Plante de los fotógrafos en el Congreso

Plante de los fotógrafos del Congreso durante la primera sesión de control al Gobierno del año. MARTA JARA

Como contaba en mi anterior post del lunes, se estrenaba ayer una nueva tribuna en el hemiciclo del Congreso desde la cual trabajarán desde ahora los reporteros gráficos acreditados. Tras ver la nueva tribuna, trabajar un día y comprobar las nuevas condiciones, una parte de los fotógrafos han decidido realizar un plante. Al comienzo de la primera sesión de control al gobierno del año, un grupo de fotógrafos ha decidido retirarse del hemiciclo y colocar sus cámaras encima de una mesa situada en una de las salas desde la que siguen los periodistas el pleno. Este plante se realiza en señal de protesta por este cambio, esta decisión tomada de manera totalmente unilateral por la presidencia de la cámara que afecta al trabajo y la información en el congreso.

Vista general desde el último peldaño de la nueva tribuna de fotógrafos. MARTA JARA

La nueva tribuna
El nuevo espacio reservado a los informadores gráficos parece dar varios problemas cómo se ha podido ver tras el reinicio de las sesiones. En primer lugar, el acceso es más incómodo al tener que dar un rodeo considerable para acceder. Esto conlleva que se pierdan algunas fotos, sobre todo al cierre de la sesión cuando los Diputados abandonan sus escaños y hay que bajar a la alfombra dando ese rodeo. El hueco abierto en lo que parece ser un muro del siglo XIX es estrecho y bajo. Esto hace difícil que dos fotógrafos se crucen cargando con el equipo. También veremos cómo más de un compañero se pega un buen golpe en la cabeza con el mármol de la estructura cuando entre o salga por el túnel.

Vista del túnel que da acceso a la nueva tribuna. MARTA JARA

La segunda crítica vertida sobre la nueva tribuna verde es su altura inferior con respecto a su predecesora de terciopelo rojo. Los fotógrafos parecen tener dificultades para fotografiar a los ministros situados en el centro del hemiciclo. Las cabezas de los Diputados impiden el tiro de cámara. Más de uno va a tener que estar de puntillas mucho rato para poder conseguir la foto. La altura de los escalones dentro de esta grada también dificultan el tiro. Los propios compañeros tapan la visión al no haber mucha diferencia en cada altura.

Otra imagen en la que se aprecia cómo la baja altura de los escalones hace que los compañeros se molesten a la hora de trabajar. MARTA JARA

Por último, se desconoce cómo afectará la perdida de espacio, el acceso y el estar encerrados en ese pequeño mirador, callejón sin salida, cuando tengan lugar sesiones importantes cómo el debate sobre el estado de la nación o el debate de presupuestos. La perdida de espacio parece considerable.

El Presidente Bono conversa con un compañero de El País durante la sesión del martes. MARTA JARA

Las formas no ayudan
Si bien el nuevo espacio de mármol y moqueta verde no es lo peor que se esperaba y se puede seguir realizando el trabajo, las formas de la Presidencia del Congreso no parecen ser las más apropiadas. El Presidente Bono realizó la obra sin consultar ni a los medios de comunicación ni a los partidos políticos que se encontraron con la obra terminada. El secretismo sobre la misma tampoco a beneficiado a la imagen de la institución. En cualquier caso, el Presidente Bono parece haberse interesado por la opinión de algún fotógrafo, cómo se aprecia en una imagen. Y la Cámara Baja justifica las obras “por seguridad de las plataformas y sostiene que no ha habido cambios significativos en las condiciones de trabajo de los fotógrafos, aunque está dispuesta a dialogar posibles cambios en cuanto al diseño de los escalones” según informaba Europa Press.

Un grupo de Diputados conversan junto a la nueva tribuna. MARTA JARA

Conclusión
Habrá que ver cómo evoluciona la situación y si tras el plante y las reclamaciones de los medios se produce algún cambio. Pero la obra ya está terminada, los fotógrafos ya están separados por un muro de la alfombra y parece difícil que esto vaya a cambiar.

Mi opinión personal es que esta obra es totalmente innecesaria e incluso empeora la seguridad en la tribuna y sus accesos, en contra de lo expuesto por el Congreso. En días de gran afluencia de fotógrafos saldrán a la tribuna a ciegas por el pequeño túnel pudiendo empujar a los compañeros hacia abajo. Esto podría provocar que alguno se caiga a la alfombra. Con la anterior estructura se podía ver en un instante el hueco libre y el espacio de trabajo era mayor. Había hasta unos cajones a ras de suelo desde los que también se podía trabajar. Me parece muy simbólico que se separe a los políticos de los fotógrafos, los últimos periodistas que pueden estar presentes en la arena del hemiciclo. El miedo es que en un futuro se prohiba a los fotógrafos pisar la alfombra y se les obligue a trabajar con un pool como comentaba en mi anterior post. Un primer paso hacia el sistema con el que ya funcionan las cadenas de televisión en el pasillo del congreso.

Espero que se pueda conseguir algún cambio y que la calidad de la información gráfica en el Congreso no disminuya. Espero que podamos seguir disfrutando del trabajo realizado por los compañeros y que no desaparezcan de nuestros diarios imágenes como la realizada por mi jefe Jon Barandica en 2007 y que fue premiada por la Asociación de Periodistas Parlamentarios ese mismo año.

MADRID 12 12 2006 JAIME IGNACIO DEL BURGO DEL PP EN EL CENTRO DE LA IMAGEN FUE EL PROTAGONISTA DEL PLENO DE  HOY AL LLEGAR TARDE A LA DEFENSA DE UNA MOCION PRESENTADA POR SU PAR IDO SOBRE EUZKADI Y LA INTEGRAACION DE NAVARRA A ESE TERRITORIO/  EN LA IMAGEN MANUEL MARIN NEGOCIA CON PORTAVOCES PARLAMENTARIOS LA SOLUCION DEL PROBLEMA DE DEL BURGO / FOTO JON BARANDICA