Strambotic

Noticias insólitas, bizarras e impertinentes

Doce palabras ‘caralludas’ que el castellano debería apropiarse del gallego

25 Jul 2018

Luis Landeira

proxecto ronsel ronsel.uvigo.es:

Como dijo un nacionalista, “los gallegos somos los negros de España”. Es justo, pues, que si somos de otra raza, tengamos nuestro propio idioma: o galego, un singular cruce entre portugués y castellano cuyo desarrollo fue entorpecido por dos españolísimos gallegos: Francisco Franco y su discípulo Manuel Fraga. ¿Resultado? Según los últimos sondeos, solo un 31’2% de los gallegos habla habitualmente gallego.

Sin embargo, el 100% de los habitantes de esas lejanas tierras del noroeste incorpora cientos de términos galaicos a su hablar cotidiano, hasta el punto de chapurrear una sublengua en sí misma. Ante el fracaso del gallego normativo, podemos decir que este castellano bastardo, cantarín, atropellado y trufado con palabras marcianas procedentes del gallego es, en el fondo, la verdadera lengua nacional de A Coruña, Lugo, Ourense y Pontevedra.

A continuación, vamos a pasar revista a una docena de vocablos típicamente gallegos. Valga este glosario como ayuda a turistas de otras autonomías, pero también como guante lanzado a la rancia RAE: son vocablos que deberían incorporarse ipso facto al Diccionario de la Lengua Española, como ya se ha hecho, por ejemplo, con meiga (bruja) o con morriña, esa sensación de tristeza que uno siente al estar lejos de miña terra galega, donde el cielo siempre gris y las personas no saben si suben o bajan. [» Seguir leyendo »]

“Necesito mujer ourensana, muy sincera y velluda”: Bienvenido al disparatado mundo de los anuncios por palabras

10 Jul 2018

Strambotic

-Vengo a poner un anuncio.

-Dígame el texto.

-“Lola muerta”.

-Pero hombre, por el mismo precio tiene derecho a tres palabras más.

-Entonces ponga: “Lola muerta. Vendo Opel Corsa”.

Es un chiste, claro, pero a tenor de lo que vas a ver a continuación es una escena altamente verosímil en el mostrador de anuncios clasificados de un periódico, la sección más loca de la prensa escrita (con permiso de los pies de foto), porque la escriben los lectores –esos indómitos surrealistas- y, al contrario que las cartas al director, no tienen que pasar por el filtro de la redacción, ni mucho menos la corrección ortográfica, que no es más que otra forma de censura. [» Seguir leyendo »]

“Efectiviwonder”, “fistro” y otras expresiones que te delatarán como “viejuno”

06 Abr 2018

Iñaki Berazaluce

El lenguaje es una prueba casi tan infalible como el carbono 14 para datar la edad de un individuo. Fíjese en este titular, sin ir más lejos: un millenial no entendería ni jota de la palabra “demodé” y tal vez pillara la idea de “viejuno” por asociación fonética -y es que “viejuno” ya empieza a ser una palabra “viejuna”, amigos-, porque él hablaría de pureta para referirse a algo caduco. Por su parte, un miembro de la Generación X puede que utilizara “estar out” o el sintéticomatusa (apócope de “Matusalén”) para describir algo a lo que se le ha pasado el arroz, que está “demodé”, que diría su abuela.

La periodista Mar Abad, cofundadora de la revista Yorokobu, ha buceado en el diccionario, la hemeroteca y el habla de la calle para escribir ‘De Estraperlo a postureo (cada generación tiene sus palabras)’, un interesante y muy bien documentado recorrido por las palabras del castellano que han marcado cada generación: la generación silenciosa (nacidos en los 1920-30), los baby boomers (nacidos en los 1940-50), la Generación X (nacidos en los 1960-70), los milenials (nacidos en los 1980-90) y, de refilón, la Generación Z (nacidos a partir de 2005) que apenas empiezan a balbucear su jerga. [» Seguir leyendo »]

Los mil y un significados de “carallo”, la palabra comodín de los gallegos

18 Mar 2018

Luis Landeira

¡Manda carallo! Con la serie “Fariña” arrasando en la tele, y el libro homónimo de Nacho Carretero disparando sus ventas gracias en parte a su secuestro, España entera está empezando a maravillarse y a utilizar en tono bufo expresiones de la riquísima y rabuda lengua gallega. Y, sin duda, “carallo” se lleva la palma.

