Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

‘Cipoto’ y otros títulos que nos destriparon el final de la película

15 Mar 2019

Iñaki Berazaluce

A ’50 sombras de Grey’ la han titulado ‘Cipoto’ en Ucrania . Bueno, se lee «cipoto«, pero está escrito en cirílico y pone «gris«, según nos informan nuestros políglotas lectores. Sea como fuere, se trata de un ‘spoiler‘ de libro, con penalti y expulsión, a la altura de ‘O homem que veio do futuro’ (‘El hombre que vino del futuro’), la explícita traducción al portugués  de ‘El Planeta de los Simios, destripando uno de los finales más impactantes de la historia del cine. Para añadir sal a la herida, al genio que diseñó el cartel no se le ocurrió mejor idea que meter en el cartel la famosa escena final de la estatua de la Libertad semienterrada en la playa (perdón, esto también era spoiler).

A continuación, una recopilación de títulos de películas traducidas por el plasta que se sienta al lado en el cine y te va contando lo que va a pasar.

[» Seguir leyendo »]

Un científico apuñala a un colega en una base de la Antártida por destriparle el final de los libros

31 Oct 2018

Strambotic

Beloguzov, la víctima, y Savitsky, el agresor.

Cruz de navajas por un spoiler. Dos científicos rusos de una remota base en la Antártida se vieron involucrados en una violenta pelea que acabó con el apuñalamiento de uno de ellos. ¿El motivo? La víctima se dedicaba a destripar sistemáticamente el final de los libros que iba a leerse el agresor, que, en un arrebato de furia, decidió hacer lo propio con su compañero: destriparle.

Sucedió en la Estación Bellingshausen, en la Isla del Rey Jorge, el territorio con mayor concentración de bases científicas de la Antártida. Dos científicos rusos que compartían cuarto intentaban pasar las solitarias tardes en el gélido continente sumergidos en la lectura. Los dos rusos compartían un pequeño cuarto y tenían acceso a dos canales de TV en ruso, instalaciones deportivas y una biblioteca.

Todo bien, salvo que Oleg Beloguzov, 52 años, de profesión soldador, tenía la manía de contarle el final de los libros a su compañero Sergey Savitsky, de 55 años. “Se empeñaba en contarle el final de los libros antes de que los leyera”, según recoge The Sun, citando fuentes anónimas. [» Seguir leyendo »]