Sombreros de colores

Hace 20 años

Podría haber sido escrito hoy, pero lo escribimos hace 20 años. Motivo: hablar de la atención primaria y sus problemas: NOS GUSTARÍA que vieras similitudes y diferencias con la situación actual

Hace casi 20 años, en unas jornadas de atención primaria en Almería, hablando de captar a la población no demandante, decíamos que "Una mirada a nuestros centros de salud nos muestran unas consultas de atención a demanda masificadas, junto a unos programas de salud, que presentan una cobertura desigual, unos cuidados que no alcanzan a determinadas poblaciones o de que hay barreras que hacen que posiblemente las personas más necesitadas no acudan nunca o sólo en muy contadas ocasiones a los servicios de salud". Parece escrito ahora.

Pero decíamos más: "Las encuestas de salud realizadas en España nos enseñan que las familias con más renta per cápita y un nivel educativo alto acuden con más frecuencia a los servicios preventivos siendo por tanto mayor la probabilidad de que se pongan todas las vacunas, visiten al dentista, reciban servicios de planificación familiar o vayan a consultas de ginecología o obstetricia".

Hace casi 20 años hablábamos también de resultados de otros estudios: "Las personas de clase social más bajas reciben menos tiempo de consulta o son enviadas menos al especialista que la gente de mayor estatus.......Por otra parte, podemos encontrar una mayor frecuentación de las mujeres de áreas residenciales a programas de control de embarazo o de educación maternal (mayor nº de controles, más pronto acuden a visitar al profesional en caso de embarazo o mayor nº de sesiones de educación maternal) con respecto a mujeres de zonas proletarias, barrios tradicionales e incluso áreas de pobreza y marginación ". Ello nos obligaba a comentar de " hay que romper el efecto ´etiqueta´ de clase por el que pacientes con la misma enfermedad son diferentemente catalogados según la población a la que pertenecen".

También, hace casi 20 años, en Almería, hablando de atención primaria,  surgía el concepto de "usuario normal", "Es bastante probable que sobre algunos de los que no van nunca, de los hipoutilizadores o de los que no acuden a ninguno de nuestros programas, se concentren altas probabilidades de pertenecer a grupos de riesgo.........Además, las actividades de nuestros centros se suelen enmarcar en los usuarios considerados "normales" por su aceptación y conocimiento de las normas habituales del centro".

Junto a ello, reflexionábamos sobre que "la obligación profesional de diagnosticar y tratar a quienes solicitan nuestros servicios, distancia de nuestros centros, a los usuarios que acuden a deshora, sin cita, etc o que no acuden". A ello, habría que añadir otros grupos como aquellos profesionales o trabajadores que por el hecho de trabajar tienen problemas de accesibilidad a los centros de salud: "Ciertos trabajadores no acuden a los servicios sanitarios por problemas de disponibilidad de tiempo o por problemas derivados de la contratación eventual y las dificultades objetivas que se plantean al solicitar repetidamente permisos para asistencia al médico, factores a los que se añaden la dificultad en el acceso que plantean los horarios o la razón distancia-tiempo. A eso habría que añadir la congruencia o incongruencia de culturas entre profesionales y grupos de usuarios, ya que preguntando en algunos estudios nos hemos encontrado que sólo entre el 10 y el 25% de una población tenía conocimiento de la existencia de un programa de atención a la embarazada y rondando al 20% de la existencia de servicios de planificación familiar".

Cogiendo frases de ciudadanos andaluces de hace casi 20 años, encontrábamos frases como "si tengo que trabajar toda la semana no puedo llevar el niño a vacunar", "voy muy agobiada de tiempo y como primero debes pasarlo por el médico", "no se de que va la vacuna ni para que sirve", "no sé para que es, ni yo pregunto ni ellos me lo dicen", "a mi medico nunca se le ha ocurrido preguntarme si la niña está vacunada o no", "no nos explican nada en el centro".

  1. ¿RECONOCIBLE lo que cuenta el artículo?
  2. ¿En qué se diferencia de la situación actual?
  3. ¿Mejor, igual, peor que en la actualidad?
  4.  Y AHORA, en pleno siglo XXI, pasada la primera década, tras más de 25 años de desarrollo de la atención primaria,  ¿qué encontramos?
  5. ¿Qué soluciones plantearías?
Son preguntas que esperan respuestas de gente interesante y con ideas para el debate y el contraste, la opinión y el comentario.
OS ESPERAMOS.
Y seguiremos hablando de la atención primaria y las soluciones más adecuadas