Este es el peinado definitivo para salir en la portada de un disco

pei6

Hay pelos, peinados y pelazos. Y luego están los pelos de las estrellas de rock, el country, la canción ligera y, en general, las personas que salen en las portadas de los discos. Si crees que el cabello compacto de El Puma es lo más gore que has visto en una carátula es que no has tenido vida.

JotDown pidió a sus lectores que escogiera el peinado definitivo de un surtido selecto de portadas salido del mismísimo averno. Esta es la elección de los visitantes, del mejor (el cuarteto La Cosa Salvaje, The Wild Thing) al peor, o menos malo, (el trío mixto The Webb Gospel Singers). Los comentarios están transcritos tal cual de Javier Bilbao, crítico de estilismo y, a la sazón, autor de tan inspirador artículo.

pei6

1. Old Lady, de The Wild Thing

Una vez que semejantes cardados pasaron de moda el agujero de la capa de ozono dejó de ser un problema ¿Casualidad? Aquí puede escuchar su música glam-rock.

pei10

2. Goin' back to Miami, de Wayne Cochran

Esa masa tan compacta y de un color parecido al de su piel podría evocar en un vistazo apresurado al Hombre Elefante o a alguna clase de hidrocefalia. En realidad es pelo, peinado al estilo pompadour, así llamado en honor a la amante de Luis XV. La persona que está debajo es un cantante de blues y actualmente ministro evangelista, cuyo tema «Last Kiss» es conocido sobre todo por la versión de Pearl Jam.

pei13

3. Lady's Fancy, de Dan Crary

Como hemos visto previamente hay una dura competencia, sin embargo este peinado es muy difícil de superar. Esa raya sospechosamente parecida a la calvicie permite hacer brotar el pelo a los lados como si de una cascada se tratase. Sencillamente espectacular. Si quieren escuchar cómo toca la guitarra aquí  tienen esta canción.

pei11

4. Jesus uses me, de Faith Tones

El título del disco roza la blasfemia y podría tener connotaciones eróticas bastante perturbadoras si no fuera porque tanto su música como su aspecto transmiten la mayor candidez imaginable.

pei1

5. Bottled in France, de Charles Brutus McClay

Este escocés afincado en Francia contaba con un pelo envidiable (eso que ahora se ha puesto de moda denominar como «pelazo»), un gesto de pensador que ya lo quisiera Descartes y tenía canciones que no estaban del todo mal, como «Codeine».

pei2

6. I feel good!, de Ken & Judy Steele

No es el caso de Ken Steele, pero cuando el cartón asoma traicionero siempre puede compensarse dejándotelo crecer por otro lado, con el resultado que salta a la vista. El álbum es de 1976 y este matrimonio puede proclamar orgulloso que ellos no se venden. Es que ni una copia. Al menos no ha quedado rastro de su obra en este colosal baúl de trastos inútiles de la humanidad que es internet.

pei7

7. Chicken Coupe DeVile, de Chicken Coupe DeVile

El mullet es toda una declaración de principios y no podíamos dejarlo fuera en este repaso. Basta verlo con ese aspecto, apoyándose en la camioneta, para que intuyamos sus opiniones sobre los Toyota Prius, el control de armas y los negros. Digamos que no es partidario. Así es como suenan.

pei9

8. L'estate sta finendo, de Righeira

Este dúo italiano de los ochenta con mucha química y bastante electricidad estática son conocidos por el tema «Vamos a la playa» y por «No tengo dinero».

pei5

9. Sacred Hyms, de Benny & Nola

Con tanta laca esta señora sería más inflamable que un camión cisterna en una película de Michael Bay. En realidad su torre capilar alcanza demasiada altura para lo que las leyes de la física puede tolerar, algo nos oculta en ella que inevitablemente nos remite a Mars Attacks!

pei8

10. Trikititxa, de Txilibrin y Balbino

Lo único que puede hacerle la competencia a semejantes tupés, moños y melenas es una generosa boina bien calada, aunque con las orejas por fuera, como dictan los cánones de la moda. Aquí les presento a un pariente de servidor, Balbino, acordeonista no diré que de talla universal, pero sí conocido por algunos en Bilbao y alrededores. Como vemos está bien acompañado por Txilibrin, armado con el cuerno ancestral empleado para invocar a las vascas cuando entran en periodo de celo, fenómeno cíclico que tiene lugar cada veinte años junto con la proliferación de medusas.

pei4

11. Country Church, de Country Church

Y aquí otra familia feliz, rural, evangelista y profundamente americana que publicó un disco con su mismo nombre. Como suele ocurrir en estos casos, dentro de ese granero del fondo se han debido dar prácticas sexuales aún por descubrir en el porno profesional.

pei12

12. Bang a Boomergang, de Svenne & Lotta

El peinado afro tampoco podía quedarse fuera y menos aún si viene acompañado por esa melena con flequillo hasta las cejas de él. Este grupo sueco fue conocido principalmente por haber interpretado la canción de ABBA «Bang-A-Boomerang».

pei3

13. Where Will I Shelter My Sheep?, de The Webb Gospel Singers

Si Marge Simpson fuera de carne y hueso nos la imaginamos así, posando junto a Patty, momentáneamente separada de su gemela. Al de en medio por algún extraño motivo se le ve feliz, aunque probablemente no es muy consciente de nada de lo que pasa a su alrededor.

El artículo original y las votaciones, en Jotdown.