Palabra de artivista

TVE manipula Marcha Laica

La manipulación de TVE en la noticia sobre la Marcha Laica que finalmente salió legalmente el pasado viernes 20 de abril (tras ser prohibida el Jueves Santo), fue vergonzosa. TVE dedicó la noticia a hablar de Caritas y la "magnífica" labor que hace mientras se veían imágenes que nada tenían que ver con el entusiasta publiespacio que la locutora se montó.

http://youtu.be/TtDiW-ocHS4

¿Por qué en lugar de recomendar una asociación amiga de alguno de los directivos (podían haber recomendado un libro de  Pío Moa igualmente) no se habló de la magnífica labor que desempeña la Tetera de Russell o AMAL rescatando a pobres víctimas de estafas que les venden parcelas en el Más Allá que nunca pudieron disfrutar? ¿No es eso una ONG? ¿O es que en este entramado económico eso no interesa?

Os voy a contar varias cosas de la tetera de Russell que TVE ni se dignó comentar en su empeño de ridiculizarnos:

La Tetera de Russell es una organización creada por varixs atexs que utilizan el artivismo y el humor para contestar a un estado represivo y cómplice con la Empresa Estafadora que vende Parcelas en el Más Allá, Iglesia Católica S.L., para mantener el negocio de la mentira y el miedo. Son personas democráticas, alegres y muy sociables que quieren ponerle un poco de lucidez a este estado represor a través de acciones como sacar de procesión la santa Tetera (el Té sea contigo).

Para quien no sepa a qué hace referencia, la tetera de Russell es una analogía, acerca de la existencia de Dios, creada por el filósofo Bertrand Russell para refutar la idea de que le corresponde al escéptico desacreditar las afirmaciones infalsables de la religión. En un artículo titulado Is There a God? ("¿Hay un Dios?") Russell escribió lo siguiente:

Si yo sugiriera que entre la Tierra y Marte hay una tetera de porcelana que gira alrededor del Sol en una órbita elíptica, nadie podría refutar mi aseveración, siempre que me cuidara de añadir que la tetera es demasiado pequeña para ser vista por los telescopios, incluso los más potentes. Pero si yo dijera que, puesto que mi aseveración no puede ser refutada, dudar de ella es de una presuntuosidad intolerable por parte de la razón humana, se pensaría con toda razón que estoy diciendo tonterías. Sin embargo, si la existencia de tal tetera se afirmara en libros antiguos, si se enseñara cada domingo como verdad sagrada, si se instalara en la mente de los niños en la escuela, la vacilación para creer en su existencia sería un signo de excentricidad, y quien dudara merecería la atención de un psiquiatra en un tiempo iluminado, o la del inquisidor en tiempos anteriores

En su libro El capellán del diablo, Richard Dawkins desarrolló el concepto:

La razón por la que la religión organizada merece hostilidad abierta es que, a diferencia de la creencia en la tetera de Russell, la religión es poderosa, influyente, exenta de impuestos y se le inculca sistemáticamente a niños que son demasiado pequeños como para defenderse. Nadie empuja a los niños a pasar sus años de formación memorizando libros locos sobre teteras. Las escuelas subvencionadas por el gobierno no excluyen a los niños cuyos padres prefieren teteras de forma equivocada. Los creyentes en las teteras no lapidan a los no creyentes en las teteras, a los apóstatas de las teteras y a los blasfemos de las teteras. Las madres no advierten a sus hijos en contra de casarse con infieles que creen en tres teteras en lugar de en una sola. La gente que echa primero la leche no da palos en las rodillas a los que echan primero el té.

Y ahora sobre AMAL o Asociación Madrileña de Ateos y Librepensadores. Me permito destacar este bello y lúcido final de su manifiesto:

Los hombres y mujeres que empezamos esta singladura lo hacemos desde la convicción de que los supuestos dioses y seres intangibles, sus intermediarios y los paraísos que nos prometen no conseguirán la mejora de este mundo, porque basan todo su discurso sobre una enorme ficción y sus promesas van dirigidas mayormente a conseguir la adhesión acrítica de sus adeptos, no a descubrir la realidad. Nada nos espera después de la muerte, porque con el fin de la vida dejamos sencillamente de existir como seres humanos y pasamos a ser materia desorganizada, sin aliento, sin vida. Solamente nuestras obras y nuestras eventuales contribuciones al conocimiento, en definitiva nuestro legado, permanecen.

Las personas que compartimos esta visión del mundo estamos convencidas de que sólo uniendo nuestros esfuerzos sobre la base de una razón libre de prejuicios y orientada al progreso de toda la humanidad podremos avanzar en los caminos de la libertad, la igualdad de derechos, la fraternidad, la solidaridad y la paz. Para lograrlo suscribimos estos estatutos, que pretenden convertirse en los cimientos para la construcción de una Asociación Madrileña libre, de ateos, agnósticos, librepensadores y racionalistas deseosos de legar a las generaciones venideras un mundo mejor que el que en su día recibimos de nuestros predecesores.

