Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

“El Qigong está llamado a ser tan popular como el yoga”

07 Abr 2019
Comentarios

Compartir: facebook twitter meneame

Iñaki Berazaluce

El Qicong (o Chi-Kung) es una disciplina que combina respiración, movimiento y meditación y se practica en China desde tiempos inmemoriales. Si no ha sido tan popular en occidente hasta tiempos muy recientes es por dos motivos: la reticencia de los maestros tradicionales a transmitir sus enseñanzas y la inexistencia de un “vector de transmisión” de Oriente hacia Occidente, como sí sucedió con el yoga y el budismo: “El Qicong no ha tenido sus Beatles, pero todo apunta a que puede llegar a ser tan popular, o más incluso de lo que es el yoga”, me explica John Munro, fundador de la escuela Long White Cloud Qigong y uno de los maestros más reconocidos de la disciplina.

John es originario de Nueva Zelanda, pero está pasando una temporada en Europa para traer las enseñanzas desde su lejano país. Me atiende vía Skype desde Londres, donde tiene su cuartel general de cara a la “conquista” de Europa, su próximo objetivo. El hecho de que la entrevista sea vía Skype no es casual: Munro se está apoyando en las nuevas tecnologías para extender el conocimiento del Qigong, según me cuenta: “Internet está siendo clave en la popularización del Qigong. Empecé a impartir cursos online porque mucha gente me escribía pidiéndome clases en disversos lugares del mundo. ¡Pero yo vivo en Nueva Zelanda, que está lejos de todo! Así que ahora tengo muchos más alumnos por internet que presenciales”.

Munro enseña un par de veces al año a Gran Bretaña y Estados Unidos, pero lo que realmente desea, me confiesa, es traer el Qigong a España. ¿Para cuándo? “Muy pronto, calculo que el otoño que viene organizaré mi primer intensivo”. ¿Dónde? «Seguramente en Ibiza«. ¡Pero eso no es España!

En la página web de Munro están disponibles vídeos y textos para guiar la enseñanza del Qigong desde los primeros pasos (Qigong Foundation Practices) hasta los más avanzados, con el enigmático nombre de Mysterious Qi, Teoría y Práctica del Qigong. Lo único que se necesita para aprender Qigong desde casa es una conexión a internet, ropa cómoda y saber inglés. Los cursos se pagan por donación, de modo que el precio lo pone el practicante al terminar.

Si a estas alturas no sabes de qué estamos hablando, tal vez sea el momento de hacer rewind y preguntar al maestro qué es esto del Qigong: ““Qi” significa “energía” y “gong” quiere decir “trabajar”, así que “Qigong” sería “trabajar con energía”. Hay muchas formas de conseguir esto, pero las principales herramientas que utilizamos son la mente, el cuerpo y la respiración. A veces la gente puede ser bastante mística sobre la “energía”, pero también podemos ser muy prácticos sobre este concepto. Por ejemplo, tú necesitas movimiento para estar vivo, y no me refiero a mover los brazos sino al movimiento interno del cuerpo: el flujo de la sangre o el movimiento de los órganos. Así que si hablamos de “Qi”, nos referimos a estos aspectos de la energía vital, y cuando trabajamos con ellos nos podemos volver más fuertes y más saludables, así como entender la relación de nuestro cuerpo y mente, y de ambos con el entorno que nos rodea”.

¿Cuál fue tu primer contacto con el Qigong y cómo influyó en tu vida?

Tenía diez años, mi madre estaba estudiando para ser naturópata, y en el proceso, alguien le habló sobre el Qigong y ella me enseñó algo, no demasiado, sobre esta disciplina. Entonces me di cuenta de que era algo fantástico, porque podía sentir la energía. De algún modo, era como ser un Jedi: “¡Guau, energía!”. Así esta anécdota tuvo un cierto influjo en mí, en tanto me despertó el interés por investigar sobre el Qigong de mayor.

¿Viajaste a China para conocer el Qigong más en profundidad?

