La lupa

Un paso hacia la abolición

El Parlament catalán dio ayer un paso importante en el camino hacia la abolición de las corridas de toros al aprobar la Comisión de Medio Ambiente –con los votos de CiU, ICV-EUiA y ERC– la ponencia para la reforma legislativa correspondiente. CiU introdujo una enmienda para concretar la fecha de entrada en vigor de la prohibición: 1 de enero de 2012. O sea, que si la iniciativa prospera, en menos de dos años acabará la fiesta (sí, así la llaman) en un pedazo de la geografía española. Los toros y la civilización lo agradecerán.