Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Gracias por su visita: el humor invade las servilletas de los bares

01 Jun 2016
Comentarios

Compartir: facebook twitter meneame

Iñaki Berazaluce

gracias00

Cada vez es menos frecuente encontrarse con la leyenda “Gracias por su visita” en las servilletas de los bares. “Esto es un reflejo del declive de la sociedad en que vivimos. Ya nadie da las gracias por nada, se están perdiendo las formas”, me cuenta Álex Avogrado*, uno de los creadores de Gracias por su visita, una colección de chistes, reflexiones y bufonadas mecanografiados en servilletas de bar, siempre con la vetusta y algo remilgada leyenda “Gracias por su visita”.

*El compañero de barra de Álex dice llamarse Titin Felpudo.

Gracias2

Bares, ¡qué lugares!

Gracias por su visita nació donde lo hacen las ideas que han cambiado el mundo: en un bar. El bar es nuestro medio natural, donde se agudiza nuestro ingenio. Nuestra Musa no llega para besarnos la frente, sino para pagarse otra ronda y una de bravas. Sin embargo, a cada tarde de borrachera creativa le seguía un problema: no recordar qué carajo se nos ocurrió el día anterior. Así que tuvimos que pensar un modo de fijar nuestras ideas; precisábamos de un medio, un soporte…y, claro, tiramos de lo que teníamos más a mano: las servilletas del bar.”

gracias3

¡Dos cañas y unas ali-oli!

“El proceso creativo es sencillo, buscamos un bar y vamos pidiendo cañas. Las ideas llegan solas, no hace falta forzar nada. Ojo, esto que parece fácil así dicho lleva su trabajo detrás. Para empezar, no sirve cualquier garito. Nada de cafeterías con Heineken y San Miguel 0,0 manzana. Tiene que ser un bar, bar. Un local con su dispensador de mondadientes, su retrete con mensajes en la puerta, sus sobres de azúcar con mensaje filosófico y, por descontado, su servilletero metálico bien repleto. Si tu rollo es irte al Starbucks con un macbook a degustar un latte macchiato regular, guay, lo respetamos, pero a nosotros ahí no nos busques.”

gracias4

El discreto encanto de los bares “achinados”

“Debemos confesar nuestra debilidad por los bares de toda la vida regentados por chinos. Estos lugares siempre congregan a gente interesante y son caldo de cultivo de anécdotas de todo tipo. Además, tienen el valor añadido de poder pedir lo que quieras en el orden que quieras con total normalidad. Puedes tomarte un carajillo acompañando a un chivito o pedir una hamburguesa completa después de cuatro rondas de gin tonics, nadie te va a juzgar.

gracias7

No vale cualquier servilleta”

“Solo aceptamos servilletas de “gracias por su visita” y de estas cada vez se encuentran menos. Ahora la mayoría son blancas. Creemos que esto es un reflejo del declive de la sociedad en que vivimos. Ya nadie da las gracias por nada, se están perdiendo las formas. Así pues, la predilección por este tipo de servilletas es una forma de reivindicación; nuestro granito de arena para construir un mundo mejor. Vimos oportuno darle esa vertiente social al proyecto”.

gracias6

De esta nos forramos. Fijo

“Desde un punto vista económico, nuestro objetivo en el medio plazo es monetizar las servilletas para cubran el gasto en cañas. Sabemos que es un objetivo muy ambicioso porque empinamos el codo que da gusto, pero vamos a por todas. Ya sabes, el cielo es el límite (o lo que nos fíe el dueño). Si conseguimos arrancar la sonrisa de una sola persona todo habrá valido la pena, habrá tenido un sentido. No, no, que va, es coña. Queremos pasta. Yates, joyas y todo eso.”

Gracias por su visita, cada día en su Facebook más cercano.

gracias8

gracias11

gracias10

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

Probablemente tampoco te interese:

– Los diez mejores carteles del cine español

Diez portadas de discos que trataban de ser sexy y daban risa

Espeluznantes fotos de parejas que te empujarán al celibato

15 inventos caseros que te harán la vida más fácil