Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Nicholas Cage se casa en Las Vegas y cuatro días después anula el matrimonio porque “iba muy borracho”

04 Abr 2019

Strambotic

Nic y Erika. Hasta que la muerte los separe.

Como Nicholas Cage en ‘Leaving Las Vegas’. Así iba el propio Nicholas Cage cuando tomó la desatinada decisión de casarse con la maquilladora Erika Koike cuatro días después de casarse… en Las Vegas y borracho, valga la redundancia.

El histrión, de 55 años, acudió “visiblemente borracho” a pedir una licencia de matrimonio a un juzgado de Las Vegas, la capital del matrimonio exprés en Estados Unidos. Aquel matrimonio pintaba mal desde el minuto uno. En un vídeo filtrado a la web de cotilleos TMZ se ve a Nicholas Cage gritando “esta quiere quedarse todo mi dinero”, a lo que su futura esposa responde “Cariño, no te estoy pidiendo que hagas esto”. [» Seguir leyendo »]

Atacan un campamento de lujo en Burning Man para expulsar a los “ricachones parásitos”

06 Sep 2016

Strambotic

burning paris

Toda expresión cultural tiene su auge, su decadencia y su correspondiente crisis de identidad. El festival Burning Man, único en su especie en el mundo, lleva celebrándose desde 1986 y atrae a algunas de las mentes más creativas, subversivas e independientes del mundo. Y también a una cantidad creciente de pijos, brokers de Wall Street, millonarios de Silicon Valley, publicistas y “turistas de la música electrónica”, según denuncian los veteranos del evento.

La tensión entre los que se consideran a sí mismos “garantes de la esencia” del festival y los snobs que lo utilizan como un escenario “glamouroso” para sus producciones de moda o para aumentar su grado de coolness en Instagram (léase Paris Hilton) se desató el pasado 31 de agosto en el campamento del desierto de Nevada, cuando una “horda de hoolingangs” arrasó las instalaciones de White Ocean, lujoso campamento fundado hace tres años por el DJ inglés Paul Oakenfold y el hijo de un multimillonario ruso, y que para algunos se ha convertido en el símbolo de la gentrificación del evento, según The Telegraph. [» Seguir leyendo »]