Principia Marsupia

EEUU elimina la financiación para investigar coronavirus en China

Cuando la colaboración científica internacional es más necesaria que nunca, EEUU ha decidido cortar la financiación de un proyecto que investiga los coronavirus de murciélagos en China.

El proyecto ha enviado equipos de científicos a recoger muestras de sangre, saliva y heces en cuevas de murciélagos para analizarlas y buscar la presencia de coronavirus.

Así se han descubierto cientos de coronavirus, uno de ellos muy similar al SARS-CoV-2 humano de la presente pandemia.

Los motivos son políticos: la Administración Trump lleva semanas circulando la idea de que el virus fue creado en un laboratorio del Instituto de Virología de Wuhan.

Esta teoría de la conspiración ha sido desmontada por los científicos.

El proyecto, liderado por una ONG estadounidense llamada "EcoHealth Alliance", había obtenido una beca de 3 millones de euros por el National Institute of Health (NIH), el organismo del gobierno federal de EEUU que financia la investigación biomédica.

EcoHealth Alliance, en colaboración con científicos chinos sobre el terreno, ha encontrado 400 coronavirus nuevos, de los cuales 50 pertenecen a la misma familia que provocan las enfermedades del SARS y del COVID-19.

¿Por qué los murciélagos son tan importantes en la transmisión de las enfermedades?

Los murciélagos pueden tener esos virus sin desarrollar la enfermedad. Forman el 20% de las especies de mamíferos y viajan grandes distancias: pueden infectar a otros animales que a su vez son cazados o tienen contacto directo con los seres humanos.

Ahí está el peligro para los humanos de introducirnos en ecosistemas salvajes.