Pato confinado

Receta de patatas a lo pobre con pimientos

Patatas a lo pobre con pimientos.
Patatas a lo pobre con pimientos.

Plato humilde, económico, y guarnición excelente. Las patatas a lo pobre puede ser consideradas como un manjar. Son fáciles de hacer y salen sabrosas. Perfectas para acompañar carnes y pescados, o incluso como plato único si le añades algo de proteína. Se cocinan de forma lenta en la sartén, se busca que se confiten en el aceite: no son unas patatas fritas ordinarias. Tienen alma frutal, espíritu, sensualidad de huerta. Las patatas salen de este modo muy tiernas en sus carnes y jugosas. Combinan bien con otras verduras (las más utilizadas suelen ser las cebollas, ajos y pimientos). Debes dejar que se cocinen a ritmo de tortuga, con la sartén tapada. Son súper slow food. Así se aprovechan los vapores. Puedes innovar con los ingredientes: se las llama "a lo pobre" porque se añadía lo que había en la despensa, y que en esa época no era mucha cosa. Es conocido que la patata, tubérculo montaraz de las Américas, salvó del hambre y del olvido a generaciones enteras...

Receta de patatas a lo pobre con pimientos y cebolla

Ingredientes 2 personas:

  • 2 patatas grandes.
  • 1/2 pimiento verde italiano.
  • 1/2 cebolla.
  • 1/4 de pimiento rojo.
  • 1 ajo.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Sal.

Elaboración:

Tienes que cortar las patatas en rodajas algo gruesas (estilo panadera) y freírlas a fuego bajo en la sartén tapada y junto a las verduras. Puedes pelarlas o hacerlas con piel (salen sabrosas y así conservan más propiedades). Las tienes que repartir bien en la superficie. Cuando estén hechas puedes retirar el aceite y dejarlas al fuego para que se forme un poco de costra. Se hacen con un buen chorro de aceite. El tiempo de cocción es de alrededor de 20 minutos, y a fuego bajo. Aceptan hierbas aromáticas: como perejil fresco picado, tomillo, orégano, laurel...

1. Prepara patatas y pimientos y fríelos a fuego bajo:

Lava las patatas y córtalas en rodajas gruesas. Lava los pimientos y córtalos en dados pequeños o en tiras. Pela la cebolla y córtala en juliana. Pela el ajo y córtalo en láminas. En una sartén amplia, echa un buen chorro de aceite de oliva (recuerda que deben confitarse). Introduce las verduras, caliéntalo, y deja que se cocinen unos minutos. Reparte luego las patatas en la sartén junto al resto de hortalizas. Añade un poco de sal. Tapa la sartén y tenla a fuego bajo durante unos 15-20 minutos. Remueve de vez en cuando vigilando que no se partan.

➥ Seguimos con una receta de patatas a la importancia.