Os animo a hacer una donación a tal causa, como ellxs explican:

Cualquier persona puede contribuir a la causa del ateísmo haciendo una contribución económica a la AMAL, ingresando cualquier cantidad de dinero. Aunque sea 1 euro, estaremos igualmente agradecidos. Nuestro número de cuenta es:

2018 0163 75 3000001029 (Caja de Burgos)

Si usted nos realiza una donación, por favor contacte con nosotros para indicarnos quién es usted para que podamos darle las gracias.

En cuanto a lo que hizo TVE con la penosa publicidad que no venía a cuento de Cáritas:

Señores cristofascistas que queréis hacer pasar vuestro negocio de la pobreza por caridad o generosidad: no queremos que nos robéis el dinero y el Estado de Derecho para luego devolvernos unas migajas y actuar como si nos estuvieseis salvando la vida. Meteos vuestra caridad por todo el cilicio y buscaos otra disculpa para enriqueceros porque ya no cuela.

Lo cierto es que la Iglesia tiene monopolizada la mendicidad, la drogadicción y la locura porque, como tantas multinacionales que desgravan impuestos gracias a su supuesta generosidad, eso les permite ganar mucho dinero y mucho poder.

Cáritas, como tantas otras organizaciones de la Iglesia que se hacen pasar por ayuda, se beneficia del enorme monopolio de la miseria que la Iglesia tiene montado. Una miseria que la propia Iglesia genera y promueve para poder vender su producto.

Un ejemplo perfecto de ese cinismo es el sida. Los cristofascistas proclaman (sin saber ni de lo que hablan) que Cáritas asiste a los enfermos de sida (ni saben, ni quieren saber, la diferencia entre VIH y Sida) que nadie más ayuda. Para empezar, me parece repugnantemente cínico que los cristofascistas se atrevan a hablar de remediar una enfermedad que ellos mismo promueven. La Iglesia por un lado niega el condón y dice barbaridades como que el condón es el que causa el Sida (hace falta ser muy mala persona y repugnante ser humano... o católico) y luego pretende que le agradezcamos que "asista" a los enfermos en su agonía. La Iglesia se regodea con esa agonia de las disidencia. Por favor, sabemos que los cristofascistas sois personas con poquitas luces y menos cultura y acostumbrados al servilismo, pero eso de querer que te agradezcan que asistas a un enfermo que has generado tú con tu repugnante propaganda pro-sida, es de chiste.

Por otro lado, quiero destacar que no hay ni un ápice de generosidad en Cáritas o cualquier otra ONG católica o religiosa. Utilizan los medios de asistencia para hacer propaganda e imponer a moribundos y enfermos la religión católica a cambio de asistencia. En cuantos hospitales hemos visto al curita de turno correr como un buitre al lado de un moribundo para imponerle la religión o se afilie al club inmobiliario Parcelas en el Más Allá S.A... Sólo basta ver la amenaza que los cristofascistas utilizan contra cualquiera que cuestione lo más mínimo su oscura red de organizaciones recaudatorias: cuando estés moribundo y sólo una monjita te quiera asistir verás... ¡Qué generosidad! ¿O sea que lo hacéis por eso, para infundir miedo? Y qué seguridad tienen de que será una monjita o cura el que asista a un marginado... ya se han ocupado de monopolizar la miseria.

Encima, Caritas se beneficia de la casilla ONG. Una vergüenza y un escándalo que, como si no recibiesen ya bastante dinero, la Iglesia también monopolice el sector de las ONGs. Aunque recibe dinero como laica luego utiliza esa financiación para hacer propaganda religiosa y contar las cosas tan maravillosas que hace la Iglesia. No, Caritas no está pagada por la Iglesia, sino por todos los contribuyentes que marcamos la casilla "fines sociales", muchos laicos. La Iglesia de los 10.000 millones que recibe no destina ni un 0,5% a obra social.

Cáritas Española recibió en 2011 un total de 17,6 millones de euros procedentes de los fondos del IRPF aportados por los ciudadanos a través de la casilla de Fines Sociales y 5 millones de euros de la Conferencia Episcopal Española

Eso se llama pillar por todos lados. Pero me escandaliza que marque lo que marque el dinero acabe en manos de la Iglesia y su red propagandística.

El fascismo mediatico que impone la Iglesia para mantener su lucrativa inmobiliaria que vende parcelas en el Más Allá es intolerable en una democracia. Que se de una noticia con semejante manipulación, tendenciosidad y mentira es una vergüenza. Ya basta de crear villanos y santos que son justo lo opuesto.

Y sobre esa pretendida verdad que cuenta el video, como dice spidermanzano en un lúcido comentario:

A todos los que alegan que "dice la verdad". ¿Qué os parecería si en la próxima noticia de una visita del Papa la den así?

- El Papa ha visitado Cuba. En la iglesia católica hay -X- pederastas de los cuales sólo un pequeño porcentaje ha cumplido condena y ninguno ha sido expulsado ni excomulgado.

Bien, ¿no? Dice la verdad.

En cualquier caso, llama la atención que nos tengan tanto miedo que no nos permitan ni existir. La violencia con la que reprimen hasta la más mínima manifestación del sentir de los ciudadanos es muestra de que su estado, su sistema está montado sobre la ignorancia y la mentira. De no ser así permitirían a la gente decidir por sí mismo qué piensan.