Opinión · Bulocracia

El presunto sufrimiento de la sardina espetada

“Animalistas denuncian que la sardina sufre al ser espetada y exigen que se haga de otra manera”. Esta noticia falsa que circula por Facebook está triunfando porque a muchos no les sorprende lo que dice, les parece que podría ser, sin duda, un asunto cotidiano digno de algún amigo acérrimo de los animales: “Un grupo de animalistas han denunciado que los chiringuitos malagueños llevan muchos años torturando sardinas a la hora de hacer los famosos espetos”.

El enlace que se comparte ahora en FB conduce a una información bajo la cabecera “Noticias Online”, pero cuya URL es noticias.cadizenred.com. En todo caso, la ‘noticia’, que tiene fecha del 10 de abril de 2019, no solo es falsa, sino que está alojada en una página que avisa de que “esta noticia es una noticia de humor que nada tiene que ver con la realidad, no existe tal grupo de animalistas que estén en contra de los espetos, o al menos eso creemos. Sin ánimo de ofender a nadie, solo publicamos este tipo de noticias para entretener y divertir a nuestros lectores”. Pero esto lo ponen al final de la noticia, así que la mayoría de los que la comparten como cierta no llegan tan lejos.

Lo curioso es que poco antes, el 22 de marzo de este año, fue otra página, Cerebrother, la que publicó los mismos argumentos, en esta ocasión citando al partido animalista Pacma y un “comunicado en la web oficial” de esta formación: “Los empresarios de los chiringuitos malagueños llevan años permitiendo la tortura de las sardinas (…) Tenemos constancia de que más del 55% de los espeteros introducen la varilla de hierro en el cuerpo del pescado y los ponen a la brasa antes de morir”. Luego citan alguna ley y demás tontunas para adornar la información.

Pero estos dos sitios no son los únicos que hasta ahora han apostado por divulgar esta fake news que pretende ser graciosa y no una patraña en sí misma. La presunta tortura de los espeteros a las sardinas que ensartan en un palo ya la lanzó al mundo, antes de estas dos webs, otra página llamada Postureo Malagueño.

Lo hizo el 9 de febrero de 2018, hace más de catorce meses. Entonces esta pagina de coña contaba la misma cuestión: “PACMA denuncia que la sardina sufre al ser espetada y exige que se cocine de otra manera”, porque “desde PACMA estaremos vigilantes para evitar que la sardina sea espetada antes de morir y tomaremos medidas legales en caso de que llegue a producirse”.

Son tres versiones de la misma historia inventada difundidas en tres webs distintas con un año y varios meses de diferencia, lo cual quiere decir que este asunto gusta mucho o al menos que se sigue intentando. Lo ‘bueno’ de las noticias falsas como esta, que es atemporal y va de graciosa, es que pueden republicarse a demanda y suelen obtenerse los mismos resultados.