Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Exhuman el cadáver de un murciano en busca de la Vera Cruz

11 Oct 2018
Comentarios

Compartir: facebook twitter meneame

Ad Absurdum

Mientras medios de comunicación de todo el país se hacen eco de la exhumación de Franco y la propuesta de Podemos de acabar con la cruz del Valle de los Caídos, los murcianos llevan por su cuenta sus propias exhumaciones y batallas por cruces.

Las raíces de la historia a la que nos referimos se remontan a la primera mitad del siglo XX: en 1934 alguien robó la famosa cruz de la localidad murciana de Caravaca, y desde entonces se encuentra en paradero desconocido.

La Cruz de Caravaca es una de las reliquias más características de la Cristiandad. Según la leyenda, en tiempos de dominación islámica, el señor musulmán de la ciudad de Caravaca quería ver una misa cristiana, así que pidió a un cura que le indicase lo necesario para el ritual.

Cuando el cura pidió un crucifijo, del cielo descendieron dos ángeles con un fragmento de la Vera Cruz en el interior de un relicario con la forma característica de la Cruz de Caravaca.

De inmediato, los musulmanes de la ciudad se convirtieron al Cristianismo al presenciar tal milagro, y la cruz se convirtió en objeto de veneración, no solo por parte de caravaqueños y murcianos en general, sino también de toda la Cristiandad. No en vano, Caravaca fue reconocida como ciudad santa.

Fuente: aleginonso

La cruz se convirtió en todo un símbolo, pero en 1934 desapareció y nadie tuvo nunca noticias de ella. Sin embargo, comenzó a circular el rumor de que un párroco de la localidad, Tomás Hervás García, se había enterrado con ella.

Hace tan solo un par de días, la Diócesis de Cartagena dejó claro en un comunicado que estaban dispuestos a hacer lo que fuera por recuperar el Lignum Crucis y cerrar este capítulo.

Así que el Obispado decretó exhumar el cuerpo del sacerdote fallecido en 1957 para comprobar si se encontraba allí la reliquia. Además, nombró una comisión presidida por el mismísimo obispo, José Manuel Lorca Planes, el vicario de la zona, el canciller y notario del Obispado, así como un médico forense.

José Manuel Lorca Planes (fuente: Conferencia Episcopal Española)

Además, para actuar como testigos y supervisar el unboxing, se invitó al alcalde, José Moreno Medina (del PSOE, que nunca dejan pasar una buena exhumación), y la hermana mayor de la Real e Ilustre Cofradía de la Vera Cruz.

Quizá este último cargo suene a alguien de algo, y es que la hermana mayor de la cofradía ya se hizo famosa por una polémica con el programa de radio La Vida Moderna. El problema entonces lo causó el nombramiento de otro futuro exhumado, Francisco Franco, como Hermano Mayor honorífico de la cofradía.

Pero la hermana mayor de entonces no era la misma que la que ahora ha supervisado la operación.

Fuente: youtube

El pasado 28 de septiembre de 2018, a las 16:30, se llevó a cabo la apertura del sepulcro en el cementerio municipal de Caravaca de la Cruz. El forense comenzó a hurgar (científicamente, claro está) entre los restos del difunto párroco y no halló vestigio alguno de la reliquia.

Así las cosas, el drama de la cruz continúa. Quién sabe cuántos cadáveres más habrá que exhumar, o quizá se halle en la próxima exhumación…

Posible ubicación de la Cruz de Caravaca (fuente: Godot13)

Con información de La Verdad y Cadena Ser-Radio Murcia.

Ad Absurdum suele escribir sobre historia, a veces en libros como Historia absurda de España o Historia absurda de Cataluña.

BONUS TRACK: Cuando la Gran Vía de Madrid se llamaba Avenida de la Unión Soviética

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

Cambiando de tema:

– Así quedaría el mapa de España si las provincias se distribuyeran por población

¿Se acaba el petróleo? Tranquis, tenemos bioaceite de cáñamo