Pero, si me permiten la redundancia, ¿qué carallo significa “carallo”? Pues lo cierto es que oficialmente “carallo” es un vulgarismo gallego para “pene”, similar al “carajo” castellano, al “caralho” portugués o al “cazzo” italiano. Y sin embargo, en Galicia usamos “carallo” como palabra comodín en todo tipo de frases y coyunturas.

Así que es buen momento para enseñar a los castellanoparlantes la forma de utilizar “carallo” y algunos de sus infinitos significados. Porque, como bien dijo el socarrón escritor gallego Camilo José Cela, “un ‘carallo’ a tiempo es una victoria dialéctica”. [» Seguir leyendo »]

‘Efectiviwonder’, ‘ya ves truz’ y otras 20 expresiones más rancias que el Anís del Mono

19 Feb 2018

Luis Landeira

El Diccionario de la RAE ya dedicaba un par de acepciones despectivas a lo rancio: “Anticuado o propio de épocas pasadas” y, dicho de una persona, “de ideas pasadas de moda”. Sin embargo, en el año 2010 la palabreja adquirió una dimensión cósmica y comica, cuando el dibujante Pedro Vera la convirtió en el hashtag de Twitter #ranciofacts. y, posteriormente, en una serie de historietas para El Jueves, recopiladas en formato álbum por Astiberri.

El historietista me explica su propia acepción de lo rancio: “Vendría a ser algo así como expresiones desactualizadas, más caducadas que el DNI de La Pasionaria, comportamientos revenidos, tópicos manidos ad nauseam, lugares comunes muy machacados y usados por pereza comunicativa, situaciones mohosas, chistes que dejaron de tener gracia en la Batalla de Lepanto, coletillas viejunas, cochambre comunicativa…” [» Seguir leyendo »]

17 palabras madrileñas para que te entiendas fetén con los chulapos de la capital

04 Ene 2018

Luis Landeira

Foto: Ayuntamiento de Madrid.

Decía Dámaso Alonso que “Madrid es una ciudad con más de un millón de cadáveres”. Pero cabría añadir que también hay un montón de muertos vivientes: 3.166.000 para ser exactos y según el último censo. No sé si peco de Perogrullo si digo que todos esos vivientes hablan por los codos, a excepción de los sordomudos. Y aunque no existe un idioma madrileño, sí hay una jerga típicamente madrileña.

Si acabas de llegar a la capital, al faro ibérico, al rompeolas de las Españas, y no quieres que te tachen de paleto, de guiri o de gilipichi tendrás que hablar como los madrileños. Para ello, basta que adoptes un tonillo chulesco, que gesticules muy mucho y que uses alguna de las palabrotas que te enseñaremos a continuación. Si al final de tu frase añades “que te lo digo yo”, miel sobre hojuelas. O sea, dabuten. [» Seguir leyendo »]

Diez palabras que no sabías que eran marcas registradas

05 Sep 2017

Strambotic

El mundo de la propiedad intelectual causa dolores de cabeza a creadores y abogados del mundo entero. Cada territorio cuenta con sus propias leyes, y lo que en EEUU puede ser aceptado como “marca registrada”, aquí puede encontrarse con la negativa de los organismo pertinentes.

Aún así, todas las palabras o expresiones que os presentamos son propiedad de alguna empresa que vigila de manera cuidadosa su utilización. En algunos casos, la ubicuidad de algunas marcas comerciales las terminan por hacerlas de uso común: toda una generación ha hablado de “hacerse un Cola Cao“. En otras, hay que reconocerlo, han tenido un poco de morro a la hora del registro.

