Posos de anarquía

Por qué no hay médicos en Madrid

Isabel Díaz Ayuso durante su comparecencia de ayer. EFE/Emilio Naranjo

Entre la sarta de mentiras que la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso (PP), soltó ayer durante su comparecencia, me llamó especialmente la atención su pataleo por la falta de personal sanitario. El cinismo e hipocresía que hay detrás de tal afirmación son equiparables a la ineptitud de la popular para gestionar "Madrid que es España en España", como balbuceó ayer.

¿Qué puede haber detrás de que ya antes del azote de la pandemia Madrid contara con un déficit de 600 médic@s de familia 150 pediatras, según AMYTS (Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid)? Sencillo, las condiciones laborales, esas con las que Ayuso ha deteriorado la calidad de la Sanidad Pública. Y no, no es solo una cuestión de dinero, es de atención al paciente, porque a estos héroes y heroínas a los que tanto se aplaudió desde balcones están obligados en Madrid a dedicar menos de 10 minutos por paciente y superan ampliamente el número de personas que atienden al día estipulado por ley.

Antes del azote del coronavirus, la precariedad alcanzaba al 44,5% de los profesionales sanitarios. La situación aún es peor para los menores de 40 años, rozando el 80%, con un 62% de ellos siendo interinos y un 17% eventual. La temporalidad en la Sanidad Pública madrileña, sencillamente, es demencial. Existe personal sanitario que lleva más 15 años encadenando más de una decena de contratos temporales. De los algo más de 17.000 profesionales, más de 13.600 sufren precariedad laboral, con contratos no sólo por meses sino, incluso, por días... durante años.

De esta manera no sorprende que este verano la Comunidad de Madrid ni siquiera consiguió retener a la mitad de los médicos MIR que habían concluido su residencia en Atención Primaria. Lo mismo sucedió en las especialidades. Si miramos a los servicios de urgencias la cosa no mejora: el 90% del personal es interino y en el caso de hospitales de referencia como La Paz la cifra supera el 97%.

¿Hace falta dar más explicaciones de por qué en Madrid no hay suficiente personal médico? Según CCOO, "mientras Madrid ofrecía contratos de tres meses, a lo sumo, otras Comunidades Autónomas contrataban por tres años y con hasta 6.000 euros más de salario al año, tanto a médicos como a personal de Enfermería".  Nada tiene que ver el COVID-19 con el origen de este déficit, tan sólo lo ha amplificado, y en agosto el SERMAS contaba con menos contratos que en julio, precisamente cuando más falta hacía el personal. Imaginen, de los 10.100 contratos de refuerzo COVID-19 que prometió Ayuso pars mayo-junio, a día de hoy aún no se han contratado a cerca de 2.500.

Este es el drama de la Sanidad Pública en Madrid y, me temo, en otras Comunidades Autónomas, pero ayer fue Ayuso la que mintió, la que preparó una escenografía tan patétita que pareciera que en lugar de con Sanidad matará el virus a base de banderas.