Hollywood mira Antena 3 y Cuatro

13 Abr 2009
Compartir: facebook twitter meneame
Comentarios

Me turba que Nacho Vigalondo y yo hayamos escogido el mismo tema el mismo día por caminos diferentes. En especial cuando sabemos que eso no pasa, que cualquier coincidencia temática o formal es obra de guionistas gandules o productores mefíticos. En cualquier caso, si me denuncia significará que me lee y el masaje de ego está por encima de cualquier sanción.

Mientras la mayor parte de ustedes se  ponía bajo la lluvia en puntos de la geografía española distintos al habitual, yo he aprovechado estos días para ponerme al día con algunos de los nuevos estrenos americanos. Lo que me ha permitido concluir que al otro lado del Atlántico pretendían aprovecharse de nuestro devoto despiste de estos días para colárnosla. Hartos de nuestras copias descaradas (y gratuitas muchas veces), en Hollywood han decidido plagiar las series españolas.

Hoy destaparé dos escándalos desde esta bitácora. Por riguroso orden de estreno, el primero es The unusuals o Los poco corrientes hombres de Brown.  Imaginen, no les costará, una comisaría en la que cada  policía es más raro o tiene la manía menos habitual (como no querer morirse, ya ven). Dentro de este contexto, hay una trama horizontal para tenernos enganchados toda la serie (algo raro pasa en esa comisaría), apuntes de tensión sexual no resuelta y argumentos autoconclusivos con casos serios y tontos por igual. Todo ello interpretado por actores que, sin ser estrellas, nos son reconocibles en su mayoría. Les hemos visto por ahí.

Yo de Globomedia iría demandando rápidamente. Porque no es sólo que hayan copiado, es que ¡lo han hecho mejor! Tiene unos guiones mucho más equilibrados, un tono muy bien mantenido que fluye desde el disparate hasta planos más serios de la narración y personajes con bastante más que dos dimensiones. ¡En un solo capítulo! Claro, como el trabajo ya lo tenían hecho…

Habrá que seguir viéndola. Para poder denunciarles, claro. Sí. Por eso.

El segundo asalto que someto su consideración, amables lectores, es el de Harper’s island o Hay alguien ahí, en la isla. ¡Cómo se atreven! Un argumento tan original como el desarrollado por Plural y Cuatro no podía pasar desapercibido en esa copia barata cara que se ha marcado la CBS.

Han cambiado un detalle tan nimio como que en lugar de ser una familia que se muda a una casa, es un montón de gente que va a una isla a celebrar una boda.  Toda una semana, eso sí. A mí por esto ya me caen mal. Yo creo que sólo le admitiría a dos amigos tremendo bodorrio y ya les ha pasado la vez.

En la isla hubo unos asesinatos hace años y desde el primer momento empiezan a cargarse gente por todas partes. Vamos, lo que debería ser cualquier boda. Especialmente espectacular la segunda muerte del capítulo. Merecen la pena los otros 40 minutos sólo por esa secuencia.

Pero, vamos, si por algo digo que hay plagio seguro es porque ¡sale una niña que ve fantasmas! (o algo).

Harper’s Island

– Mama, los fantasmas me dicen cosas.

– ¡Niña, deja de ver La noria y a la cama!

Y lo que es peor de todo y que yo no entiendo: ¡también han copiado a una actriz española!

 Barbaragoenagas

¿Quién dijo que hay bastantes barbaragoenagas en el mundo?

Menos mal que esta propuesta sólo es recomendable para auténticos fans del género. Eso contendrá las olas de indignación que podrían hacer tambalearse las relaciones diplomáticas entre España y Estados Unidos. Justo ahora que nos llevábamos tan bien…

La culpa la tiene Moratinos. Fijo.


comments powered by Disqus