Anabel Montes: "Mañana puedes ser tú quien migre"

Anabel Montes
Anabel Montes

Marta Nevot (@MartaNevot10)

  • La antigua trabajadora del Open Arms acudirá en marzo a la tercera audiencia preliminar contra Matteo Salvini debido a la negativa del exministro de Interior italiano al desembarco de barcos humanitarios durante su mandato

La política italiana actual se hunde a la velocidad del Titanic: la ruptura del gobierno de coalición junto con la imposibilidad de obtener una mayoría han llevado al presidente de la República a convocar un gobierno de emergencia. Estos vaivenes que hoy sacuden a Italia llevan años sucediendo: el continuado y firme "no" de Matteo Salvini a la solicitud de desembarco de numerosos barcos humanitarios en agosto de 2019 ya le costó su cargo como ministro, y desembocó, apoyado por otros problemas, en la formación de un nuevo gobierno.

Ni el entonces Ministro del Interior ni Open Arms esperaban tanto revuelo. La embarcación española rescató a 163 migrantes durante los 19  días que estuvo en las aguas del Mediterráneo, hasta que la Justicia italiana, contradiciendo las órdenes del ministro, le otorgó el derecho a desembarcar.

Un año y medio después, Salvini está acusado de secuestro y omisión de documentos oficiales. Anabel Montes, trabajadora durante cinco años y en ese momento jefa de misión del Open Arms, revive en esta entrevista aquel episodio que no fue un caso aislado. El próximo 20 de marzo, Montes acudirá a la tercera audiencia preliminar contra Matteo Salvini, ejerciendo de acusación particular.

Pregunta: ¿Cuáles son sus predicciones del juicio a Salvini?

Respuesta: Es muy incierto. De momento tenemos el 20 de marzo la siguiente audiencia preliminar, pero va a ser mucho más larga. Yo espero que la justicia no sea una palabra vacía, que sea real. Si en la audiencia del día 20 se echa para atrás, además de ser un golpe muy duro, perjudicaría directamente a todo lo que pueda suceder después. El juicio tiene que ir para adelante y yo realmente creo que será así.

P: En la anterior audiencia preliminar el juez aceptó todas las partes civiles, ¿esperaba que esto ocurriera?

R: Si soy sincera, me sorprendió un poco. Tenía la esperanza de que pasara, pero al final estamos hablando de alta política, no dejamos de ser muy pequeños comparado con algo tan grande como es la política de un país y al lado de la Unión Europea. El hecho de que se hayan aceptado todas fue una pequeña victoria.

Anabel Montes
Anabel Montes

P: ¿Qué gana la Unión Europea impidiendo la entrada de personas a un lugar seguro?

R: La respuesta para esto va más allá del "no quieren que vengan" porque esto se entrelaza con temas políticos y económicos. El flujo de migración del Mediterráneo central está solapado con situaciones de tráfico de armas, intereses económicos de petroleras… Hay un montón de intereses económicos que están en el mismo lugar en el que hay un flujo humano, entonces evidencian una situación mucho más grande que el hecho de que haya personas que estén cruzando.

P: ¿Qué siente cuando los gobiernos hacen diferencias entre náufragos y migrantes?

R: Es realmente inhumano porque son más que palabras. Hemos recibido mensajes por vía telemática donde nos informan de que hay embarcaciones en peligro y recalcan que son embarcaciones "of migrants". Esto provoca que todos los barcos que hay alrededor puedan decidir si quieren intervenir y ayudar o no. Además de ser flagrante es una violación de los derechos humanos, y a nivel de marco normativo tampoco se puede hacer. ¿Cómo es posible que hayamos llegado al punto de que se hayan instrumentalizado esta clase de políticas que van por encima de cualquier tipo de vergüenza?

P:¿Cómo ha hecho frente al contraste entre el apoyo popular que recibía y los muros institucionales con los que se ha ido encontrando?

R: La parte más legal la tenemos de nuestro lado, porque hay una serie de normativas y marcos internacionales, en los que se establecen que lo que pasó en agosto de 2019 tenía total legitimidad. Pero más allá de eso, todo lo que nos impulsaba a continuar era la moral humana. Parece que delante de un juez la moral humana no tiene valor si no hay nada que lo respalde a nivel legal, pero sin duda alguna era el motor para seguir adelante.

Anabel Montes
Anabel Montes

P: ¿Qué mensaje le gustaría mandar a todas las personas que, contra viento y marea, están luchando por los derechos de las personas migrantes?

R: El mensaje que me gustaría mandar es que todos hemos sido migrantes. El hecho de continuar con esto es personalmente respeto a la historia, a todas las personas que han migrado anteriormente, y de respeto a las migraciones futuras. Porque igual eres tú el que mañana está en la situación de migrar. Siempre hay que continuar adelante, esto va a seguir pasando y es inevitable y obvio. A mí me gustaría que, si en algún momento futuro necesito ayuda, alguien me la dé; entonces, ¿cómo podría pedir esa ayuda si cuando pude darla no lo hice? Es una cuestión de solidaridad humana.

P: ¿Qué saca de todos estos años?

E: Lo que más me llevo es el haber destruido una falsa identidad construida en base a mi experiencia previa de vida, que era privilegiada e irreal… Ser consciente de  que tenemos mucho más poder del que pensamos, pero nos quieren hacer ciegos y ciegas.