Planeta Axel

Análisis, perfiles e historias de fútbol internacional

Un récord como regalo de aniversario

01 Mar 2008
Compartir: facebook twitter meneame
Comentarios

El 28 de enero de 1998, un partido amistoso entre Francia y España inauguraba el Stade de France. Esta tarde, diez años después, Saint-Denis acogerá por primera vez un partido de la Ligue 1 para conmemorar su primera década de vida. Y entrará en la historia del campeonato por la puerta grande, batiendo el récord absoluto de asistencia del torneo, que hasta ahora estaba en poder del Vélodrome por un Marsella-Lyon que congregó a 57.714 espectadores en abril de 1999. Se espera que esta tarde más de 75.000 personas acudan a la gran fiesta en las afueras de París.

Curiosamente, no será un equipo de la capital el que jugará como local en el Stade de France. Será el Lille, ya acostumbrado a desplazar a su hinchada a Saint-Denis: allí jugó sus tres encuentros de Champions League en la temporada 2005-2006. El cartel del partido –el visitante es el todopoderoso Lyon- y la proximidad geográfica de la ciudad norteña –que se encuentra a doscientos kilómetros de París- han propiciado que éste sea el encuentro elegido para celebrar el aniversario. La directiva del Lille costeará el desplazamiento a los aficionados, que llenarán más de 140 autocares fletados por el club.

No será sólo un partido de fútbol: habrá espectáculos, conciertos y hasta fuegos artificiales. La organización ha recomendado a los asistentes que lleguen al recinto a las tres y diez minutos de la tarde, justo dos horas antes del inicio del encuentro. Las pantallas gigantes emitirán un pequeño reportaje que recordará los momentos más destacados de los diez años del estadio. En lo futbolístico, las finales del Mundial 98 y de las Ligas de Campeones de 2000 y 2006 –con triunfos para el Madrid y el Barça- constituyen sus citas más memorables.

Pero el partido en sí no tendrá carácter amistoso. Más bien todo lo contrario. Los tres puntos en disputa son de una importancia extraordinaria en la pelea por un título de liga mucho más competido que en las ediciones anteriores. Con el Burdeos pisándole los talones al Lyon, el campeón necesita sacar un buen resultado de Saint-Denis para mantener el liderato. No lo tendrá nada fácil, ya que el Lille de Claude Puel lleva ocho partidos sin perder y la llegada de Rio Mavuba en el mercado de invierno le ha aportado una mayor solidez. Además, el equipo de Alain Perrin pierde gran parte de su potencial cuando se aleja de Gerland: fuera de casa sólo ha sumado 17 puntos de 36 posibles, menos de la mitad.

Ajeno a la fiesta que se habrá celebrado unas horas antes cerca de su casa, el Paris Saint-Germain tendrá también su papel en esta lucha por el primer puesto. Necesitado de una victoria para alejarse de la zona de descenso, el conjunto capitalino visitará al Girondins en el encuentro que cerrará la jornada mañana por la noche (20:55). Cuando termine ese choque sabremos con mayor certeza si habrá emoción en la Ligue 1.


comments powered by Disqus