Sí, tenía unos 21 años y tenía algunos problemas de salud, y entré en contacto con la misma persona que le habló a mi madre del Qigong diez años atrás. Le pregunté si seguía enseñando Qigong y me dijo que sí, que me enseñaría, pero con la condición de que estudiara también medicina china.

¿Es entonces un requisito para un nuevo practicante de Qigong conocer la medicina china?

No, esto fue únicamente porque el maestro no quería malgastar su tiempo. Quería enseñar a alguien que estuviera realmente comprometido en estudiar en profundidad, y lo hice. Para cualquier otra persona, puedes estudiar lo que consideres para alcanzar el nivel que desees, igual que alguien que quiera jugar al tenis no necesita sacarse la carrera de Ciencias Deportivas. Evidentemente, ayuda saber algo de medicina china, pero no es en absoluto un requisito.

He leído la interesante comparación que haces entre el yoga y el Qigong en tu blog. ¿Existe también el concepto de “iluminación” en el Qigong?

El Qicong ha sido aplicado en tres áreas principales de la vida. El primero es la salud, tanto en el sentido de estar sano como en forma de tratamiento médico. El segundo son las artes marciales, como el kung-fu, como una forma de desarrollar capacidades físicas asombrosas, y el tercero es la espiritualidad. Muchos grupos religiosos y espirituales utilizan el Qigong como parte de su práctica. ¿Qué entendemos por “iluminación” (Enlightment)? Iluminación es literalmente “entendimiento” y es obvio que la práctica del Qigong te exige prestar atención a aspectos muy sutiles. Exige, por ejemplo, entender cómo interactúan tu mente y tu cuerpo, y ambos con el mundo que nos rodea. Más allá de esto, considero que el Qicong es una de las formas más puras de espiritualidad, en tanto trabaja con la Naturaleza y no contra ella. Si lo piensas bien, incluso el estudio de la Física consiste en intentar entender el mundo que nos rodea y cualquier persona que profundice en la Física acaba topándose con la espiritualidad, con el asombro ante el mundo. Con el Qigong sucede lo mismo, tanto si perteneces a una tradición espiritual como si no, la exploración de la realidad te lleva a una forma de espiritualidad en tu intento de entender el sentido de la vida.

¿Como practicante avanzado de Qigong has desarrollado “superpoderes”?

Eso que llamas “superpoderes” son realidad son capacidades que desarrollas a fuerza de trabajarlas. En el momento que las practicas habitualmente dejan de ser “super” y se convierten en normales. En el momento que desarrollas cualquier cualidad se convierte en normal para ti; un atleta que sea capaz de saltar muy alto puede parecer que tiene un superpoder para una persona “normal”, pero en realidad ha entrenado duro para conseguirlo. En el caso del Qigong los practicantes más avanzados han desarrollado habilidades muy elevadas, que son usadas habitualmente para la salud. También puedes lograr ser más fuerte o más rápido, que son cualidades muy útiles en el contexto de las artes marciales. Utilizar la energía de esta forma es poco común, no mucha gente puede hacerlo, pero, eso sí, cualquier puede aprender hacerlo.

¿Cuál es la relación del Qigong con el Tai-chi y el resto de las artes marciales?

Qigong sería el principio fundamental para el trabajo con energía. El Tai-chi sería una aplicación específica de este trabajo. Si dibujas un diagrama con distintos círculos, el Qigong iría en un gran círculo y, dentro de él, estaría el Tai-chi, que es un arte marcial que utiliza muchos de los principios del Qigong en el proceso de la gente para desarrollar su habilidad.

¿Cuál es la capacidad más sorprendente que has desarrollado por la práctica del Qicong?

He practicado el Qicong en su vertiente clínica, así que me he enfrentado con todo tipo de problemas y enfermedades. Una de las cosas más sorprendentes con las que me topado ha sido tocar a alguien con los dedos y conocer cuál es su personalidad original. Es decir, ser capaz de identificar quién quieren ser ellos de verdad. A menudo, la gente no vive la vida que le gusaría vivir realmente.

