Pregúntale a Anómalo (III)

06 Feb 2010
Compartir: facebook twitter meneame
Comentarios

Sorprendentemente, esta sección sigue viva una semana más. Y así seguirá mientras sigan entrando sus consultas a través del formulario del Formspring. O hasta que los de Wikipedia protesten por copipastear todas las respuestas. Vamos con ello antes de que nos crujan.

Rompe el hielo Platon. Por esta vez le respondo, pero dejen de venir destrozándome los elementos termodinámicos orientados al bebercio. Más o menos conocemos la televisión patria y anglosajona ¿alguien sabe algo de la europa central o del este?

Muy poquito. Tal vez recuerde usted los posts de verano dedicados al zapping por Alemania y Austria y la cosa parecía igual de desalentadora que en el resto del mundo. Pero piense que lo que nos suele llegar de otras cinematografías y demás industrias audiovisuales suele ser lo mejor que producen, y que de centroeuropa la referencia más conocida con la que contamos es el überperro Rex.

Empieza la ronda de anónimos: ¿No crees que Antena 3 llega a ser demasiado pesada con sus autopromociones hasta el punto de ser negativo?

Claro que sí. Sobre todo las sobreimpresiones sobre programa. El punto es que ahí estás cautivo y para ellos es la mejor forma de difundir su parrilla y la más barata.

El problema de este tipo de publicidad, como en cualquier otra, es que aquí seguimos yendo a kilos. Hombre, no me anuncie usted DEC cuando estoy viendo Los Simpson, que no somos exactamente el mismo target.

O sí, vaya usted a saber.

Anónimo novatillo, le respondemos con cariño: Hola Anómalo, ¿qué te parece Glee?

¿Escucha ese murmullo? Son docenas de internautas preparándose para decir: “Anómalo, has perdido un lector” en cuanto me reitere en mi afirmación de que me gusta Glee.

Ya comentamos algo: 
Si no le gustan los musicales, ni lo intente. Si le gustan, lo único que a veces me molesta es que todas las canciones son karaokes a lo OT, aunque alguna versión les ha quedado más que digna.

A mí esta versión me gusta. Ya pueden disparar

Sospecho que casi todos los críticos con la serie son sencillamente alérgicos al musical. Muchos la acusan de pedorrez o similares, lo que suele demostrar que no han visto la serie. El guión es muy, muy ácido y plantea temas complicados como la infidelidad, los embarazos adolescentes, la homosexualidad, la gente que le gusta cantar y otros estigmas sociales.

Como siempre, nos cuesta tomar en serio a la gente que nos hace reír. Pero eso ya es culpa nuestra. O de Zapatero, vaya usted a saber.

Expláte: ¿el fracaso de Cuatro en Haití les servirá para replantearse algo?

No.

Diablos, sospecho que “expláte” significa “expláyate”. Con lo fácil que parecía esta…

Nadie se replanteará nada porque el fracaso puede explicarse mediante variables de programación sin tener que poner en tela de juicio el contenido: no era el día, la competencia ofreció esto otro… “Puede explicarse” no significa que yo crea que sea el verdadero motivo.

Mientras Callejeros y demás formatos parecidos sigan yendo bien, no tendrán motivos para cambiar sus planteamientos. Será una tendencia continuada en la cuota de pantalla la que les agite de repente las conciencias. Y hasta ahora se las mueve hacia el lado que muchos preferiría que no lo hiciera.

Y acabamos con una cuestión de allende nuestras fronteras, una tal Stephany Lesme: Hoola!!

¡¡Hoola!! Por fin una que sé responder sin consultar en Google.

Recuerden dejar sus dudas, preguntas, sugerencias y anuncios de Viagra al otro lado de este link.


comments powered by Disqus