Planeta Axel

Análisis, perfiles e historias de fútbol internacional

Sorteo mixto para España y morboso para Inglaterra

26 Nov 2007
Compartir: facebook twitter meneame
Comentarios

Estábamos pendientes del grupo que le tocaría a España, pero es evidente que la gran noticia del sorteo de la fase de clasificación para el Mundial 2010 fue el emparejamiento de Inglaterra con Croacia. El auditorio en el que se estaba celebrando la gala en Durban se sobresaltó. Algunos incluso aplaudieron. Antes de llegar a Sudáfrica, el campeonato ya habrá tenido un duelo de altos vuelos, un clásico con pasión, morbo y rivalidad. Porque está claro que, desde el pasado miércoles, un choque entre británicos y balcánicos nunca volverá a ser un partido más.

El resultado del sorteo para la selección española puede considerarse de nivel medio por lo que se refiere a su fortuna. Se evitaron la mayoría de grandes cocos, pero un par de detalles podrían haber sido mejores. Por ejemplo: Bosnia era la selección más potente del cuarto bombo y fue a parar al grupo de la roja. Y, aunque lo lógico sería ganarle bien los dos partidos, Estonia no es tan débil como podrían serlo San Marino, las Islas Feroe o Luxemburgo, algunas de las alternativas entre los equipos más flojos. Pero lo importante es que las cinco rivales son inferiores a España. Algunas más, otras menos, pero todas inferiores.

Lo peor serán los viajes, los partidos fuera de casa. Turquía y Bosnia-Herzegovina generan ambientes hostiles en sus encuentros como locales, por lo que ganar allí será bastante complicado. Y aunque parezca raro, también lo será, aunque menos, vencer en Armenia. Y si no que se lo pregunten a todas las favoritas del grupo A de la recientemente terminada fase previa de la Eurocopa. Ni Polonia, ni Portugal, ni Serbia ni Finlandia ganaron en Ereván. No cuentan para meterse, pero los caucásicos suelen convertirse en jueces en todas las liguillas en las que participan.

Inglaterra tiene motivos para sentir cierto miedo. Su grupo se parece demasiado al que la dejó sin viajar a Austria y Suiza. Repite Croacia y el tercero en discordia, Ucrania, también es un conjunto ex-soviético. El grupo, por cierto, está repleto de ex repúblicas de la URSS, porque también están Bielorrusia y Kazajstán. Si aún faltaba algún ingrediente para que los ingleses se sintieran desdichados, volverán a coincidir con Andorra. No olvidemos que uno de los momentos más humillantes para los pross fue el partido de Montjuic, este año, cuando fueron incapaces de abrir el marcador ante el conjunto pirenaico en toda la primera parte. Allí empezó a presagiarse el final que le esperaba a McClaren.

El grupo más competido parece ser el A, en el que Portugal deberá luchar con Dinamarca y Suecia, de nuevo juntas. La campeona Italia no debería tener problemas ante Bulgaria, República de Irlanda, Chipre, Georgia y una Montenegro que se estrenará en competición oficial. Y lo hará con opciones de pelear por el segundo puesto, algo que parecía impensable teniendo en cuenta que partía desde el último bombo. A ellos también les sonrió el sorteo.

Los rivales de España

Turquía
Se encuentra a mitad de camino entre dos generaciones: la brillante que fue tercera en el Mundial 2002 y la prometedora que se proclamó campeona de Europa sub-17 en 2005. La intermedia es más mediocre, aunque los jóvenes podrían llegar a esta fase. Nihat Kahveci es su estrella.

Bélgica
Está muy por debajo de su media histórica. En la última fase no logró ni pelear la clasificación, quedando por detrás de Finlandia. Sin embargo, por debajo llega una hornada interesante que fue semifinalista en el último Europeo sub-21. Se agarrarán a estos jóvenes para soñar.

Bosnia-Herzegovina
Decepcionó en el pre-europeo, pero en las dos fases anteriores peleó hasta la última jornada y se quedó muy cerca de acudir a Portugal y Alemania. Son fuertes en casa y muy competitivos. El media punta del Nurenberg Misimovic, nacido en Alemania y muy técnico, es su mejor jugador.

Armenia
Ha mejorado notablemente en los últimos tiempos, hasta el punto de convertirse en un rival muy incómodo en su estadio. Es un equipo peleón y con algún defensa de buen nivel, como Arzumanyan. Los gemelos Karamyan y el joven de 20 años del Ajax Edgar Manucharyan destacan en ataque.

Estonia
El equipo más débil del grupo. Hay poca tradición futbolística en el país e incluso los conjuntos más importantes no llegan al millar de espectadores en sus partidos en casa. La selección es un reflejo de ello: su jugador más conocido es el portero Poom, que jugó en el Arsenal.


comments powered by Disqus