Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Alarma ante la posibilidad de que la serie ‘Cuéntame’ alcance la velocidad de la luz

09 Jun 2014
Comentarios

Compartir: facebook twitter meneame

Iñaki Berazaluce

singularidad-cuántica

A principios del siglo XXI dos grandes peligros se cernían para el planeta: la puesta en marcha del acelerador de partículas del CERN, que –decían- podía desencadenar un agujero negro que devorara la Tierra y la paradoja temporal de que el argumento de la serie ‘Cuéntame cómo pasó’ adelantara al tiempo cronológico oficial, provocando un cataclismo inespecífico espacio-temporal.

La primera amenaza fue activada el 10 de septiembre de 2008, día del Alumbrao del Gran Colisionador de Hadrones, cuando comprobamos aliviados que seguíamos aquí, que el agujero negro que iba a engullirnos desde Ginebra hacia los lados no fue más que un cuento de los agoreros.

Sin embargo, una segunda amenaza –probablemente más inquietante- se cernía sobre el planeta. Y el epicentro no era una gigantesca pista de bolos de neutrinos y quarks sino el humilde piso de los Alcántara en… El grito de alarma lo dio el estudioso de los grumos espacio-temporales Miguel Noguera, en su imprescindible estudio ‘Hervir un oso’. Noguera advertía del riesgo de la disociación de las dos líneas temporales –la del calendario oficial y la ficticia que regía en ‘Cuéntame’- acabaría provocando un multiverso de insospechadas consecuencias:

“La serie “Cuéntame cómo pasó” empezó a emitirse el 13 de Septiembre de 2001 y situaba a la familia Alcántara en la España del 6 de Abril de 1968. (En este capítulo, compraban su primer televisor y veían Eurovisión).

“Cuéntame” lleva aproximadamente 11 años en antena y actualmente están en el año 1983*. Según los cálculos, en caso de que continuara emitiéndose, en 2029 la serie llegaría al año 2001, momento en que comenzó a emitirse “Cuéntame” (aunque este acontecimiento no fuera recogido por la serie misma, existiría virtualmente en su realidad).

Por otro lado, hay que considerar que siete años reales corresponden a nueve años en la serie, por lo que si seguimos avanzando, debido a este desfase con la realidad, en el año 2232 la serie también transcurriría en 2232.

A partir de ese año, la serie adelantaría a la realidad y se situaría en un futuro progresivamente más alejado del momento de emisión.

Con el paso del tiempo, encontraríamos que la sub-serie “Cuéntame”, surgida dentro de la “Cuéntame” original, llegaría a su vez al año 2001, lo que daría lugar a un tercera serie “Cuéntame”, y así sucesivamente.

Pero como el tiempo en “Cuéntame” avanza ligeramente más deprisa que la realidad que narra, las sucesivas sub-series serán progresivamente más veloces que sus series modelo”.

*”7 años en antena y 1977”, en el libro, publicado en 2010.

alcantara-speed

La conclusión de semejante aceleración de las meta-ficciones de la famosa teleserie quedan al albur del lector, en tanto Noguera prefiere no caer en hueros alarmismos.

La finalización de la décimoquinta temporada y el comienzo del rodaje de la 16ª nos hace temer lo peor. El riesgo de un pliegue catastrófico en la dimensión espacio-temporal no ha sido conjurada, así que mientras Antonio Alcántara prosigue sus devaneos con la periodista Paz, el resto de los habitantes del planeta vivimos con el corazón en un puño. A fin de cuentas, 2232 está a la vuelta de la esquina.

Con información de Wikipedia y ‘Hervir un oso’, el libro fundacional de Belleza Infinita, la editorial más bizarra de Las Provincias Vascongadas.

No te quedes con las ganas:

Antonio Alcántara, convertido en una singularidad cuántica

Música, ratas y un maravilloso catálogo de libros rarísimos

Las diez mejores bromas gastadas al coche de Google Street View

Diez títulos de crédito que son mejores que la peli que viene detrás

Diez señales inequívocas de que España está viajando hacia el pasado