Opinion · Voces de la precariedad

Agencia Tributaria y Banco Santander nos dejan en la calle

Somos un colectivo de casi cien personas con discapacidad a las que Agencia Tributaria y Banco Santander, una y otro con su actitud pasiva y desentendida, han dejado en la calle. Impidiendo además a muchas de nosotras y nosotros cobrar durante un tiempo la prestación por desempleo a la que teníamos derecho. Y todo, por cadena de adjudicaciones y subcontrataciones en la que nadie se quiere hacer cargo del centenar de personas que durante los últimos tres años y medio prestamos el servicio de Cita Previa de la Agencia Tributaria.

Nuestra pesadilla empezó el pasado mes de Julio, y desde entonces no hemos dejado de luchar. Hemos salido a la calle con agua, viento y sol, y pelearemos lo que haga falta que se nos devuelvan unos puestos de trabajo que nos arrebatado con engaños y mala fe.

cien-agencia-tributaria

En lo que va de año, la Agencia Tributaria ha adjudicado dos veces el call center Servicio de Cita Previa. La primera a la empresa Servinform, que lo subcontrató al mismo grupo que venía prestándolo desde hacía tres años, Grupo SIFU. Y la segunda en julio, a la empresa Contact Center Konecta BTO, participada al 40% por Banco Santander. Y con la segunda adjudicación del año, y su consiguiente subcontratación, vinieron los problemas.

Konecta, la empresa que peor se ha portado en todo este proceso, evitó subrogar a 92 personas con discapacidad del casi centenar venían prestando el servicio. Nosotras y nosotros. No obstante, los culpables de la situación de precariedad, estrés y ansiedad que sufren 92 familias son varios.

Por un lado el Grupo SIFU, que entregó una carta a la plantilla indicando que, por convenio, todo el mundo sería subrogado a la nueva adjudicataria (Konecta = Banco Santander) y no se preocupó más por su gente. Textualmente, el escrito decía: “usted pasará subrogado con la mercantil expuesta en el párrafo anterior, de acuerdo con las disposiciones legales y convencionales que resultan de imperativa aplicación”. Y con SIFU la sociedad Serviform, adjudicataria del servicio hasta julio de este año, que desde el primer momento  se desentendió de las y los trabajadores que había subcontratado a SIFU a principios de año.

Por otro, el Grupo Konecta (y por tanto Banco Santander), que durante todo este tiempo de protestas y lucha en la calle ha mirado para otro lado y no ha hecho nada por nosotros y nosotras.

Konecta no nos subrogó. Su oferta se limitó “incorporarse al proceso de selección actualmente abierto”, que implicaba llevarse el trabajo a Sevilla y tener un empleo de media jornada: 20 horas semanales.

Es decir, teniendo un centro de trabajo en Madrid, Konecta se llevó el servicio a Sevilla, despojándonos del trabajo que teníamos desde hace más de tres años atendiendo la Cita Previa de Hacienda y arrebatándole todos sus derechos laborales; mintiendo descaradamente. Porque, tras ofrecernos la recolocación en la ciudad andaluza, luego se nos negó el empleo.

Y mientras unas empresas y otras se pasaban la pelota, algunas y algunos nos quedamos sin ingresos durante un tiempo porque la burocracia nos dejó sin la prestación por desempleo a la que teníamos derecho. Aún así luchamos, con las fuerzas y las ilusiones al límite, pero no nos rendimos. Vamos a seguir dando la batalla, hasta que nos devuelvan lo que nos robaron. Nuestro empleo.

Alicia Aguado Gutierrez, Óscar Fernández Montoya y Susana Maté García

Las y los Cien de la Agencia Tributaria

Sigue a No+Precariedad en FacebookTwitterYouTube y en nuestro canal de Telegram.