Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

15 anuncios vintage en los que las mujeres aparecen como idiotas

08 may 2014
Compartir: facebook twitter meneame

Iñaki Berazaluce

latigos

La publicidad actual puede resultarnos sexista –y lo es- pero hace medio siglo alcanzó sus máximas cotas de vejación para con la mujer. Paradójicamente, coincidió con las primeras oleadas de la llamada “liberación de la mujer”, el protofeminismo que empezaba a darse en los países occidentales que se subían al tren del “progreso”, con España varios vagones por detrás.

Anuncios como el de AEG o este otro de planchas Solac siguen el patrón marcado por el estereotipo social de los años 50 en EEUU: “El rol masculino del que trae el dinero a casa frente al rol femenino de la que compra lo imprescindible para el hogar”, según analiza Joaquín Montaner, de Consume Hasta Morir, en su estudio ‘Publicidad machista’ [.pdf].

Coherentemente con este rol pasivo y complaciente, la mujer del anuncio suele ser víctima una notable incapacidad para manejarse en la vida, entender los nuevos aparatos o incluso desenvolverse en la cocina, su territorio soberano. “Tarde o temprano tu mujer te llevará a casa”, reza el eslogan de un Volkswagen Escarabajo de los años 70. “¿Esto es un ordenador?”, se pregunta la secretaria (rubia) sentada junto a un mamotreto con aspecto de máquina de escribir con atisbos de inteligencia (la máquina).

02

Anunciante: Mini Cooper.
Año: 1960’s.
Sólo para ellas: Una enjoyada mujer con cara de pánico y un eslogan que no deja lugar a dudas: “El Mini Automatic. Para una conducción básica”.

03

Anunciante: Ketchup Alcoa.
Año: 1953.
Sólo para ellas: Un mensaje en la línea más misógina de ‘Mad Men’: “¿Quieres decir que una mujer puede abrirlo?”.

04

Anunciante: Relojes IWC.
Año: 1970’s.
Sólo para ellas: Brillante doblete extraído de una revista española, de la época en que las mujeres eran el pimpampún de la casa. En el sentido más amplio.

datacomp

Anunciante: Mini Datacomp.
Año: 1970’s.
Sólo para ellas: “¿Esto es un ordenador?” Se pregunta la secretaria rubia, valga la redundancia, ante un mamotreto surgido del pleistoceno de la informática. “Puedes apostar que sí, dulce operadora de Telex”, responde la voz, indudablemente masculina.

06

Anunciante: Dormeyer.
Año: 1952.
Sólo para ellas: Un copy para enmarcar: “Esposas: Observad este anuncio con detenimiento. Señalad los productos que deseáis para estas Navidades. Enseñádselo a vuestros maridos. Si no van inmediatamente a la tienda, llorad un poco. No mucho, sólo un poco. Irán, irán”.

Anunciante: Soberano.
Año: 1961.
Sólo para ellas: Incorrección política grado 8 en la escala Osborne: ¿cómo aplacar a un marido violento, que a la mínima suelta la mano? Pues esperándole con una buena copa de coñac cuando vuelva del trabajo. De cajón de madera de pino.

birra

Anunciante: Schilz.
Año: 1950’s.
Sólo para ellas: Otra frase que haría las delicias de Don Draper: “No te preocupes, cariño, al menos no has quemado la cerveza”. Hoy quieres demostrar que eres mayor. Y la has cagado.

09

Anunciante: Volkswagen.
Año: 1964.
Sólo para ellas: Un escarabajo con un faro roto y el lateral abollado. ¿Quién ha sido? La imbécil de tu mujer, claro. Eso te pasa por no haberle comprado el Mini.

Anunciante: AEG.
Año: 1967.
Sólo para ellas: La mujer atiende las tareas del hogar mientras vigila a sus hijos por la ventana. Llega la furgoneta de reparto de AEG con un lavavajillas. Se escucha una voz en off masculina: “Vaya, parece que no le privan de ningún antojo”. “Un lavavajillas AEG NO es ningún antojo”, responde ella asertiva, casi levantisca.

11

Anunciante: Lucky for Men.
Año: 1960’s.
Sólo para ellas: Por menos de esto podrían meter en la cárcel a toda la agencia de publicidad: un tipo “viril” con guantes de boxeo, una lela con el ojo morado… “No importa lo que ha pasado. Él es un hombre y Vd. Lo ama. Él merece Lucky”. Eran otros tiempos, claro…

13

Anunciante: Listerine.
Año: 1940’s.
Sólo para ellas: Entre zurriagazo y zurriagazo más te vale que no te cante el pozo, mujer. El argumento insoslayable para comprar estas pastillas contra el mal aliento es: “Le puedes perder en un minuto”.

anuncio_vintage03

Anunciante: Glory.
Año: 1960’s.
Sólo para ellas: El energúmeno de la camisa abierta pasa por ser el jefe de la potranca, aunque se intuye “algo más”. “Mi jefe quiere saber qué marca de medias uso”. Pues está claro: Glory Complet, “una preocupación menos para nosotras”. A buen entendedor…

tumblr_inline_n1ja7351ta1r5632v

Anunciante: Mr. Legs.
Año: 1960’s.
Sólo para ellas: Doble mortal y medio con tirabuzón. Aquí la mujer ya no aparece como idiota o como sparring del macho de turno, sino directamente como alfombra viviente que uno puede pisotear. De piel de tigre, eso sí.

14

Anunciante: General Electric.
Año: 1953.
Sólo para ellas: “¿Cuánto más quiere que brilles su secretaria?” ¿Un 20%? ¿O quizá un 50%, rozando el límite para el “bello sexo”. Anuncio de fluorescentes con doble sentido machista a más no poder.

15

Anunciante: Scotch Britte.
Año: 1977.
Sólo para ellas: Ya sabemos que Scotch Britte es como el oxígeno para el ama de casa (“yo no puedo estar sin él”), así que no extraña que las marujas esperen a que caiga del cielo como si fuera maná. La liberación de la mujer era esto.

16 (1)

Anunciante: Tablas de planchar Rid-Jid.
Año: 1960’s.
Sólo para ellas: En la era espacial las mujeres hacen lo mismo para lo que están programadas: planchar y las tareas del hogar.

7133631691_55bdd26e60_z
Bonus track: ¿Dije anuncios antiguos? Corrijo, esta cámara digital de Samsung es “Demasiado inteligente para Amy”. Año del anuncio: 2012.

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

Más madera:

¡Cultiva tus derechos! La Marcha Mundial de la Marihuana toma las calles de Madrid

Cinco presuntos viajeros en el tiempo y sus posibles explicaciones

¿Tiene Vd. características poco varoniles? Tranquilo, lo suyo tiene remedio

-Doce canciones (y un videoclip) que hoy estarían prohibidas