Salud en positivo

Ruido, ruido ruido

Ilustración: Verónica Montón Alegre
Ilustración: Verónica Montón Alegre

Ya van viendo que en este blog somos muy musicales. Y en esta ocasión les proponemos poner el temazo del maestro Sabina, ruido, para acompañar la lectura. No tiene nada que ver, pero anima mucho. Es curioso que wasap, una aplicación de mensajes escritos, se haya convertido en la máxima expresión del ruido y de la confusión en esta crisis. Audios de protagonistas, de gurús y de malabaristas van corriendo como la espuma por chats de conocidos y de excompañeros del instituto. Pánico en pequeñas perlas y mentiras firmadas por supuestos profesionales, jefes de servicio de hospital o por el mismo que inventó el comercio con China. Al mismo tiempo y gracias al telefonito sobrellevamos el aislamiento contactando con toda nuestra agenda haciendo que los días pasen como si estuviéramos en el centro de la plaza mayor.

Entre los avezados y muy organizados intérpretes de este ruido tenemos a quienes se relamen pensando en que este drama les beneficiará en sus intereses políticos. Ruido para el desgaste de un gobierno al que no apoyan ni cuando dicen que apoyan por la gestión de una crisis sin precedentes. El ruido de la deslealtad deja recuerdo. Cuando esto pase será fácil diferenciar el sonido de la crítica, del lamento y del miedo de ruido de la deslealtad.

Entre tanto ruido hoy queremos recordaros un elemento clave de toda esta movida. La parte más humilde, más olvidable, menos glamurosa de la lucha contra el virus. El agua y su inseparable jabón. Tenemos una cita casi obsesiva con el grifo. ¿Se han dado cuenta de que ahora que estamos en casa, pues eso, que para qué vamos a lavarnos tanto las manos? Encerrados nos creemos más seguros. En casa nos lavamos menos las manos. Nuestro aislamiento, el de muchos, tiene sus grietas. Salidas a comprar, paseos de perro, productos que llegan de la tienda o del mensajero, pasamanos de escalera...

Esí que, en casa, lavados como mínimo antes de las comidas, después de ir al baño y tras las salidas al exterior.

Y es que entre tanto mensaje de risa y de odio el que echamos de menos es un wasap que nos recuerde que tenemos que lavarnos las manos otra vez más, si, otra, ¡ya, pero si no he tocado a nadie! ¡sin peros, una vez más!. Cuando salgamos de casa, no dude que saldremos, lo haremos con la condición de que nos lavemos las manos con agua y jabón casi de forma continua. Lo decimos por si alguien pensó que el día que salgamos a la calle nos iremos todos juntos a un festival de música. El levantamiento progresivo de las medidas pasará por haber interiorizado el hábito del lavado de manos durante estas semanas.

Para ayudarnos en este asunto podemos encontrar en las redes videos y tutoriales de ayuda de lo más variopinto. Les añadimos algunos que cumplen con las recomendaciones técnicas y que además tienen estupendos acompañamientos poco ruidosos y muy musicales.

Vean este ejemplo, perfecto para antes del desayuno. Si no le ayuda a lavarse las manos le ayudará a despertarse. O esta simulación pedagógica con pintura roja, viral estos días, es el sueño del lavado de manos para los niños y niñas confinadas. Eso sí, con la misma pintura roja. ¿Y esta versión clásica para irse a dormir? Estupenda. Grabe su video en casa y envíelo por las redes, anime a otros para hacer algo importante. A lo mejor conseguimos que la red nos asuste menos y nos ayude mas.

Ahora que nos asomamos a la ventana y oímos los aplausos de los vecinos de la manzana de al lado. El silencio nos estremece. Nos asusta y queremos que el ruido de la calle vuelva y nos inunde. Cuando esto pase añoraremos el silencio que hoy nos impresiona. Pero recuerde, ahora en casa y pronto, cuando salgamos a la calle de nuevo para contribuir al ruido, hagámoslo con las manos limpias, muy limpias. Nos va la vida en ello.

FIRMANTES DEL BLOG

  • Rafael Sotoca. Médico de Familia y ex director general de asistencia sanitaria de la Comunidad Valenciana.
  • Carmen Montón. Ex Ministra de Sanidad, consumo y bienestar social. Embajadora observadora permanente ante la Organización de los Estados Americanos.
  • Ricardo Campos. Médico Oftalmólogo. Ex Secretario General del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social
  • Isabel González. Ex Jefa de Servicio de Radiología. Ex Profesora Asociada de Radiología Universidad Miguel Hernández de Elche. Ex Directora Gral. de La Alta Inspección de la C. Valenciana. Ex Gerente de los Departamentos de salud de San Juan de Alicante y La Ribera (Alzira)
  • Begoña Frades García. Psiquiatra Ex responsable de la oficina autonómica de salud mental. Jefa del área de salud mental del Hospital Pare Jofre
  • Enrique Ortega. Ex Jefe de Servicio de Enfermedades Infecciosas, Emergentes e Importadas. Ex Profesor Asociado del Departamento de Medicina de la Universidad de Valencia. Ex Director Gerente del Departamento de Salud Hospital General de Valencia
  • Ana BonedOmbuena. Técnico Superior de Salud Pública de la Consellería de Sanitat Valenciana. Máster en salud pública por la U. de Harvard y especialista en medicina familiar y comunitaria.
  • José Antonio López Cócera Enfermero especialista en salud mental miembro de la comisión nacional de la especialidad
  • Antonia García Valls. Exdiputada. Asesora coordinadora en la Vicepresidencia Cuarta, Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.
  • Pere Herrera de Pablo. Especialista MFYC. Médico SAMU. Exdirector Servicio Emergencias Sanitarias CV
  • Roser Falip Barangué. Doctora en Medicina. Especialista en MFYC y en Análisis Clínicos. Ex gerente del Departamento de salud de Alcoy.
  • Aurelio Duque Valencia. Médico de Familia y Comunitaria. Expresidente SoVaMFiC
  • Verónica Montón Alegre. Artista interdisciplinar.
  • Juan Domene. Médico Inspector. Servicio de calidad asistencial y seguridad del paciente. Ex gerente del departamento de salud Arnau de VilanovaLliria.