¿Y qué me puedes contar de ‘Jump on John’?

Eso es algo que hago por puro entretenimiento. Cada vez que llegaba a una nueva ciudad, invitaba a la gente a lanzarse desde cierta altura (hasta 2,5 metros) sobre mi estómago. Esto no lo hago más, pero tengo otro truco que es recibir patadas en los huevos, algo que es más común, si bien no todo el mundo puede hacerlo. Otras capacidades que también he desarrollado incluyen sentir la energía de un árbol o de la tierra.

https://www.youtube.com/watch?v=om20s9jK6IA

¿Puedes curar también con tus manos?

Cosas sencillas, sí. Puedo quitar a alguien el dolor de cabeza con solo imponer mis manos unos segundos.

¿Estas capacidades son accesibles a cualquier persona?

Sí, cualquiera puede desarrollarlas con la práctica. Hay gente que sí es capaz de hacerlo más rápido que otros, como sucede con cualquier práctica: todo el mundo puede aprender a correr pero habrá personas con una mayor capacidad innata para correr más deprisa.

¿Cómo es posible aprender Qigong a distancia?

Lo primero es tener un buen material. A continuación, poder recibir consejos, hacer preguntas a tu profesor. Lo bueno del Qigong es que lo importante es seguir la práctica, así que si sigues esta práctica como un proceso de autoconocimiento será la propia práctica la que te enseñe.

El motivo por el que empecé las clases online es porque recibía correos de gente de todo el mundo que me decían que no encontraban maestros de Qigong. ¿Cómo podían aprender? Muy fácil: a través de internet. Cada vez hay más profesores, lo que está muy bien, pero hace no tanto era difícil encontrar, incluso en internet.

¿Recomiendas acudir también a clases presenciales?

Si es posible, sí. Siempre es bueno hacer una clase en persona, pero para ciertas personas es posible y para otras, no. Eso sí, si vas a clases presenciales pero luego no haces tu práctica tampoco vas a lograr todos los beneficios.

Tengo entendido que viajas con frecuencia a Europa, ¿tienes algún plan para venir a España a dar tus enseñanzas?

Dentro de poco espero tener mi primer libro traducido al castellano, titulado ‘Between heaven and earth’. En él explico cómo conectar tu energía con la tierra y el cielo, así como con ampliar la fuerza de tu propio campo energético, algo que puede sonar un tanto marciano para quien no practique Qicong pero que es bastante normal para un practicante. Espero llegar a España en mi próximo viaje, he recibido alguna oferta desde Ibiza…

El Qicong se viene practicando supuestamente desde el Neolítico, según cuentas en un artículo. Sin embargo, esta disciplina milenaria es mucho menos conocida fuera de China que, por ejemplo el yoga. ¿Será que no el Qigong no ha tenido aún sus Beatles para darse a conocer en el mundo?

Obviamente en la expansión del yoga tuvo mucho que ver la influencia inglesa en India, que creó un vínculo muy fuerte entre el país asiático y Occidente. Entre tanto, China permaneció más cerrada. Incluso en la propia China, las habilidades del Qigong eran tan apreciadas como secretas y se mantenían dentro de la familia o de una determinada orden monástica. Con el Qigong pasaba lo mismo que con el Kung-fu: los buenos maestros no querían enseñarlo a cualquiera, porque no querían que sus rivales conocieran sus trucos, así que los mantenían en secreto. Eso ha empezado a cambiar muy recientemente: cuando yo empecé a enseñar me prohibieron expresamente difundir el Qigong a alguien más; por suerte, esto está cambiando, pero se trata de un cambio muy reciente.

John Munro es fundador de la escuela Long White Cloud Qicong.

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

En otro orden de cosas…

Vitorio y los chinos: los mejores carteles de los mercadillos

Crean un lubricante de marihuana que te ofrece orgasmos durante 15 minutos