Que con los 200.000 millones de dólares de efectivo con que cuenta Apple compre Tesla, el fabricante de moda? No… eso también lo ha negado el gigante de la manzana.