Palabra de artivista

Gracias al Gobierno, no habrá Nochebuena para la hepatitis C

hepatitisc-cadenahumana27dLos enfermos de hepatitis C siguen encerrados en el hospital 12 de Octubre de Madrid. Séptimo día de encierro y este gobierno asesino sigue sin escucharles. Y llamo asesino a este Gobierno del PP porque, como dicen en una entrada de la ejemplar Plataforma de Afectados por Hepatitis CAntes de existir tratamiento, las muertes eran... MUERTES. Desde que existe tratamiento, las muertes son... ASESINATOS (imputables al Gobierno, por Omisión del Deber de Socorro). El único argumento de este gobierno de cleptócratas es que no hay dinero para pagar el tratamiento. Y con ese ridículo argumento piensan dejar que sigan muriendo 12 personas al día por la hepatitis C,  cuando un medicamento efectivo en el 97% de los casos salvaría esas vidas. La de 800.000 afectados. Estamos hablando del Sofosvubir (Sovaldi), un medicamento que dado masivamente en las primeras fases haría prácticamente desaparecer la hepatitis C, reduciendo los costes de los pacientes en la Sanidad Pública.

En este sentido, hay que aclarar el precio que la farmacéutica Gilead pretende cobrar a España por tratamiento y el dato de que por el mismo medicamento en Egipto la farmacéutica ha hecho un descuento del 99%, cobrando sólo 812 euros por un tratamiento que aquí cuesta 25.000 euros. ¿Cómo ha negociado España el medicamento? ¿Cómo permiten a Gilead jugar con vidas humanas en plan carroñero? ¿O acaso es la estrategia para poner la disculpa de que es muy caro y el Gobierno no tiene dinero para salvar vidas pero sí para pagarle a los amiguetes estafadores (un saludo, Florentino Pérez, rey del terremoto)?

Sobre este asunto, me permito reproducir un extracto del magnífico artículo de Toni Velasco en su blog La crónicas marxianas titulado Hepatitis C, un mercado no rentable:

Se estima que en España hay alrededor de 800.000 afectados por la enfermedad y unos 35.000 cirróticos. La Plataforma de Afectados pide que, al menos, se facilite el tratamiento a los cirróticos, ya que son los pacientes más graves. Se estima que el tratamiento cuesta 25.000 euros, lo que hace pensar que es su coste lo que está provocando su lenta aplicación. De hecho, el Ministerio de Sanidad ha asegurado, ante la presión de la PLAFHC, que ha financiado 175 tratamientos y que sólo queda presupuesto para otros 200. Cifras no obstante irrisorias al lado de los miles de enfermos que necesitan atención urgente.

Tratar a esos 35.000 pacientes costaría unos 875 millones de euros. Esto puede parecernos una millonada pero, aunque objetivamente es mucho dinero, deberíamos tener en cuenta otros gastos del Estado Español:

1) La indemnización de 1.350 millones a ACS, empresa constructora con sociedades en paraísos fiscales de Florentino Pérez, por el Caso Castor.

2) 11.000 millones que el Estado da a la Iglesia cada año, a la cual, además, perdona el IBI.

3) El rescate a los bancos de unos 100.000 millones.

4) 36.000 millones en intereses de una deuda que en su mayoría no hemos provocado los ciudadanos sino los bancos privados rescatados.

5) Más de 6.000 millones malgastados por las administraciones en obras públicas faraónicas hoy inutilizadas y que se hicieron únicamente para beneficiar a los amigotes del gobierno.

Viendo esto, ¿qué son 875 millones cuando se trata, además, de salvar miles de vidas humanas?

Añadir un somero repaso visual de cómo están funcionando las cosas en este gobierno:

hepatitisc-dinerohay

A esto hay que unir que EEUU da luz verde a la comercialización de un nuevo tratamiento para la hepatitis C (Viekirax y Exviera, de la farmacéutica AbbVie), con una tasa de curación superior al 90%. Ahora los expertos esperan que Europa abra la puerta a dicha alternativa terapéutica en los próximos tres o cuatro meses. Ven en esta novedad una pieza clave para generar competencia y conseguir así que el precio del recientemente aprobado sofosbuvir (un antiviral de última generación que, en combinación con otros fármacos, logra cifras similares de supervivencia) se abarate.

Este Gobierno pasará a la historia como el de unos asesinos que permitieron la muerte y sufrimiento innecesario de sus ciudadanos.

Por todo esto os animamos a uniros el sábado 27 de diciembre, a las 12 de la mañana, a la Cadena humana en el Ministerio de Sanidad para exigir tratamiento para todos como una prioridad nacional. Si 12 muertes al día no es una emergencia nacional, ¿qué lo es? Que un cura con ébola perteneciente a una orden religiosa millonaria gracias a la especulación en medios y sus sicavs sea traído a morir en un hospital desmantelado por el frenesí especulador-privatizador del PP? No creo