Ciudadanos

Magdalena Álvarez

ALFONS LÓPEZ TENA

¿Han podido creer que los catalanes tienen la condición del perro que lame la mano que le castiga? Si tal han creído, se equivocan; la condición de los catalanes es la del tigre que despedaza al que le maltrata. ¿Hasta cuando hemos de morder el freno? ¿Hasta cuando hemos de ser tratados como esclavos? ¿Somos o no somos españoles?, decían todos. Ministros de España: los catalanes ¿son o no son españoles? ¿Son nuestros colonos o son nuestros esclavos? Si no los queréis como españoles, levantad de allá vuestros reales, dejadlos, que para nada os necesitan; pero si siendo españoles los queréis esclavos, sea en buena hora, y sea por completo; amarradles a la mesa el cuchillo; encerradlos en un círculo de bronce; y si esto no basta sea Cataluña talada y destruida y sembrada de sal como la ciudad maldita; porque así, y sólo así, doblaréis nuestra cerviz, porque así y sólo así venceréis nuestra altivez; así, y solamente así, domaréis nuestra fiereza.

Así hablaba el General Prim en 1851 en el Congreso. Desde entonces, ni España ha tenido fuerza suficiente para destruir Catalunya, ni ésta para transformar España. Un empate perpetuo y granítico, sentenciaba Gaziel, pero desde el año 2000 España pierde: ya no puede ser la Birmania de Europa, así que no cuenta con la violencia armada; ya no tiene moneda, así que Cataluña no depende del mercado español; ya sólo le quedan las Magdalenas Álvarez y los Aznares, de probada incompetencia. Si con nosotros no pudo Franco, van a poder éstos. Manifestación mañana.