Opinion · Palabra de artivista

Alberto Garzón, el voto frente al botox

iugarzon-shangay-madridMañana martes 15 tengo el honor y el orgullo de presentar a Alberto Garzón, Sol Sánchez y Enrique Santiago –tres primeros de la lista de UP-IU– en Madrid. Será en el teatro La Latina. Tras el bochornoso, antidemocrático y tramposo boicot mediático a UP-IU, estos actos de campaña se han convertido en vitales para poder comunicar, a un pueblo cada vez más desinformado, el programa del único partido de izquierdas, la única alternativa real que ha quedado. Es curioso que estos actos han crecido en aforo de un modo exponencial. A pesar de su escandalosa exclusión de UP-IU de todos los debates y programas propagandísticos de los medios del IBEX 35, cada vez más gente empieza a darse cuenta de que esas divertidas entrevistas en programas de lacayos del régimen como Bertín Osborne, Ana Rosa, Maritere Campos, Ana Pastor y toda La Sexta en general no son más que una estafa.

El régimen del 78 que nos estafó en la Transición pretende ahora volver a hacerlo en la que estos títeres de la oligarquía ladrona han denominado la segunda Transición. La prueba de quién es una marioneta de este decadente capitalismo posfranquista es evidente viendo quién tiene acceso a esos medios en manos de estos franquistas: los cuatro partidos que ahora constituyen el nuevo bipartidismo reciben la ayuda descarada de un sistema montado sobre la mentira, el monopolio y el pensamiento único.

Si en el titular hablo de botox es para referirme a ese popular procedimiento estético consistente en inyectar pequeñas dosis de un veneno que paraliza los músculos de la cara evitando así las arrugas de la expresión. Ese procedimiento ha llegado también a política y ahora se paraliza cualquier procedimiento democrático con la inyección de esos partidos autodenominados de “la nueva política” que sólo quieren conseguir aparentar una renovación, juventud y lozanía de la que carecen. Como el procedimiento estético, Ciudadanos y Podemos no son más que una mentira nacida para apuntalar al decadente dinosaurio del bipartidismo y garantizar su alternancia y supervivencia. A cambio, por supuesto, han recibido dosis monumentales de exposición, propaganda y publicidad.

No es muy difícil saber quién es la verdadera amenaza para este sistema corrupto de ladrones. UP-IU, y por lo tanto Alberto Garzón, ha sido el único partido excluido de cualquier medio (des)informativo de España.

Como apuntaba muy acertadamente mi amiga Bego García Martin:

programapartidosLos debates tenían precio:
-Abandono Proceso Constituyente
-Sí a la OTAN
-No a la nacionalización de energéticas
-Sí al libre Mercado
-Sí al toreo
-Sí a los concertados
-No al referéndum por una República
-No al estado laico
-Continuidad de las ETT
-Abandono de la ley de medios
-Mantener la subvención de universidades privadas

Podemos, vendiéndose como una ruptura o cambio, al igual que Ciudadanos, quiere mantener todos esos pilares del saqueo y de este sistema corrupto. No hay cambio, hay recambio. Por eso al único que la CEOE, por ejemplo, no ha agradecido su colaboración es a UP-IU (CEOE ve “puntos coincidentes” con las propuestas económicas de Podemos). Malo cuando un explotador como Rosell te da palmaditas en la espalda.

El tema es tan espeluznante que estos días Alfredo Pérez Rubalcaba ha denunciado haber escuchado a Rajoy decir un eufórico “Lo estás haciendo muy bien” a Pablo Iglesias (min. 1:57 del vídeo). Rubalcaba en ese mitin llega a llamar a Rajoy “el hombre que susurraba a Pablo Iglesias”. En el caso del falso PSOE denuncia que se ha utilizado a Podemos para derrumbarles. Imagínense lo que no ha hecho Podemos contra la verdadera izquierda, la verdadera amenaza para sus patrones de la oligarquía: UP-IU. Por eso reciben tantas prerrogativas, tanto espacio, tanta campaña gratis. Por eso mismo UP-IU es boicoteada indecentemente de cualquier medio.

Por eso, también, se ha convertido la calle, los actos, las reuniones sin filtros oligarcas, en determinantes para conocer la verdad. IU es la única alternativa ante este sistema corrupto que Ciudadanos y Podemos han venido a salvar, a rejuvenecer, a refrescar con sus inyecciones de botox.

Por eso os pido que vengáis a estos actos para conocer la verdad que los medios os están ocultando. Y, por supuesto, os pido que el próximo 20D lancéis un voto, no un botox. Porque será un camino largo, pero la oportunidad de cambiar las cosas empieza ahora: con UP-IU.

No al botox, si al voto.