Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

¿Iba Moisés de tripi?

07 Feb 2019

Strambotic

Con los milagros divinos y otras historias sobrenaturales de la Biblia hay dos opciones: puedes creerlos a pies juntillas o puedes buscarle una explicación científica. Es lo que han hecho muchos investigadores a lo largo de los siglos, intentando darles una base racional a los relatos que protagonizan Moisés y compañía. Sí, nombramos precisamente a Moisés porque en la historia del salvador del pueblo hebreo es donde más ciencia se concentra. [» Seguir leyendo »]

Dios dio instrucciones por escrito sobre qué debemos hacer con nuestra mierda

03 Nov 2018

Jaime Noguera

Quizás lo de Willy Toledo sea un castigo divino, no por cagarse sobre el Altísimo, sino por no cumplir las indicaciones celestiales para gestionar los excrementos humanos. Y es que Dios, además de castigar a las mujeres con partos dolorosos (más la sumisión al hombre) y matar, según el escritor Steve Wells (en su libro “Drunk with Blood”) a unos 25 millones de personas (pecador arriba, pecador abajo) no lleva bien la visión y el hedor de las heces humanas, a pesar de que (supuestamente) él fue el diseñador de nuestro aparato excretor. Y como nuestras deyecciones le dan asquito, el señor dejó por escrito en la Biblia qué hacer (y como) con el popó nuestro de cada día.

[» Seguir leyendo »]

’50 sombras de Moisés’: Las perversiones sexuales de la Biblia

14 Ene 2017

Iñaki Berazaluce

Los 39 libros fundacionales del cristianismo y del judaísmo que integran el Antiguo Testamento incluyen en sus páginas una extensa gama de escenas subiditas de tono: incestos, violaciones, pedofilia, exhibicionismo, coprofagia y bestialismo. También ofrecen una amplia gama de torturas, venganzas, mutilaciones, infanticidios y crímenes en masa, pero aquí nos vamos a centrar sólo en los asuntos de la carne.

[» Seguir leyendo »]

¿Cuántas personas mató Dios en la Biblia?

02 Ene 2017

Iñaki Berazaluce

noedelugeleoncomerre

León Comerre: El Diluvio.

Embriagaré mis flechas de sangre, mi espada devorará la carne; sangre de los masacrados y cautivos, cabezas de jefes enemigos”.

Deuterenonio, 32:42.

El Antiguo Testamento es una brutal relación de matanzas, violaciones y todo tipo de aberraciones sexuales que hacen que ‘Juego de tronos’ parezca ‘Sonrisas y lágrimas’. Eran otros tiempos, claro: Yaveh era un dios como se estilaba en aquella época: brutal, vengativo, violento, sanguinario, un digno representante del heteropatriarcado, como se dice ahora.

Aunque los primeros capítulos parece que apuntan a una bonita historia romántica, con una pareja nudista en un paraíso en el que sólo hay que retozar y amancebarse, no tarda en producirse el primer crimen: Caín mata al bueno de Abel por un quítame allá unas chuletas. A partir de ahí, el acabóse: Dios desenfunda su espada flamígera a la primera de cambio y aniquila sin piedad a pecadores, impíos, recién nacidos o incluso algún vicioso onanista. Lo que viene siendo un sindiós. [» Seguir leyendo »]