Principia Marsupia

El misterio de los datos borrados sobre el origen de la pandemia

Ramón Gabriel/EFE

El origen de la pandemia sigue siendo asunto de debate. La hipótesis del origen natural es la mayoritaria entre los virólogos. ¿Por qué? Porque lo hemos visto muchas veces con otros virus. Para el virus del MERS, otro coronavirus, hay registrados decenas de 'saltos' desde un camello a un humano.

Pero también hay algunos virólogos reconocidos que piden que se estudie la hipótesis del accidente en laboratorio. ¿Por qué? Porque también hubo accidentes en el pasado. Una reciente carta en Science pidiendo que la OMS reabra la investigación generó bastante polémica en el mundo científico.

Y el debate se ha calentado aún más tras la pre-publicación de un trabajo de Jesse Bloom, un investigador del Howard Hughes Medical Institute de Seattle.

Bloom ha descubierto que se borraron datos científicos que podrían ser importantes para entender el origen de la pandemia.

Pero vamos a intentar explicarlo por partes.

¿Qué se sabe del origen de la pandemia?

Se sabe que el coronavirus tiene su origen en los murciélagos. Hay un virus de murciélago llamado RaTG13 que es muy parecido al que causa la COVID.

¿Cómo se determina que un virus 'se parece' a otro?

El material genético del virus es una secuencia de 30.000 letras.

Los virus mutan con facilidad. Una mutación es un cambio de una letra por otra.

Comparando la secuencia de letras de diferentes muestras, los investigadores pueden construir el 'árbol genealógico' del virus.

Entonces, si tuviésemos las secuencias de los primeros casos, ¿podríamos saber cómo comenzó la pandemia?

Exacto.

¿Y tenemos las secuencias de los primeros casos en Wuhan?

Hay algunas secuencias (pero no muchas) de las muestras que se tomaron en pacientes que habían pasado por el famoso mercado de animales de Wuhan a finales de diciembre de 2019.

Estas secuencias son la principal base científica del informe conjunto de la OMS y el gobierno de China que concluye "con alta probabilidad" que el origen del virus fue natural.

¿Dónde se publican los datos de las secuencias?

Muchos investigadores suben secuencias del virus a un servidor del NIH, el Instituto Estadounidense de Investigación Biomédica.

De esa manera, científicos de otros países pueden descargarse la información y trabajar con ella.

¿Los investigadores chinos también suben los datos a ese servidor?

Sí. Muchos investigadores chinos han utilizado el servidor del NIH para subir secuencias del virus.

Lo que Bloom ha descubierto es que científicos chinos subieron al servidor más de 200 secuencias al principio de la pandemia que luego desaparecieron de la base de datos.

¿Quién puede borrar los datos que se suben al servidor?

Los científicos que han subido los datos pueden pedir que esos datos se borren.

Pero entonces los datos se borraron, ¿no?

Se borraron, pero Bloom ha encontrado partes de esas secuencias en una copia de seguridad en la nube de Google.

¿Y qué se puede concluir algo de esos datos?

Según el análisis de Bloom, los datos ahora descubiertos demuestran que las secuencias en las que se basó el informe de la OMS y China no eran representativas del virus que estaba circulando en Wuhan al inicio de la pandemia.

Tampoco se entiende por qué se borraron: esas secuencias de los primeros casos son esenciales para entender cómo comenzó todo.

¿Esto demuestra que el virus se escapó de un laboratorio?

No. Esto no es niguna prueba de que el virus escapase del laboratorio. Pero sí demuestra que aún faltan muchos detalles por conocer sobre el origen de la pandemia.