El detonador

Un blog sobre música

ZP, ¿y la paridad en el rock, qué?

29 mar 2009
Compartir: facebook twitter meneame
Comentarios

No hay paridad en la música. Y estamos muy lejos de conseguirla. Hay más hombres que mujeres. Y hasta aquí no llega la mano de ZP para poner orden y concierto (nunca mejor dicho).

¿Que por qué hay más grupos de tíos que de tías? Ni idea. Es como preguntar: ¿Por qué hay más hombres en el gremio de taxistas? ¿O por qué hay más críticos musicales y cinematográficos que críticas? No lo entiendo. ¿La vida nos ha llevado a esto? Puede ser.

Se oyen teorías, eso sí, de todos los pelajes. Por ejemplo: que los tíos montan grupos de rock para ligar. Doy fe que es así (muchos me lo han dicho directamente). ¿Y las tías, no quieren ligar o qué? Al parecer, según esta teoría, ellas ya ligan sin subirse a un escenario.

Ha habido iniciativas como el Ladyfest, un festival donde sólo pueden tocar grupos formados por mujeres. El empeño es loable -hacer visibles a bandas femeninas y reivindicar el papel de las chicas en un mundo indudablemente masculino como el rock-, pero… ¿ha logrado concienciar al público de la discriminación que denuncian? Porque… ¿Hay una discriminación real y consciente? Y… ¿Se puede luchar contra ella?

Una de las quejas que se oyen es que, cuando una mujer alcanza cierto éxito, se construye una imagen negativa alrededor suya, indagando en su vida personal para desprestigiarla. Se recuerda entonces a Janis Joplin, a Courtney Love, a Madonna, a Amy Winehouse… Pero lo mismo ha ocurrido con Pete Doherty, ¿no? Por no hablar de los Rolling Stones, Iggy Pop o el mismo Lou Reed. Y por otro lado, yo no sé nada de la vida personal de, pongamos, Julieta Venegas.

Otra queja es que desde el mundo del rock se ha obstaculizado el paso a las mujeres. ¿Se sostiene esto después de Patti Smith, de Janis Joplin, de Siouxsie, de PJ Harvey, de Björk? Sólo pregunto.

También se dice que una cantante sólo triunfa si está buena. En fin, sólo hay que leer el párrafo anterior para derribar este argumento. Otra cosa es que desde determinados ámbitos, como las radiofórmulas y en general la música comercial de escaparate, se haga un uso descarado del físico y la sexualidad para vender a una cantante. Pero eso en realidad de música tiene más bien poco.

Lo que sí me ha llamado la atención es que dos cantantes como Chan Marshall (Cat Power) y PJ Harvey recurran al mismo esquema de banda para tocar en directo. Aparecen rodeadas de hombres fornidos, con pinta de mafiosos o macarras, una apariencia bastante estereotipada de lo masculino. ¿Es una forma de vengarse, poniendo a su servicio a los tíos para que toquen para ellas y hagan lo que ellas ordenen? ¿O acaso es que temen perder el protagonismo si ponen a otra chica en la banda?

Por cierto, que vaya dos temazos ambos (ver youtubes). El de PJ Harvey es el primer single del disco que acaba de publicar con John Parish (pura dinamita). El de Cat Power, el fabuloso ‘The greatest’, desde el festival Transmusicales de Rennes (yo lo vi allí en vivo; por cierto, un conciertazo).


Desde el 1 de octubre de 2014, Público incorpora un nuevo sistema de gestión y moderación de comentarios: Disqus. Puedes leer todos los detalles aquí.

Al utilizar los Servicios de Comentarios (A.L. 5.2), el Usuario se compromete a no enviar mensajes que difamen o insulten, o que contengan información falsa, que sea inapropiada, abusiva, dañina, pornográfica, amenazadora, dañando la imagen de terceras personas o que por alguna causa infrinjan alguna ley. [Más información]

comments powered by Disqus