Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

“Cómo distinguir a nuestros amigos chinos de los enemigos japoneses” (Life, 1941)

05 Feb 2018

Iñaki Berazaluce

Imagen: Anthropology.net, vía University of Illinois.

“Los japoneses tienden a reírse a voces en el momento equivocado”.

Reconozcámoslo: a todos los occidentales nos resulta difícil distinguir la procedencia de los miembros de la raza amarilla: de Mongolia a Singapur todos son, básicamente, “chinos”. Más difícil lo tenían aún los estadounidenses durante la II Guerra Mundial, enfrentados al imperio del sol naciente y aliada de China. La revista Life publicó en 1941 una práctica guía para ayudar a sus lectores a distinguir de un vistazo a los oriundos de uno y otro país.

La guía era más útil en terreno estadounidense que en el campo de batalla, donde chinos y japoneses acostumbraban a ir ataviados con su correspondiente uniforme. En EE.UU., en cambio, miles de japoneses fueron internados en campos de concentración durante la II Guerra Mundial, en uno de los episodios más vergonzantes y silenciados de aquella contienda. Por lo menos esta guía sirvió para no internar también por error a chinos y coreanos.

Para los antropólogos físicos, la diferencia entre chinos y japoneses puede medirse en milímetros. Según el artículo de la revista Life, “ambos pueblos están relacionados con los esquimales y los indios de Norteamérica. El japonés moderno es descendiente de los mongoloides que invadieron el archipiélago en los albores de la prehistoria, y de los aborígenes nativos que habitaban las islas antes que ellos. La antropología física, en consecuencia encuentra que chinos y japoneses son relativamente cercanos entre sí, como los alemanes y los ingleses”.

[» Seguir leyendo »]

Las espías que tejían mensajes secretos con ganchillo y calceta

12 Jun 2017

Inma Saranova

Cuando pensamos en el papel de las mujeres en la Historia del espionaje suelen venirnos a la cabeza nombres recurrentes como el de Mata Hari que en el imaginario colectivo encajan en el arquetipo de la ‘mujer fatal’, usando sus habilidades sexuales para obtener información, pero lo cierto es que la mayoría de mujeres espías que participaron en las dos Guerras Mundiales no encajan, ni de lejos, en dicha categoría.

Por eso, hoy en Strambotic vamos a hablar de las otras, las que escribían mensajes ocultos en los nudos del punto. Mujeres ancianas tejiendo en lugares de escucha y codificando los mensajes a través de sus puntadas. Mujeres que conocían y desarrollaban durante la guerra un lenguaje en código a través de las posiciones de sus agujas de tejer. Esta es la historia del idilio poco conocido entre el ganchillo y el espionaje.

[» Seguir leyendo »]