Los malos de la peli

A Ahmadineyad se le acusaba de reclamar que “se tiene que borrar Israel del mapa” y, en realidad, había dicho: “El régimen que ocupa Jerusalén debe desaparecer de la página del tiempo”. También se le acusaba de negar el Holocausto, pero sólo había dicho que Israel y EEUU han explotado la memoria de un Holocausto ocurrido en Europa para instalar el Estado de Israel en las tierras que habitaban los palestinos. ¿Por qué la UE se inhíbe de denunciar el ‘apartheid’ que practica Israel? ¿Se sienten moralmente obligados por el Holocausto? ¿Es por racismo? ¿Es por temor al poder de los ‘lobbies’ pro Israel? ¿A represalias de EEUU? Me gustaría que Europa no fuera cómplice de las políticas de ‘apartheid’ del Gobierno de Israel y que apostara por una solución digna al conflicto.

JORDI ORIOLA I FOLCH BARCELONA

En 1953, Mosaddek intentó nacionalizar el petróleo: EEUU y el Reino Unido dieron un golpe de Estado para colocar en Irán… ¡al Sha! Israel sí tiene armamento atómico: lo desarrollaron en secreto e ilegalmente. Un técnico, Vanunu, denunció su existencia: Israel se limitó a secuestrarle en Roma y meterle en la cárcel, mientras mirábamos para otro lado. La bomba atómica y los intereses económicos occidentales permiten a Israel mantener su particular holocausto en Palestina. Puede que se le vaya la mano, vale, pero Israel trabaja para nosotros, mantiene a raya a los moros, nos hace el trabajo sucio.

Al fin y al cabo son moros, mientras que los israelíes son de los nuestros. Mire a Almadineyad: parece uno de esos que merodean por los bares vendiendo relojes y alfombras. ¿Racismo? Qué va, hay moros buenos: los amigos del rey Juan Carlos, los jeques forrados de pasta y dóciles, tipos con los que se puede hacer negocios. Y luego están los moros traicioneros que no nos tienen el debido respeto, como chachas respondonas.

¿Qué se han creído estos tíos cetrinos de las colonias? Está bien que exploten a su propio pueblo y se forren, y luego se lo gasten en Marbella, pero ¿qué es eso de nacionalizar sus recursos? Entre los indios como Evo Morales y los moros, el mundo anda patas arriba. ¡Hay que ver cómo está el servicio!