Diario de un altermundista

Libertad para denunciar en Chechenia

Consternación e indignación son como mínimo los calificativos que provoca el asesinato de Natalia Estemírova, defensora de los derechos humanos perteneciente a la ONG Memorial. Su delito, su labor de informar sobre los abusos contra los derechos humanos cometidos en Chechenia y otras regiones del Cáucaso Septentrional. Por nuestra parte, podemos reaccionar, ya que existe una campaña de cartas al Excmo. Sr. D. Alexander I. Kuznetsov, embajador de la Federación Rusa en España. Demandas que probablemente lleguen a oídos sordos, pero que aun así exigen "que se investigue este asesinato de manera exhaustiva e imparcial, se de a conocer las conclusiones de esa investigación y se lleve ante los tribunales a los presuntos autores de conformidad con el derecho internacional (...) y que se proteja a los defensores de derechos humanos y en general, a todos aquellos que denuncian las violaciones de los derechos humanos en el Cáucaso Septentrional, para que puedan llevar a cabo sus actividades en condiciones de seguridad y sin miedo a sufrir hostigamiento o intimidación". Desgraciadamente, poco se puede hacer ya por Natalia Estemírova, pero al menos protestemos para que otros puedan hacer tan encomiable trabajo. En este correo podemos hacerlo enviando nuestra adhesión: txetxenia@dretsdelspobles.org