Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Las viñetas del Capitán Trueno que censuró el franquismo

18 Ago 2016

Strambotic

trueno 22

Puñales imaginarios. Espadas que hieren con desenfundarlas.

Ayer nos enterábamos del fallecimiento de Víctor Mora, el creador del Capitán Trueno, a los 85 años de edad. El Capitán Trueno fue, por derecho propio, el superhéroe español por antonomasia: valeroso combatiente en la batalla, seductor y martillo de herejes. Tenía todos los ingredientes para ser la imagen de la “Cruzada” franquista y, sin embargo, también sufrió la censura del régimen.

Curiosamente, las primeras historietas del Capitán Trueno, publicadas a partir de 1956, no sufrieron más cortes que la autocensura ejercida por los autores. Es a partir de la reedición de 1964 (‘Trueno Color’) cuando se difuminan las armas, se ocultan los cuerpos mutilados en las viñetas, se suprimen palabras “malsonantes” como “maldición” y desaparecen las (escasas) escenas tórridas del tebeo. [» Seguir leyendo »]

Tarántula Man, el Hombre Abejorro y otros superhéroes que no ganarían ni al mus

03 Abr 2014

David Cánovas

Devorador de materia

Matter Eat Lad. Superpoder: comer cosas.

Ah, el ser humano: esa criatura desamparada y temblorosa, una mota de polvo en el vasto universo. Un gusano absorto en su afán de ser el capitán de su destino y, si es posible, forrarse sin dar un palo al agua. Por suerte, a veces su imaginación le eleva por encima de tales miserias y es capaz de soñar con una existencia superior, un compendio de facultades que desafíen los límites de la naturaleza. Sí, hablamos de Flash, Tormenta, el Capitán América, La Masa, y toda esa cohorte de superhombres nietzscheanos y paladines de la libertad. Sin embargo, a veces el tiro sale por la culata.

A veces, los guionistas y dibujantes tienen un mal día -son humanos- y acaban creando verdaderos espantajos de la ciencia ficción. Seres que serían incapaces de sobrevivir a un domingo en el Ikea. Hombres blandengues, en definitiva, que diría el Fary. He aquí un mausoleo de superhéroes fail para subir la moral al ciudadano de a pie.

[» Seguir leyendo »]