Opinion · Palabra de artivista

Con la unidad popular para un futuro plural

ganarfuenlabrada-shangaybypacolavado-625Ayer tuve el honor de apoyar la presentación de candidaturas de Ganar Fuenlabrada. La invitación llegó a través de un querido y comprometido amigo que hasta hace poco estaba en IU-CM y a raíz de los boicots y jugarretas de la mafia del partido se vio obligado a abandonarlo para unirse a las Candidaturas de Unidad Popular (CUP) que han surgido como alternativa, una apuesta de confluencia que viene del 15M y ha sido muy impulsada por Tania Sánchez y Convocatoria por Madrid.

Yo tengo algunas reservas y problemas con las CUP –ni digamos cuando las llaman confluencia ciudadana (no soy nada amigo del desideologizado «ciudadanismo» y sus ribetes burgueses, tercerposicionistas y elitistas que esquivan la lucha de clases)–, los procesos con los que se han elaborado las listas, impuestos e impulsados por Podemos en su peculiar y nocivo «Juego de Tronos», han creado mucho más rencor, división y amargura que otra cosa. Mi gran miedo, y así lo dije ayer, es que ese experimento acaba dividiendo y desactivando mucho más la izquierda de lo que ya está. Me consta que en muchos municipios se han impuesto con malas artes unas candidaturas sobre otras.

Pero lo cierto es que ayer, estando con ellos, escuchándoles, conociéndoles (a muchos ya les conocía) me di cuenta de que son «mi gente». La que ha salido y sale a la calle (no todos, había algunos discursos algo elitistas y académicos que me chirriaron sobremanera), la que lucha en trincheras bastante ingratas. Y me di cuenta de que las CUP son necesarias y habrá que luchar por perfeccionarlas y llevarlas  a buen puerto.

Puedo tener muchos desacuerdos, pero lo cierto es que leyendo la versión resumida de su programa (me alegró especialmente su compromiso con el laicismo y con denunciar la injerencia de la Iglesia en el gobierno y lo público), me llenó de orgullo saber que hay gente que está comprometida con la calle, el pueblo y cambiar las cosas. Es impecable y muy bien pensado. Sin lugar a dudas, Fuenlabrada ganaría con ese programa.

Aunque me consta que el PSOE e IU han hecho una buena labor de gobierno del municipio, es innegable que ciertos desmanes han pasado factura. Aunque no son, ni de lejos, los más criticables del espectro político. De hecho tienen motivos para estar orgullosos de algunos logros sociales. Pero esta iniciativa les adelanta en muchos sentidos por la izquierda (cosa poco difícil, por desgracia). El estado de lo que tradicionalmente se ha venido considerando izquierda es terrible. La guerra intestina (y muy sucia) en IU ha dejado a muchos votantes preguntándose qué votar.

Pues tras leer el magnífico artículo de Cuarto Poder 9 de los 10 municipios mas grandes de la Comunidad de Madrid cuentan con candidaturas de unidad popular, me di cuenta de que son muchas y muchos los que están trabajando para esta propuesta que posiblemente sea el futuro (la lista elaborada por Equo y ConvocatoriaxMadrid es muy interesante, os recomiendo entrar a verla para aclararos). Por supuesto, habrá que superar muchos egos, trampas y obstáculos, como dije en mi ponencia, pero ante la situación de estancamiento a la que ha llegado IU-CM, parece ser que no va a quedar otra posibilidad que apoyar esta desesperada iniciativa para echar a los corruptos, mafiosos y fascistas del PP.

Por desgracia, tengo claro que ese cambio de paradigma no va a llegar ahora. Esto es una propuesta de futuro. Y aunque mis denuncias del 15M se hayan visto más que cumplidas (lo único que consiguió ese arrebato de ego, soberbia y aburguesamiento fue garantizar la mayoría absoluta del PP que nos ha destruido en estos últimos 4 años), hay que ser realista y (en la Comunidad de Madrid, me refiero) IU lo ha hecho mal, muy, muy mal. Tenemos que unirnos para combatir el bipartidismo y el neoliberalismo.

Esperemos que de aquí a las elecciones las personas decentes de izquierdas lo veamos algo más claro, porque lo que ahora mismo hay es un desconcierto, desilusión y confusión desoladores.

Para quién quiera escucharlo, he aquí lo que dije (incluso advertí) sobre las CUP y ganar Fuenlabrada (aclarar que el principio está cortado y dije: «Soy Shangay Lily, maricón, feminista, rojo y ateo»).

Pero a pesar de mis críticas (autocríticas en cierto sentido) quiero darle las gracias a Ganar Fuenlabrada y todas las CUP por devolverme la ilusión y su trabajo solidario. Anoche habló gente muy, muy buena.