Pato confinado

Receta de tempura de verduras

Tempura de verduras.
Tempura de verduras variadas.

No es la forma más saludable de comer verduras debido a la fritura, pero el sabor y la textura mandan a los cuatro vientos cualquier remilgo (un día es un día). Las verduras en tempura atrapan. Crujientes, sabrosas, apetecibles. Son un buen entrante o acompañamiento. Se trata de unas verduras rebozadas en una masa de harina especial, muy típicas de la cocina japonesa. Dicha harina es hoy fácil de encontrar en muchos supermercados (en su defecto, puede utilizarse una de trigo convencional o mezclar la de trigo con maicena y levadura).

Para la fritura es mejor utilizar aceite de oliva, ya que tiene más resistencia al calor que otras grasas, se degrada menos y es más saludable. Las verduras deben cortarse en bastoncitos o rodajas del mismo tamaño (de este modo al freírse el resultado será homogéneo). La masa de la fritura necesita agua muy fría para que el rebozado salga al punto, crujiente y poco agarrado. En esta receta se utiliza normalmente el pimiento rojo, la zanahoria, la berenjena, la cebolla o el calabacín, siempre combinados, pues la variedad es uno de los alicientes del plato. La tempura también funciona con otros vegetales (brócoli, calabaza...) y con setas o gambas.

Receta de tempura de verduras

Ingredientes 4 personas:

  • 1 calabacín.
  • 1 berenjena.
  • 1 pimiento rojo.
  • 2 zanahorias.
  • 1 cebolla.
  • Harina de tempura (alrededor de 150-160 gr.).
  • 1 huevo.
  • Agua (250 ml.)
  • Aceite de oliva virgen.
  • Sal.

1. Corta los bastoncitos de verduras:

Pela la zanahoria y córtala en bastoncitos medianos, con forma rectangular. Pela la cebolla y córtala en juliana o en rodajas medianas. Lava el pimiento rojo y dale forma de bastoncitos algo más gruesos (quítale antes el tallo, los nervios blancos y las semillas). Corta con la misma forma el calabacín, sin pelar y lavado, y la berenjena. Reserva los bastoncitos de verduras en una fuente.

2. Prepara la masa de la tempura:

Bate un huevo en el recipiente donde prepararás la masa de la tempura. Ten preparada agua muy fría o con hielos. Añade la harina al huevo y remueve hasta que se integren los elementos. Echa agua helada, poco a poco, mientras lo bates. Mézclalo bien hasta conseguir una masa líquida, con la suficiente firmeza y que pueda cubrir sin dificultad las verduras (no tiene que estar ni muy líquida ni demasiado densa).

3. Fríe las verduras:

En una sartén u olla pon un generoso chorro de aceite de oliva (lo ideal es que cubra las verduras mientras se fríen). Cuando esté caliente (sin que humee, a unos 170 grados), ve rebozando los vegetales, con un punto de sal. Fríe durante unos minutos cada uno de los bastoncitos (cuando unos estén hechos, continúa con los siguientes). Tienen que salir bien rebozadas y algo crujientes en su interior. Ponlos sobre papel de cocina para que se absorba el aceite. Puedes acompañar la tempura de verduras con un poco de salsa de soja de las que venden con la sal reducida.

➥ Seguimos con una receta de fideos yakisoba.