Superhéroe

Propiedad de… Marvel y DC Cómics

Las dos compañías de tebeos más grandes de los EEUU poseen esta vocablo tan popular al 50%. El resto de compañías comiqueras suelen usar expresiones como “Metahumanos” o “Superhumanos”. El uso de la palabra no es especialmente perseguido, pero sí se ha dado algún caso de retirada de un producto. ¡Ah! De nuevo, ninguno de los dos propietarios inventó el término: se inventó en un serial radiofónico de 1917. [» Seguir leyendo »]

Diez palabras que el castellano debería apropiarse urgentemente del extremeño

14 Ago 2017

Luis Landeira

Extremadura existe. Para quien se haya olvidado, decir que esa mijina de tierra pegada a Portugal que sale lo justo en el Telediario, puesto que no da tanta guerra como otras autonosuyas tipo Cataluña o el País Vasco, ni ocupa tanto espacio como Andalucía, que a lo tonto es casi media España.

Extremadura, sin embargo, es más o menos discreta, y eso que de sus tierras han salido figuras de la farándula tan destacadas como Isabel Gemio, Florinda Chico, Javivi o Mariano Mariano, y grupos musicales del calibre de unos Chunguitos, unas Azúcar Moreno o unos Tam Tam Go.

[» Seguir leyendo »]

Bienvenido al Platyccionario, el glosario predilecto de ‘erucditos’ y ‘momarrachos’

01 Mar 2017

Iñaki Berazaluce

Troglolita: Seductora adolescente neandertal. Robespuerro: Vegano intransigente. Quiquimera: Fantasía sexual difícil de llevar a la práctica. Son algunas de las ingeniosas definiciones que Luis Platypus cuelga en su muro de Facebook y que ha dado en llamar Platyccionario, porque, según nos cuenta, “viene de Platypus, es decir, ornitorrinco, que, además de ser mi seudónimo aquí, es un animalejo raro que parece ensamblado a partir de partes otros bichos, algo que parece adecuado para las palabrejas”.

Todo empezó hace algo más de un mes (el Platyccionario va por su séptima edición, a razón de cuatro palabrejas por fascículo) cuando Platypus vio “las que hacían Julián Hernández y otros dos amigos, me gustaron y decidí intentar hacer algunas propias”. Lo que parecía que iba a ser una “coña sin continuidad” se ha convertido en un fenómeno nanoviral en Facebook, especialmente desde que, a partir de la segunda edición, el autor (que no tiene un pelo de “memerluzo”) empezó a incluir los desternillantes ejemplos de uso de los términos.

Ya hay un clamor para que este orfebre de las palabras inventadas publique en papel el Platyccionario. Esperemos que también lo ilustre Daniel Tornero, como en esta edición de luxe de Strambotic: [» Seguir leyendo »]

Yo puse de moda la palabra ‘bizarro’, ¿pasa algo?

15 Nov 2016

Luis Landeira

1464767459

Valiente, esforzado, generoso, lúcido, espléndido. No, no me estoy describiendo a mí mismo, sino transcribiendo las acepciones que el diccionario de la Real Academia Española atribuye a “bizarro”, un adjetivo que, para más inri, procede del italiano “bizzarro”, que significa “iracundo”. En principio, este era el único significado en lengua castellana de la palabra en cuestión. Ahora bien…

En 1993 apareció el primer número de “Mondo Brutto”, un fanzine del que tuve el dudoso honor de formar parte, cuyo eslogan de marca era “actualidad bizarra para brutos mecánicos”, y cuyos contenidos eran y se jactaban de ser netamente “bizarros” pero no en la acepción de la RAE ni en la de su raíz italiana, sino en la del término inglés derivado del francés “bizarre”: inusual, excéntrico, transgresor o extraño en apariencia o estilo. Para nosotros, el gran icono de lo bizarro era un personaje de cómic llamado Bizarro (valga la múltiple flunflunflancia), duplicado tosco y mostrenco de Superman. [» Seguir leyendo »]