Puntadas sin hilo

Los cirujanos del PP

 

 

Los cirujanos del PP van a abrir España en canal para ver si cierran sin operar o deciden intervenir. Como si cierran sin operar no cobran en este tipo de especialidad, intervendrán.

Con una biopsia, han dicho, sabrán si la situación permite subir las pensiones. O no. De modo que los pensionistas ya saben lo que les espera, dado el eslogan de que "la cosa está mucho peor de lo que imaginábamos".

Los cirujanos del PP harán una reconstrucción laboral, que dejará a los trabajadores al capricho de los empresarios embalados en su codicia de ganancia.

No realizarán legrados, para que cualquier proyecto vital, o simple polvo, lleguen a feliz término.

Los españoles son los únicos habitantes del mundo que han hecho testamento a favor del cirujano, en un alarde de temeridad y sin saber si el cirujano tiene pinzas, bisturíes, serruchos, y demás utensilios de bricolaje quirúrgico. A lo que salga, salga.

Los cirujanos del PP son de la sanidad privada, o sea que primero operan a los ricos, aunque sea de juanetes, y luego a los pobres derivados de la pública.

Los médicos residentes, MIR, del PP te despachan en urgencias con una pastilla para la tos de la tuberculosis, pues los jefes les han dicho que hay que ahorrar en tacs y resonancias.

Los cirujanos del PP y sus ayudantes cosen con puntadas con hilo de acero y mano dura, que es más eficaz y duradera. Son muy tiernos.

Los cirujanos del PP utilizan la anestesia semántica de la cadena perpetua revisable, engañando a los enfermos haciéndoles ver que los criminales estarán más tiempo en prisión, cuando la realidad es que con la anestesia anterior las penas eran más duras, las más duras de Europa, con 40 años sin salir ni un día. ¡Pero suena tan bien lo de cadena perpetua revisable, es tan reparadora que las fauces de los ciudadanos incultos se llenan de venganzas deseadas!

Los cirujanos económicos del PP le van a cortar a España la pierna que no es.

En el quirófano de al lado, al PSOE se le ha muerto la otra España.

Los cirujanos del PP están en prácticas y ya están utilizando el láser de las blancas calumnias. Son peritos en insidias.

Los cirujanos del PP están borrachos de alegría, ya nadie les arrebatará el enfermo.

Los cirujanos del PP, y el del PSOE, anuncian en un ahorro para el loro que van a suprimir 50 quistes-diputados, pero dejarán a los 300 restantes con sus pluriempleos y prebendas.

Todo el equipo de quirófano del PP, cirujano jefe, ayudantes, anestesista, instrumentista, enfermeras, camilleros, celadores y demás, son todos familia, cuñados, hermanos, suegras, etcétera, y han llegado al chollo por riguroso parentesco, como si fueran chóferes de confianza.

¿15-O? ¿Qué es eso? Ese antibiótico lo desconocemos, y por tanto y por si tiene efectos nocivos, no lo recetamos. Y si el enfermo empeora, lo asustamos un avión supersónico de ésos que han volado hoy el cielo de Madrid.

 

                          ----------------------------------

 

Gota del día: El PP denuncia ante Hacienda la venta de las camisetas verdes de los profesores.    Puerca política, puerco partido.