Pato confinado

Receta de linguine nero di seppia con frutti di mare (espaguetis con marisco)

Espaguetis nero di sepia con frutti di mare.
Linguine nero di seppia con frutti di mare. Foto: Shai Sarfati en Pixabay.

En España no existe demasiada tradición de mezclar el pescado y el marisco con la pasta, a excepción de la fideuà y de ciertas recetas en el norte peninsular. Sin embargo, en Italia es moneda común. Consiguen unos platos magníficos capaces de borrar cualquier reticencia a los más arroceros.

Los espaguetis negros de sepia con marisco (linguine nero di seppia con frutti di mare) dan buena cuenta de ello. Es una receta veneciana que converge en muchos puntos con la fideuà: almejas, mejillones, sepia o calamar, tomate... Se usan espaguetis o linguine negros, la pasta que toma el color de la tinta del cefalópodo, de ahí que se les llame nero di seppia. Se aprovecha el caldo de cocción del marisco para reforzar el oleaje marino de la salsa de tomate. Acepta un puntito picante que no le viene nada mal.

Receta de espaguetis nero di seppia con frutti di mare

Ingredientes 4 personas:

  • 400 gr. de espaguetis o linguine nero di seppia.
  • 200 gr. de almejas.
  • 200 gr. de gambas.
  • 200 gr. de mejillones.
  • 2 tomates maduros.
  • 200 gr. de calamar o sepia.
  • 1 guindilla de cayena.
  • Albahaca o perejil fresco.
  • 1 vaso de vino blanco.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.

1. Limpia y prepara el marisco:

Pon las almejas durante media hora en agua con sal, para que se purguen. Limpia los mejillones. Si las gambas las has comprado enteras, quítales la cáscara y la cabeza. Puedes hacer un caldo con ellas para incorporarlo a la receta o a otras posteriores. También puedes sofreírlas en la sartén donde harás la salsa para que esta gane sabor.

2. Prepara la salsa de tomate:

Limpia el calamar y córtalo en rodajas pequeñas. En una sartén amplia pon a freír, en un chorro de aceite, el calamar. Cuando empiece a dorarse, añade los dientes de ajo picados y la guindilla. Cuando el ajo empiece a dorarse, agrega los tomates maduros pelados y triturados. Remueve y deja que se guise hasta que se forme una salsa y los calamares estén tiernos (no eches sal).

3. Hierve el marisco y la pasta:

En una olla pon los mejillones y las almejas. Añade el vaso de vino blanco, un poco de agua, y llévalo a ebullición hasta que se abra la cáscara del marisco. Una vez abierto, retíralo, reservando el caldo. Ve sacando la carne de los mejillones y de las almejas y la guardas en un plato. Deja algunos enteros como decoración. Ten la pasta cociéndose en agua (el tiempo que necesite, según las instrucciones del fabricante, pero piensa que debe salir al dente, alrededor de 10 minutos).

4. Crea la salsa y añade los espaguetis:

Introduce algo de caldo del marisco a la salsa de tomate. Deja que se cocine hasta que se rebaje un poco (no debe quedar demasiado aguado). Añade las carnes del marisco que tenía reservadas, junto a las gambas peladas y la albahaca y/o el perejil troceado. Remueve y espera a que se cocine durante unos cinco minutos. Agrega la pasta junto a un pelín de su caldo. Vuelve a remover enérgicamente hasta que se ligue la salsa. Añade el marisco entero que tenías reservado como decoración. Deja que repose unos minutos más y sírvelo caliente.

➥ Seguimos con una receta de espaguetis con almejas.