Cartas de los lectores

17 de septiembre

Compañero del alma, compañero
No se detendrán los coches en las calles, ni se vestirán de luto los semáforos. No se tornará tricolor la bandera al menos por un día en homenaje. No desaparecerán las injusticias ni la propiedad privada. No escucharemos el grito mudo de los medios de comunicación ni veremos arrodillarse a las grandes fortunas ni a los próceres de la patria frente a su tumba. Pero en la noche del jueves murió una de las mejores personas que he conocido en mi vida, un hombre que ha sido un ejemplo de humanidad, ética y firmeza de principios. Un compañero que fue un inmenso actor. Hoy se hace insoportable ver que la vida sigue ajena a una pérdida tan grande. Para sincronizarse con el dolor de tantos actores que hoy lo lloramos, el mundo debería detenerse unas horas, al menos una hora. Este planeta sin ti, querido, tan querido Jordi Dauder, es sin duda peor. Pero seguiremos trabajando para, humildemente, algún día dejarlo a la altura de tus sueños.
Juan Diego Botto

Las tijeras del PP sobre el Estado del bienestar
Al igual que CiU en Catalunya, el PP en Madrid, Extremadura, Galicia y Castilla-La Mancha –y supongo que después ocurrirá en el resto de comunidades– ha aplicado sus implacables tijeras sobre la sanidad y la educación públicas, los mas sólidos pilares de nuestro pronto añorado Estado del bienestar. Parece que seguimos creyendo los cantos de sirena de esta derecha ignorando a quienes representan. Todo lo que les recuerde a algún tipo de beneficio social les da igual: ni ellos ni sus hijos necesitan ni la sanidad ni la educación cuando su apellido es pública. Les sobra con su talonario.
Se aproximan las próximas elecciones generales y, si se cumplen los pronósticos y si usted no pertenece a una de las clases privilegiadas de este país, amigo mío, vaya poniendo sus barbas en remojo…
Carmen Ocas
Madrid

La indigna muerte del toro ‘Aflijido’
No, no es un error de cartel. Aflijido con jota es el nombre del Toro de la Vega de este 2011. Y afligidos con ge supongo que estarán quienes todavía conserven una brizna de sensibilidad y conmiseración. A mí, las imágenes del bochornoso espectáculo taurino de Tordesillas me han producido repelús y vergüenza.
Repelús, por la forma tan burda de matar al toro, y vergüenza, por las declaraciones a la prensa del mozo que lo abatió: "Me siento como Cristiano Ronaldo. Eres como Dios",
explicaba orgulloso de su hazaña.
En una contienda, la mayoría de la gente suele ponerse de parte del débil, del indefenso, del bueno.
Pues bien, no sé ustedes, pero yo, en la batalla estúpida y desigual del alanceamiento del Toro de la Vega, estoy de parte del toro. ¿Saben por qué? Porque en esa patética y multitudinaria persecución detrás de un animal desconcertado y asustado siento que el toro tiene cien veces más humanidad que todos los brutos juntos que lo persiguen para alancearlo y para torturarlo. La defensa que algunos hacen de esta brutal "tradición" me causa tristeza y desasosiego.
Al ver estos espectáculos trogloditas, a uno se le viene abajo la ya escasa fe y confianza en el ser humano para seguir avanzando en el todavía largo camino civilizador.
Pedro Serrano
Valladolid

Vergüenza, impotencia y rabia
en Tordesillas
Vergüenza, impotencia y rabia es lo que sentí cuando vi que nuestros representantes, también los socialistas, se lavaban las manos ante la terrible tortura que sufre año tras año el Toro de la Vega en Tordesillas.
A todos les aterrorizaron las salvajes y crueles imágenes de este ensañamiento hacia el toro, pero nadie se molestó, ni hizo ninguna intención de mover un solo dedo para que esto se prohíba.
Miraron hacia otro lado.
Como la mayoría de la población, estoy totalmente en contra del maltrato animal, que de esto se da mucho en España.
Al toro de este año no lo hemos podido salvar de ser alanceado y torturado hasta su muerte. Me pregunto si hay en España un solo dirigente político que tenga lo que hay que tener para prohibir esta salvajada.
Vergüenza en Tordesillas, vergüenza de políticos, vergüenza de país.
María Pilar García
Zaragoza

Denigrar al profesorado
con mentiras
Ante el gran problema que se ha generado con los recortes en la enseñanza en la Comunidad de Madrid, donde el profesorado se ha puesto en pie de guerra y ha convocado varias manifestaciones (una escena que, por cierto, es bastante probable que se vaya repitiendo en otras comunidades gobernadas por el Partido Popular), nuestra lideresa Esperanza Aguirre, pobre de solemnidad que no puede llegar a fin de mes ni pagar la calefacción de su palacete, está denigrando la gran labor de los docentes.
Lo hace con falsedades que la propia Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha desmentido. Me vienen a la cabeza los años cuarenta, en plena posguerra, cuando a los maestros de escuela se les fusilaba por el mero hecho de dar cultura al pueblo español.
Afortunadamente los tiempos han cambiado, pero la derecha siempre estará en contra de la cultura y la educación de los más desfavorecidos.
Queramos o no, la cultura siempre ha sido patrimonio de la izquierda, analicemos la trayectoria de la derecha en este país a través de la historia. Cuanto más inculto es el pueblo, más se le manipula.
Guillermo Sánchez Ludeña
Madrid