Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Estamos trabajando el doble que los campesinos de la Edad Media

09 May 2018

Iñaki Berazaluce

El trabajador español del siglo XXI que cumple su horario, si es que existe tal ejemplar, disfruta de 22 días de vacaciones al año, gracias a una de las legislaciones más “generosas” del mundo. Una semana menos que nuestros vecinos franceses pero quince días más que los chinos, mexicanos y japoneses, los trabajadores que tienen menos vacaciones pagadas del mundo.

Si sumamos a estos 22 días los fines de semana, fiestas de guardar y puentes diversos, estamos trabajando algo más de 222 días al año, unas 1.780 horas, sin contar las horas extra. En comparación, un trabajador de la Edad Media no dedicaba más de 140 o 150 días al año a trabajar, y empleaba el resto del tiempo en descansar… y celebrar. A partir de los relatos de la época, los historiadores concluyen que un campesino español en la Alta Edad Media podía disfrutar de cinco meses de vacaciones. En aquellos tiempos el 75% de los trabajadores se dedicaban a las tareas del campo, ahora menos del 3% en sociedades post industriales. [» Seguir leyendo »]

Este calendario de agricultores franceses anticipa un 2017 muy caliente

04 Dic 2016

Strambotic

french-farmers-calendar-2017-fred-goudon-4-2

Lo verde empieza en los Pirineos y este calendario de agricultores con la ropa justa para resistir la helada es la mejor prueba. Se trata de la obra anual del fotógrafo francés de moda Fred Goudon, al que ustedes conocerán por su celebrado calendario de bomberos de 2016, que hizo arder muchos montes de Venus las pasadas Navidades.

Durante este 2016 Goudon se ha dedicado a recorrer la campiña francesa pidiendo a los humildes campesinos que posen semidesnudos para su obra. Puede que no sea la mejor idea desde una perspectiva puramente laboral, con lo que pica el heno y las garrapatas que corretean por los prados, pero el resultado bien vale la pena: De Normandia a la Provenza y de Champagne a Picardía, estos ejemplares de campesinos nos demuestran que el año que viene seguirán subiendo las temperaturas.

Puede que el año 2016 haya sido una merde pero, qué diantres, con estos neorrurales, el 2017 promete.

[» Seguir leyendo »]