Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Trece portadas de discos que revolucionaron la historia del rock

29 Nov 2019
Comentarios

Compartir: facebook twitter meneame

Iñaki Berazaluce

En 1970, los miembros de Hipgnosis, el equipo creativo más influyente de la historia del diseño de carátulas de discos, recibieron carta blanca para realizar la portada de un disco de The Nice. Con los bolsillos llenos y la cabeza llena de ideas, organizaron una alocada sesión de fotos en pleno desierto del Sáhara marroquí.

El resultado fue una portada memorable y una aventura trufada de anécdotas y despropósitos que estuvieron a punto de acabar con la salud de los diseñadores ingleses.

La onírica imagen de unas enormes bolas rojas en medio de las dunas del desierto es una obra de arte, sí, pero también un anacronismo de cuando para hacer la portada de un disco se organizaban auténticas superproducciones. Poco después llegó el ‘punk’ y lo barrió todo, no solo en lo musical sino también en la estética de los discos, mucho menos elaboradas pero igual o más impactantes que las del rock sinfónico que le precedió.

Elegy’, de The Nice, es una de las 50 portadas que ha recopilado el periodista y crítico musical Xavier Valiño en su nuevo libro Líneas paralelas’ (Editorial Milenio), segunda parte oficiosa de La cara oculta de la Luna’, otra selección de portadas de rock inmortales que, claro está, estaba pidiendo una segunda parte.

Seleccionar cincuenta (o incluso cien) portadas esenciales de la historia del rock no es fácil, pero le hemos pedido al autor el más difícil todavía: una selección de la selección.

Estas son trece portadas que revolucionaron la historia del rock, comentadas por Xavier Valiño, melómano y esteta:

Bob Dylan: ‘Bringing It All Back Home’ (1965).

“Dylan quería abandonar los mojigatos retratos habituales hasta entonces en el mundo de la música y para ello contó con el fotógrafo Daniel Kramer. La sesión se hizo en la vivienda de su manager y, de hecho, la mujer que aparece con Dylan es la esposa del manager. Los fans de Dylan buscaron mensaje secretos en la foto, pero lo cierto es que fue una sesión bastante improvisada”.

Pink Floyd: ‘Atom Heart Mother’ (1970)

“Pink Floyd fue el primer grupo que confió en el estudio Hipgnosis, cuyos miembros habían sido compañeros de universidad de Syd Barrett. Si bien solían hacer portadas muy elaboradas, en este caso cogieron el coche con la intención de “hacer algo que no tenga nada que ver con el grupo”. La foto de la vaca –que, por cierto, se llama Lullubelle 3- gustó a los Pink Floyd y la usaron para la portada. El nombre del grupo no aparece por ningún lado, así que durante las primeras semanas, los fans estaban desconcertados con el disco de la vaca”.

New York Dolls: ‘New York Dolls’ (1973)

Que yo sepa, es el único disco de la historia de un conjunto masculino en el que vienen acreditados el peluquero y maquillador. La portada fue censurada en España por la pinta de andróginos que tiene el quinteto. La edición española mostraba el logo de la banda y la foto en la contra fue cortada de cintura para abajo”.

Kraftwerk: ‘Autobahn’ (1974)

La portada de ‘Autobahn’ tuvo dos versiones, la alemana y la inglesa. En la primera aparece un dibujo de la autopista, con dos coches y una foto de los cuatro miembros en el salpicadero (hasta que uno de ellos fue borrado por sus antiguos compañeros, por un quítame allá esa biografía). A mí me gusta más la versión inglesa, por su sencillez: apenas tres líneas para representar la autopista. Muy sintética, muy Krafwerk”.

Sex Pistols: ‘God Save the Queen’ (1977)

Aquí entra en liza el diseñador del grupo, Jamie Reid, que combinaba sus ideas anarquistas con diseños de principios del siglo XX. La portada está basada en un cartel de mayo del 68 y, dado que coincidía con el jubileo de la Reina de Inglaterra, reemplazó la figura original por una imagen de la Reina Isabel con imperdible. Escándalo garantizado, tal y como deseaba Malcom McClaren”.

Blondie: ‘Parallel Lines’ (1978)

Efectivamente, es el disco que da título al libro. El primero se dedicaba a Pink Floyd y éste, al punk y la nueva ola. Una portada sencilla, inspirada en un poema inacabado de Deborah Harry, es decir Blondie, “la rubita”. Este disco elevó a los altares a la banda americana”.

New Order: ‘Blue Monday’ (1983)

Tras el ocaso de Hipgnosis, Peter Saville es el tío que más ha hecho por el diseño de portadas, incluyendo las de Joy Division, New Order y todos los grupos de Manchester en los ochenta. New Order estaba grabando un disco de música electrónica, y a Saville le evocó un disquete de primera generación. Además, utilizó un código de colores que fue desvelándose en otros discos del grupo y de otras bandas. A pesar de ser el ‘maxi’ más vendido de la historia de la música, costaba tanto imprimirlo que la discográfica perdía dinero por cada disco que vendían y estuvo a punto de irse al garete”.

U2: ‘War’ (1982)

Pocos saben que este niño –Peter Rowen, a la sazón el hermano pequeño de un miembro de los Virgin Prunes, amigos de la banda– aparece en muchas portadas del grupo. La imagen está inspirada en esta otra portada The Doors. Lo más curioso es Peter que acabó haciendo la foto de portada de un disco en directo de U2”.

Nirvana: ‘Nevermind’ (1991)

Para su salto a una gran discográfica, Nirvana había pensado usar la foto de un mono, pero resulta que acababan de ver un documental sobre partos bajo el agua y animaron al diseñador, Robert Fisher, a hacer una sesión de fotos parejas y sus bebés. Finalmente, la que más les gustó fue la del bebé, al que le añadieron la foto del dólar, toda una metáfora del salto al ‘mainstream’ de la banda.

En algunos países tuvieron que taparle el pene al bebé, pero Kurt Cobain insistió en que se ocultara con un mensaje que dijera “Si te sientes ofendido es que eres un pedófilo en potencia”. Genio y figura…”

Massive Attack: ‘Mezzanine’ (1998)

«Este disco representa a la generación de músicos que entró en la electrónica desde el mundo del rock. El líder de Massive Attack, Robert Del Naja, venía del mundo del graffiti (hay asegura que es el mismísimo Bansky) y estaba obsesionado con las arañas. En principio querían utilizar el trasero de una araña para el disco, pero finalmente eligieron un montaje a partir de una macro de un escarabajo recién descubierto en Sudamérica del fotógrafo Tom Hingston. El dibujo se llama “el Ángel”, y ciertamente es un bicho que no te gustaría encontrar en tu jardín”.

The Strokes: ‘Is This It’ (2001)

“El culo que aparece en la portada es el de la novia del fotógrafo, Colin Lane, recién salida de la ducha. Lo que no se ha sabido nunca es quién era la chica, pues el fotógrafo cortó poco después con ella. Aunque en la imagen se ve poco más que la silueta de la nalga, la portada fue censurada en EE.UU. En aquel mercado el disco apareció con una foto propuesta por Julian Casablancas, líder de la banda, de unas partículas en colisión del acelerador de hadrones (LHC) de Ginebra”.

Con información de Efe EmeHipgnosis CoversUltrasonica y Strambotic.

¡Síguenos en Facetrambotic y en Twitterbotic!

Por otra parte:

Caimary, diseño para el hombre que se viste por los pies

– El desayuno de los campeones: 59 bocados, 8.000 calorías, prohibido compartir

– Veinte argumentos disparatados que usan los magufos para defender sus creencias