Civismos incívicos

Promesas incumplibles

Recientemente me llegó via twitter (@gemmagaldon) un artículo publicado por el periódico Expansión a finales de noviembre, sobre la utilización política y electoral del discurso anti-inmigración como fórmula para obtener votos. Se titulaba "¿Por qué tantos políticos hablan tan mal del inmigrante?", y es una de las mejores piezas sobre el tema que he leído en mucho tiempo (a pesar de contener algunas incongruencias, como relacionar primero el recrudecimiento del debate político sobre la inmigración a la crisis para después indicar que éste debate tuvo su peor momento en 2006, y que, a pesar de la crisis, la preocupación ciudadana por la inmigración como problema es hoy 45 puntos inferior que entonces).

.

El artículo cuestionaba también la idea de que el discurso anti-inmigrante o racista dé votos, algo que me parece crucial poner sobre la mesa. Ya escribí meses atrás como este tipo de discursos tienden a proporcionar sólo balones de oxígeno de corta duración, funcionando a largo plazo como clavo final al ataúd de carreras políticas que prefieren lanzarse al populismo irresponsable antes que retirarse dignamente. Me cuesta entender que se reconozca tan poco que la promesa de "acabar" con la inmigración (como la de garantizar la seguridad) es un suicidio político, porque no se puede cumplir. La candidata del PP en Catalunya podía ir disparando a migrantes en un videojuego, eliminándoles físicamente, pero las sociedades democráticas no son videojuegos.

.

¿Qué políticas puede llevar adelante quién prometa acabar con el problema de la inmigración?¿ La expulsión masiva? Pues ya me dirán cómo lo hacemos: ¿a partir de que año? ¿los migrantes internos de los 60 van en el pack? ¿y si tienen DNI? ¿y si se enamoran de "uno de los nuestros"? Peor, ¿y si nos enamoramos de uno de ellos?

.

El mismo problema tenemos si se quieren tirar adelante políticas de "españoles primero", con otro problema añadido... ¿quienes son españoles de verdad, de los que merecen estar entre los elegidos? Porque yo aún no me he recuperado de leer en un foro que habría que expulsar de España "a los rumanos y los catalanes"...

.

Prometer cosas que no se pueden cumplir no sólo es irresponsable, sino que le acaba cavando a uno la tumba política. Y si no, miren los resultados de la Plataforma per Catalunya en las últimas elecciones catalanas: el titular fue que la candidatura había pasado de los 12.447 a los 75.321 votos, un éxito que la dejaba a menos de 5.000 votos de la representación en el Parlamento. ¿Pero cuales fueron los resultados de PxC en los municipios en los que ya había presentado candidaturas anteriormente, y dónde lleva años aportando sus soluciones a los problemas del país? Voilà:

.

Municipio / Resultados locales 2007 / Resultados autonómicas 2010

Vic                                     2842                                  1006

Cervera                              639                                   109

El Vendrell                     2253                                   898

Manlleu                           1022                                   636

Manresa                          1539                                  1318

Olot                                    800                                   382

Roda de Ter                     203                                    202

Tàrrega                            453                                    157

Sant Martí de Riucrob     91                                     42

.

En los municipios en los que tenía representación, el descalabro ha sido de entre el 40 y el 80% de los votos. Evidentemente, las dinámicas electorales municipales no son las mismas que las autonómicas, pero estos resultados indican claramente que, en temas de migración e inseguridad, lo único fácil son los discursos.

.