Intercambio con los del blog de ciencia

La primera intención era proponer un intercambio de Enric González, de El País. Pero con eso de que le mandan a Oriente Medio. Ir a Israel en Navidad tiene que ser para un ateo como llevar a  Paquirrín a la Casa del libro. Además, yo soy más de temas divertidos como la antropología o la física cuántica. Así que, amigos de La ciencia es la única noticia, cuando quieran. Les advierto que sé chistes como: «¿qué hace un electrón al caer? ¡Planck!». Y otros más que me sé.

El experimento de poner a Buenafuente donde Wyoming y Buenafuente ha sido tan exitoso, que esto debería ponerse de moda. Tras ver las cifras de audiencia, seguro que Antena 3 se sube al carro. Menos mal que a TC Exprés no le queda mucho, o me veía a Víctor Sandoval haciendo las noticias y a alguien de informativos haciendo pedorreo. Un momento

Tanto Wyoming como Buenafuente estuvieron tremendos. Normalmente, antes de empezar un programa, el equipo se pasa una temporadita ensayando, probando, atando cabos, grabando un piloto… y aún así, el primer día de emisión siempre hay cosas flojas. Esta excusa sólo sirve para el estreno, ¿eh, Risto?

La contundencia con la que los dos señores mayores de La Sexta (piénsenlo: no hay más) asumieron sus respectivos papeles intercambiados demuestra dos cosas que ya sabíamos: que ambos son unos showmen incuestionables y que tienen unos eficacísimos equipos sosteniéndolos. Los guionistas de ambos programas supieron mantener el espíritu de sus cabeceras, jugándolo a favor del invitado. Es como los redactores de La noria, pero exactamente al revés.

Si me piden que elija un ganador en la inexistente competencia, aunque me duela, tengo que reconocer que me gustó más Wyoming en el late que Andreu haciendo la parte seria de LaSexta Noticias. Quizá porque el equipo le preparó más el terreno, quizá porque Monzón se desenvuelve mejor en la improvisación que Buenafuente en el guión de hierro. O porque hubo un aire más canalla en el late y últimamente está más desaparecido que Ángeles González Sinde en las listas de los más queridos de Internet.

Con una programación más rica en lógica y menos en Chuck Norris, después de BFN tendríamos otro programa con un humor más ácido, más canalla, si me permiten repetirme en la palabra. Y fíjense qué bien funciona la redifusión de El intermedio a esas horas.

¿En qué decian que anda Berto?