Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Masters of Naming: La hilarante recopilación de los nombres más cachondos de las tiendas

13 Feb 2018

Iñaki Berazaluce

Dog Limpio, túnel de lavado de mascotas.

Hubo un tiempo en que los bares se llamaban Bar La Farola, Bar Manolo o, los más audaces, Bar RoFer (apócope de Rogelio y Fernando). En esto llegó el cachondeo al naming, y luego llegaron las redes sociales y esto se convirtió en un sindiós: las calles se llenaron de tascas con nombres ingeniosos como La Tapilla Sixtina, Bar Veider, El Quinto Moño o La Birra de Brian.

Y tras los bares llegaron las panaderías (Walking Bread), el pádel (Pádel Nuestro) o las reprografías (Harry Plotter). Hace cinco años, Miquel Caimary empezó a sacar fotos en su Barcelona natal de los nombres más curiosos que encontraba por la calle y a compartirlos en su tuiter personal. Lo que empezó siendo un grupo de amiguetes que compartía sus hallazgos de nombres ingeniosos fue creciendo y el verano pasado se convirtió en Masters of Naming, una página web con sus correspondientes redes sociales (Twitter, Facebook e Instagram) que ya es mucho más que un chiste, es un auténtico repositorio de los mejores nombres de marcas y comercios… y algún que otro desastre. [» Seguir leyendo »]

Once vinos con nombres divertidos para animar un velatorio

26 Nov 2017

Iñaki Berazaluce

mala folla

Hubo un tiempo en el que los vinos se dividían en dos grandes categorías: los llamados “vinos de mesa”, el típico vino que te estropeaba La Casera, y que respondían a nombres tan reveladores como Campoviejo, El Tío de la Bota o el infame Elegido, ese brebaje que anunciaba Alfredo Landa, epitome de village people nacional de la época. En la gama alta estaban los “marqueses” y los “señoríos”: Marqués de Riscal, Señorío de Los Llanos, Carta de Plata y demás caldos con “postín”, para epatar a las visitas.

Esta jerarquía se ha acabado, o más bien, ha quedado relegada a las baldas del Carrefour. Lo que se lleva ahora son los vinos con nombres desenfadados, esas etiquetas que dicen tanto del sentido del humor del bodeguero (Mala Follá) como de las ganas de vivir la vida a grandes sorbos del consumidor, ese individuo de mediana edad que una vez fue JASP y decora su piel con tatuses. [» Seguir leyendo »]

Diez palabras que no sabías que eran marcas registradas

05 Sep 2017

Strambotic

El mundo de la propiedad intelectual causa dolores de cabeza a creadores y abogados del mundo entero. Cada territorio cuenta con sus propias leyes, y lo que en EEUU puede ser aceptado como “marca registrada”, aquí puede encontrarse con la negativa de los organismo pertinentes.

Aún así, todas las palabras o expresiones que os presentamos son propiedad de alguna empresa que vigila de manera cuidadosa su utilización. En algunos casos, la ubicuidad de algunas marcas comerciales las terminan por hacerlas de uso común: toda una generación ha hablado de “hacerse un Cola Cao“. En otras, hay que reconocerlo, han tenido un poco de morro a la hora del registro.

Superhéroe

Propiedad de… Marvel y DC Cómics

Las dos compañías de tebeos más grandes de los EEUU poseen esta vocablo tan popular al 50%. El resto de compañías comiqueras suelen usar expresiones como “Metahumanos” o “Superhumanos”. El uso de la palabra no es especialmente perseguido, pero sí se ha dado algún caso de retirada de un producto. ¡Ah! De nuevo, ninguno de los dos propietarios inventó el término: se inventó en un serial radiofónico de 1917. [» Seguir leyendo »]

Veinte falsificaciones que no lograrían engañar ni a un niño de parvulario

06 Jun 2017

Iñaki Berazaluce

marcas000

¡Ay!, el proceloso mundo de las marcas falsificadas… ¿Quién no ha estrenado orgulloso unas flamantes zapatillas marca Nikel hasta que el listillo de la clase se dado cuenta y te has convertido en el hazmerreír del patio? Las multinacionales se gastan auténticas millonadas en crear y fomentar sus marcas, para que luego llegue un desalmado y se saque de la manga un bolso Coco Canal o unos pantalones Dio & Gómez.

Pero hace tiempo que las marcas truchas han salido del mundo textil para invadir cualquier sector de la economía, de la electrónica (los auriculares marca Sonia o el prestigioso reproductor iPed) a la alimentación: qué mejor que un capuchino bien cargado en el StarFucks  para mojar unas crujientes galletas Boreo. [» Seguir leyendo »]

Diez marcas que suenan fatal en otros idiomas

19 Ene 2015

Iñaki Berazaluce

F43AE373F

Los creadores de marcas se desviven por lograr un nombre universal, sonoro, memorable, que denomine su producto con vocación transnacional; su “Kodak” para entendernos. Objetivo vano: cualquier palabra aparentemente inocua en un idioma puede resultar malsonante en otro. Recuerden los míticos Mitsubishi Pajero de hace unos años y las risas que generaron de manera involuntaria.

Por supuesto, el español no es el único idioma en el que pasan cosas como estas. Aquí os traemos otros casos de todo el mundo de marcas que por su nomenclatura lo van a tener difícil para triunfar en determinados mercados. Y es que con la globalización hay que estar muy atento siempre y tener el wordreference a mano. No sea que te pase como a Ikea. A los tailandeses les hace mucha gracia este nombre, como veréis. [» Seguir leyendo »]

Diez famosos eslóganes publicitarios que son mentira (y uno que es incuestionable)

22 Oct 2014

Strambotic

redbull_1

“En el mundo de la publicidad no existe la mentira, sólo convenientes exageraciones”, decía el cínico creativo interpretado por Cary Grant en ‘Con la muerte en los talones’. A estas alturas no estamos descubriendo la penicilina al afirmar que buena parte de los mensajes publicitarios que engullimos cada día son sucias mentiras convenientes exageraciones.

Pero se pilla antes a un mentiroso que a un cojo, así que Red Bull ha tenido que indemnizar a sus clientes por hacerles creer que el brebaje “cafeínico les da alas”. Los responsables de marketing de los siguientes anunciantes podrían recitar de carrerilla aquella lección tan valiosa (la única) de Joseph Goebbles: “Si una mentira se repite lo suficiente, acaba por convertirse en verdad”. Sucede con la propaganda y también con los eslóganes publicitarios.

[» Seguir leyendo »]