En bicicleta por Pekín

Los parques protesta

Como sabéis, la organización de los Juegos Olímpicos ha señalado tres parques en Pekín como posibles lugares para manifestarse. Es una medida que ya se había tomado en otras citas olímpicas y, aunque al parecer todavía no se ha aceptado ninguna manifestación, tenía curiosidad por ver dónde se encontraban estos parques y qué ambiente se respiraba, así que ayer estuve dándome una vuelta por allí.

parques-protesta.jpg

Zizhuyuan (紫竹院)

Mi primera parada es al oeste de Pekín, cerca de la Biblioteca Nacional de China. Aquí se encuentra el Zizhuyuan (Parque de bambú violeta), cerca de la zona de universidades y del Polideportivo de la Capital, donde se disputarán los partidos de voleibol durante los Juegos.

Frente al parque hay flores de colores y símbolos de los Juegos Olímpicos. Aunque hace mucho calor, el cielo está despejado y el parque presenta una imagen casi idílica. Un tercio de las 48 hectáreas del parque está formado por agua.

zizhiyuan.jpg

En uno de los puentes, entablo conversación con un joven que vive cerca del parque. Me dice que los fines de semana suele haber mucha más gente y que hoy es su día de descanso. Según él, junto con el parque de Chaoyangmen, este es el parque más bonito de la ciudad. Le pregunto si ha escuchado la noticia sobre las posibles manifestaciones durante las Olimpiadas. "No, no he escuchado nada. De todos modos, no creo que haya manifestaciones. La situación ahora en China es muy tranquila, muy estable".

puente.jpg

Un poco más allá, escucho el sonido de algunas canciones chinas. Se trata de un grupo de personas mayores (unas 15) que están tomando clases de música (gratis, dadas por un voluntario). El profesor acaba de llegar. Me invitan a acercarme y a escuchar algunas canciones. Todos viven cerca del parque y vienen casi todos los días. Hablo con cinco de ellos y ninguno ha escuchado la noticia. "Seguro que no hay manifestaciones", responden los cinco casi al unísono. "Nosotros venimos aquí a divertirnos, a cantar, a pasear...". En cuanto el tema comienza a extenderse un poco más, otro de ellos se mete en la conversación y aconseja a sus compañeros no decir nada. "Decirle que nosotros la gente corriente (laobaixing) no sabemos nada". "Nosotros no sabemos nada", repite. Cuando le pregunto por qué no quiere hablar, y antes de marcharse definitivamente, dice alto y claro: "Tengo miedo de la policía".

Parque de Fentai (丰台花园) [Actualización: de hecho, este no era uno de los parques señalados como zona de protesta. El verdadero es el Beijing World Park -北京世界公园-, cerca de Fentai. Siento mucho mi error. Dejo el contenido porque me parece que sigue siendo interesante.]

Bastante más lejos de las principales instalaciones olímpicas, en el suroeste de la ciudad, se encuentra el parque de Fentai (del que nunca antes había oído hablar). A pocos metros está el estadio olímpico de softball, que está lleno de voluntarios y flores.

Antes de entrar, un hombre de barba blanca espesa y gafas de sol, con una caña de pescar a la espalda, me habla un poco del barrio: "Esto no es el viejo Pekín. La mayoría de edificios tienen unos 15 años". Me dice que la zona es mucho más bonita ahora. "No se debe sólo a los Juegos Olímpicos. El país se ha desarrollado y la ciudad ha mejorado".

Una vez en el parque, le pregunto si ha escuchado la noticia de que tal vez aquí haya manifestaciones durante los Juegos. Me dice que no había escuchado nada, pero que no piensa que vaya a haber protestas. De repente, el hombre cambia de cara: "Hay mucha gente que no está de acuerdo con el Gobierno, pero no pueden decir nada". "No estoy de acuerdo con muchas cosas. Tuve la enfermedad del SARS y he tenido que gastar mucho dinero para curarme. El Gobierno debería haberme indemnizado, pero no lo ha hecho".

pesca.jpg

En el parque, unas veinte personas pescan en uno de los lagos. Casi todos son personas mayores, aunque también hay jóvenes. Antes de despedirse, me dice que vuelva por la noche. "Durante el día seguro que no hay manifestaciones... tal vez por la noche...". "Si pasa algo seguro que la policía lo para muy rápido". "Vuelve esta noche y podemos hablar más con otros amigos". Le digo que esta noche no puedo, pero que volveré pronto.

El resto del parque, no demasiado grande, también tiene encanto. En una zona hay niños que aprenden a bailar mientras sus padres les sacan fotos. Un poco más allá, una especie de parque de atracciones para los más pequeños. Más al norte, varios jóvenes bailan rap.

rap.jpg

Uno de los dueños de un chiringuito me invita a tomar una cerveza. Los extranjeros no deben de ser muy corrientes por esta zona. Me dice que necesito buscar una novia china y que tiene que ser de Pekín, "porque son las más dulces". Él si ha escuchado la noticia, aunque me dice que no habrá manifestaciones. Para otras cosas se muestra un poco más ambiguo ("la gente corriente apoya los Juegos", "todo este espectáculo es falso") pero está al 100% seguro de una cosa: "en este parque no habrá manifestaciones".

Parque del Sol (日坛公园)

En la zona de las embajadas (al lado de la británica), el parque de Ritan es bastante conocido en Pekín. Construido en 1530, es uno de los parques históricos de Pekín, el lugar donde el Emperador ofrecía sacrificios al Sol. Aunque es casi de noche cuando llego, hay gente jugando al bádmiton y haciendo taichi. Hay restaurantes y bares de moda.

ritan.jpg

ritan2.jpg

La primera vez que me enteré de que este parque había sido nombrado como uno de los posibles "parques protesta" me sorprendió mucho. Se encuentra en una zona llena de embajadas extranjeras, donde está la mayor comunidad de expatriados, cerca de las zonas de fiesta y donde viven muchos de los corresponsales extranjeros. Es fácil llegar a él en metro o autobús y está cerca del Estadio y Polideportivo de los Trabajadores, donde hay competiciones olímpicas (fútbol y boxeo). Pocos parques podrían gozar de mayor cobertura mediática que éste.

Según el China Daily, el periódico "oficial" en inglés, para poder manifestarse se tiene que pedir permiso cinco días antes. Las autoridades darán a conocer su decisión de permitir o no la manifestación dos días antes de su convocatoria, aunque, mirando al pasado y a la opinión de la gente en los parques, no parece posible que se vayan a permitir protestas importantes. Según una persona citada por AFP, al menos 20 personas habían presentado solicitudes en un día, aunque todavía no se ha confirmado ninguna protesta.

A pesar de la tranquilidad y belleza de los parques (que la verdad invitan más bien a tomar un té), la tensión acumulada desde hace tiempo se ha intensificado en las últimas dos semanas. Viviendo en Pekín y leyendo la prensa occidental y la china, uno tiene la sensación de que en cualquier momento puede pasar algo gordo. Todas las miradas están puestas en China, hay mucha presión y muchos grupos intentarán mostrar sus reivindicaciones (como lo ha hecho hoy Free Tibet). No es probable que vaya a pasar en "los parques protesta". Pero puede pasar en cualquier otro lugar.